Evangélicos defienden reformas a la Constitución

11 Noviembre 2013

Por Rvdo. Miguel Ángel Casco *.

Recientemente la Asamblea General de la Coordinadora Evangélica en la sesión celebrativa de su 32 Aniversario emitió una Proclama Evangélica la que consideramos de mucha importancia en la misma señala que vivimos una realidad que se nutre de historia, de luchas y esperanzas, de sueños en resurrección, de promesas cumpliéndose. Es por ello que desde lo más profundo de nuestra Fe Cristiana

PROCLAMAMOS:

Que la Presencia del Dios Yahvé en la historia de nuestro pueblo ha sido real aun en el proceso de la muerte del sueño – como la muerte del grano de trigo- Dios ha estado ahí actuando en nuestro diario caminar.

Que hoy estamos viviendo un tiempo agradable para el Señor, tiempo de resurrección, tiempo de restitución del débil, del huérfano y de la viuda, tiempo en que los pequeñitos del Señor están siendo restaurados para una esperanza viva, para proclamar de su gloria en medio de su pueblo.

CONSTATAMOS:

Que el gobierno que preside el Comandante Daniel Ortega Saavedra reconoce en público y en privado la primacía de Dios. Proclamando en plazas, calles y mercados que Nicaragua es Cristiana, Socialista y Solidaria. La Biblia dice que todo aquel que exalta y reconoce la gracia y soberanía de Dios en sus caminos, es bendecido y prosperado y Dios mismo se encarga de ponerlo de cabeza y no de cola.

RECONOCEMOS:

Que los programas sociales y de desarrollo que el gobierno impulsa se dan dentro del marco de la equidad y transparencia, llevando ayuda solidaria a miles de nicaragüenses. Al mismo tiempo se están construyendo las bases y los pilares para el desarrollo de mega proyectos como Tumarin, el Gran Canal, la Refinería, exploraciones petroleras, energía renovables y otros proyectos que confiamos en que Dios nos permitirá verlos en su pleno desarrollo generando ingresos y empleos sostenibles, para superar los niveles actuales de nuestra economía, posesionándonos en la cima del desarrollo latinoamericano.

Que la gestión y posición del gobierno en los casos con Colombia y Costa Rica es la más acertada. La misma está fundamentada en el marco de la Ley y del respeto al Derecho Internacional, lo que nos permite no solo el reconocimiento internacional sino también un lugar cimero y privilegiado en la diplomacia mundial.

LLAMAMOS:

A las diversas iglesias y organizaciones cristianas del país a impulsar una campaña de relación n e información con sus iglesias homologas en Costa Rica y Colombia a fin de que en sus respectivos países ellos puedan incidir en las tomas de decisiones de sus gobiernos, para que prospere la paz y el respeto al Derecho Internacional.

A los pastores y religiosos a no convertirse en voceros o cajas de resonancia de políticos frustrados que ante la ausencia de proyectos y propuestas creíbles en los últimos días se han dado a la tarea de promover la imagen de delincuentes comunes dándoles status de fuerzas irregulares que supuestamente se han armado en el Norte del país por motivos políticos, abriendo de esa manera un peligroso camino para los ladrones, asesinos, estafadores y actores de otros ilícitos quienes al ser perseguidos por la justicia se ponen la etiqueta de perseguidos políticos tratando de ocultar su verdadera identidad.

A defender la aprobación de las Reformas Constitucionales presentadas por la Bancada del Frente Sandinista a fin de institucionalizar voluntades políticas, proyectos de Estado y de Soberanía Nacional que trascienden a un partido o aun gobierno.

La única Constitución que no se reforma con el paso del tiempo es la Constitución Bíblica. Ella es la misma ayer, hoy y siempre. Pero las Constituciones Políticas de los países del mundo con el paso del tiempo si se reforman a fin de adecuarlas a las nuevas realidades a los nuevos momentos. El Proyecto de Reforma Parcial a 39 artículos de la Constitución, será dictaminado por una comisión especial la que tendrá la responsabilidad de buscar y generar el mayor consenso posible a fin de enriquecer el dictamen para su posterior aprobación por el Plenario

En relación a la Reforma al Arto. 5, nos parece que el texto propuesto obedece a un reconocimiento y aceptación de “los valores cristianos” asunto que engrandece a la nación y debe ser recibido con alegría y satisfacción por todos los cristianos nicaragüenses.

A mantener la unidad y cohesión en torno a todos los postulados que fortalecen al pueblo y a la Nación, a mantener en alto la soberanía nacional, a poner en alto el testimonio del Evangelio. Hacer de la fe cristiana un instrumento de lucha cotidiana que nos permita hacer visibles los signos del Reino de Dios aquí y ahora.

Rvdo. Miguel Ángel Casco González

* Presidente de la Coordinadora Evangélica-CEPRES

Comentar     Arriba