¿Por qué la oposición no es oposición?

27 Agosto 2010
Por Elmer Adam Ramirez España, docente UNI. Existen muchas razones, pero con marcada justificación es la de su nula integridad, es decir, no existe una valedera y consistente unificación, dado los intensos intereses que están de por medio, para muestra un botón, los supuestos líderes mayoritarios, tiene en ciernes sendas acusaciones de corrupción y otros cargos, me refiero específicamente a las famosas Huacas y CENIS. Ellos, la oposición han ido de reuniones en reuniones y nada de humo blanco, les falta poder de decisión para establecer un punto determinante. No hacen Patria, conspiran para seguir retroalimentando su Feudo de operatividad, tan es así que ni la misma Embajada USA, les pone el interés necesario en vista de la falta de credibilidad política. La oposición sigue siendo la misma desde hace 30 años, pero está bien que tengan experiencias, el problema es que no son agentes de cambio, ni para sus partidos (Algunos no reconocidos por el CSE, debido a sus propias omisiones), menos que sean un especial mercado político para la obtención de votos; es entonces que dicen: unámonos como en 1990, para vencer. Esta posibilidad tiene asidero, pero el caso de Doña Violeta Barrios de Chamorro, cuando fue Presidenta de este país fue un caso excepcional y el contexto era totalmente distinto, ahora se infla el globo de don Fabio Gadea Mantilla,-el cual no había podido verse después de tantos años de bregar en la política-, e imagino que la razón, es sencilla. Está siendo utilizado como última y desesperada acción de parte de Eduardo Montealegre, para desmontar al doctor Alemán, para luego descapitalizar las bases y adueñarse del partido, cosa que no permitirá en ningún momento Arnoldo. La oposición no es oposición, pues el Gobierno del Comandante Daniel Ortega, ha desplegado una estrategia de fortalezas y oportunidades que tienen un principio social convincente, pues además de humanitario, cumple a cabalidad con las promesas electorales que lo llevaron al poder; enumerar tantos beneficios y no reconocerlos es como no querer estar en este país, y eso hace la oposición; se aísla del pueblo y solo aparece con toques publicitarios que tan rápido como llegan se van. La oposición está diezmada, anémica, sus políticos cabildean al son de las componendas, no tienen visión de nación, además, en estos últimos cuatro años solo hacen críticas a todo lo que construye el Gobierno del FSLN, con ellos ni dan la cara, ni objetivizan ningún tipo de Agenda que sea comprendida por sus seguidores, que supongo, deben estar más que confundidos, sin poder aterrizar con los desaguisados de sus supuestos líderes. No es oposición, pues trabajan para captar protagonismo y sentir que están en los medio, pero en la realidad, bien saben ellos, que no tienen nada que ofrecer para las próximas elecciones, pues el pasado les acusa y los aparta, pues una vez, dos o tres veces, se engaña, pero después de 17 años que estuvieron en el poder solo se fortalecieron con mega salarios y olvidaron la salud y el bienestar del pueblo.
Comentar     Arriba