Escúchenos en línea

Nicaragua: una gran escuela en defensa de la vida

07 Julio 2020
Nicaragua: una gran escuela en defensa de la vida

Por Miguel De Castilla Urbina

Recientemente un periodista amigo me preguntó cómo observaba el funcionamiento de la educación nicaragüense hoy, en el contexto de las múltiples tensiones que provoca la Pandemia del coronavirus.

Para responder a esa pregunta es útil una de las apuestas más difundidas y de mayor fuerza y credibilidad de la UNESCO en los últimos cincuenta años, como lo es el de la "educación a lo largo de toda la vida", que no sólo significa que los seres humanos aprendamos permanentemente aún antes de nacer y hasta el momento de nuestra despedida de este mundo, sino que también que se aprende en todo los espacios y a través de todos los medios de la llamada Ciudad Educativa, es decir en la familia, la escuela y más allá de las escuelas, en todos los lugares de la vida en sociedad.

El concepto de "aprendizaje a lo largo de toda la vida"; está sembrado en la actual misión de la UNESCO. Su origen se remonta a 1972 cuando fuera publicada la obra Aprender a ser, nombre que adoptara el Informe de la Primera Comisión Internacional para el Desarrollo de la Educación encabezada por el Ex ministro de Educación Nacional de Francia Edgar Faure; y es ratificado, precisado y perfeccionado en el año 1996, en la obra La Educación encierra un tesoro, nombre del Informe de la Segunda Comisión Internacional para el Desarrollo de la Educación, encabezada por el también exministro francés Jacques Delors.

Para el análisis de la situación educativa del país hoy, no sólo es útil el concepto de educación a lo largo de toda la vida, sino más aún el de Ciudad Educativa a la que la Comisión Faure le dedica 100 páginas y tres capítulos de su obra.

En efecto, la pandemia del coronavirus ha permitido a la educación nicaragüense activar y poner en disposición de combate todas sus potencialidades tanto en las aulas de la educación formal, como en las calles, avenidas y espacios de la Ciudad Educativa de la educación no formal e informal, y del sistema educativo articulado, lo que incluye no sólo a los tres subsistemas educativos, sino que también a los canales 6 y 15 de la televisión pública nicaragüense.

No haber cerrado el sistema escolar, ha permitido no solamente cumplir con las exigencias curriculares de la educación formal, sino que ha desplegado a casi un millón de niños y adolescentes educadores, para llevar el mensaje del Ministerio de Salud a los hogares nicaragüenses de cara a introducir entre las familias los hábitos de lavarse las manos, usar mascarillas y mantenerse a distancia de quienes hablan, es decir, convertir las familias en verdaderas unidades de educación en salud.

En correspondencia con esto, las Brigadas del Ministerio de Salud con casi 5 millones de visitas casa por casa, han venido ratificando y legitimando el discurso de la población escolar en los hogares. Todo un sistema educativo de la educación no formal, articulada a la educación escolar formal. Nicaragua una gran escuela en salud familiar y comunitaria en favor de la vida y en contra de la enfermedad y las enfermedades.

Nicaragua, que a diferencia de todos los países de América Latina y el Caribe no ha cerrado su sistema escolar, tiene otra batalla que avanza paralela a la matrícula escolar y la batalla en contra del Covid-19, tal es, la de la calidad de los aprendizajes de los estudiantes.

En este orden, dado que un sector de la población estudiantil, por diferentes motivos no ha asistido o ha asistido de manera irregular a la escuela durante los meses de la crisis sanitaria, el Ministerio de Educación, igual que lo han hecho la casi totalidad de los Ministerios de Educación de América Latina y el Caribe, ha tomado la decisión de implementar, por primera vez en Nicaragua, la modalidad de las Tele clases a fin de fortalecer, completar y perfeccionar los aprendizajes de los principales temas de las asignaturas líder de los Planes de Estudio de la Educación Primaria y Secundaria del país.

En Nicaragua como caso único en el quehacer latinoamericano, hoy por hoy, la televisión pública, canales 6 y 15, conforman un subsistema del sistema nacional de educación junto a los subsistemas de la educación inicial (preescolar); primaria y secundaria, cuyo órgano rector es el Ministerio de Educación (MINED), las universidades publicas y privadas de servicio público, encabezadas por el Consejo Nacional de Universidades (CNU), y todas las instituciones públicas de la educación técnica, regidas por el Instituto Nacional Tecnológico (INATEC), y ese sistema articulado, como una mano convertida en puño, está hoy al servicio del Ministerio de Salud en la lucha en contra de la pandemia.

La Ciudad Educativa, tal a como la pensó Edgar Faure y sus compañeros para la UNESCO en 1972, en vivo y a todo color en Nicaragua, hoy en tiempos de pandemia.

Comentar     Arriba

Descarga la aplicación

en google play en google play