Denuncian contaminación con arsénico en un proyecto minero en Costa Rica

Agencia ACAN–EFE. Desde San José. | 17 de Marzo de 2007 a las 00:00
La organización ambientalista Unión Norte por la Vida (Unovida) presentó una denuncia judicial contra la empresa Industrias Infinito por contaminación con arsénico en un pequeño río en la comunidad rural costarricense de Crucitas, donde la firma tiene un proyecto minero a cielo abierto. Industrias Infinito es propiedad de la firma canadiense Vanesa Ventures y enfrenta una fuerte oposición entre la comunidad de Crucitas, en la zona norte de Costa Rica, cerca de la frontera con Nicaragua, donde opera una mina de oro a cielo abierto. Edgardo Araya, presidente de la organización, explicó hoy en un comunicado que Unovida decidió investigar la situación de la quebrada "Descubrimiento" porque desde hace algunos años una familia de la comunidad, que vive a pocos metros del río ha sufrido problemas de irritación en la piel, sarpullido y picazón hasta necesitar atención médica. Además, en la zona, "varias vacas han muerto inexplicablemente y muchas otras han abortado", agregó. Semanas atrás, añade el comunicado, solicitaron al laboratorio de la estatal Universidad de Costa Rica, realizar el muestreo y analizar el agua de la quebrada. El resultado emitido por un laboratorio de la Escuela de Química de esa universidad determinó que existen elevados niveles de arsénico, desde 2,3 hasta 10,93 miligramos de esta sustancia por litro de agua (mg/l). "Los parámetros permitidos por el Banco Mundial para minería a cielo abierto son de 0,1 mg/l. La Organización Mundial de la Salud indica que para agua potable lo permitido es 0,01, y en Canadá, para agua potable el valor es 0,005", subrayó Araya. "En Estados Unidos la agencia para la protección ambiental indica 0,15 mg/l para ríos. En el Valle del Siria Honduras se asustaron cuando encontraron 0,51 y 0,76 en dos quebradas que salen de una mina. En la quebrada Descubrimiento en Crucitas se detectaron niveles de hasta 10,93 es decir 70 veces lo permitido", agregó. En el corto plazo, la exposición al arsénico produce irritación de los ojos, piel y aparato respiratorio, también gastroenteritis, desórdenes cardíacos, convulsiones y disfunción renal. A largo plazo provoca dermatitis, cáncer, problemas en la reproducción y el desarrollo humano. Unovida afirma que la contaminación con arsénico es responsabilidad directa de la firma canadiense, pues en esta quebrada desaguan las aguas provenientes de la mina. Hasta ahora, la empresa no ha emitido ninguna reacción a la denuncia, y el caso está en manos de las autoridades judiciales del país.