Quienes Somos Trayectoria Programación Escribenos

Escuche la radio en línea



Banco del Sur ya es una realidad. Próximo paso, el Fondo Monetario del Sur

Varias agencias. Desde Buenos Aires, Argentina. | 9 diciembre de 2007

Comentar    
Seis mandatarios latinoamericanos firmaron en Buenos Aires la noche de hoy el acta que dio nacimiento al Banco del Sur, una entidad que busca convertirse en una alternativa al FMI en materia de financiación regional, para fomentar el desarrollo y la integración. Los presidentes de Argentina, Néstor Kirchner; de Brasil, Luiz Inacio Lula da Silva; de Paraguay, Nicanor Duarte Frutos; de Ecuador, Rafael Correa; de Bolivia, Evo Morales y de Venezuela, Hugo Chávez, pusieron la rúbrica al documento en el último acto de gobierno del presidente argentino. La ceremonia de constitución del Banco, celebrada en la casa presidencial en Buenos Aires, se convirtió en una emotiva despedida que los presidentes que la suscribieron tributaron al mandatario argentino Néstor Kirchner, que el lunes transmitirá el mando a su esposa Cristina Fernández, presidente electa y también presente en la ceremonia. "¡Patria sí, colonia no!", corearon activistas, en su mayoría del gubernamental peronismo argentino, que se agolparon detrás de los asientos que ocupaban los mandatarios en el ceremonial Salón Blanco de la Casa Rosada. La nómina de presidentes de países que adhieren al banco se completará el lunes cuando arribe el de Uruguay, Tabaré Vázquez, quien pondrá su rúbrica al acta antes de participar en la ceremonia de investidura presidencial de Cristina Fernández de Kirchner, confió a la AFP una fuente de la Cancillería. El 'padre' del Banco del Sur es el venezolano Chávez que lo propuso a los países de la región en agosto de 2004, como "una estrategia para la independencia y el desarrollo" de América Latina y herramienta de unidad de "la nación sudamericana". Durante los últimos tres años hubo reuniones técnicas de representantes de los países que adhirieron al proyecto, entre los cuáles también estaban Chile y Colombia, pero finalmente éstas dos naciones –con gobiernos más allegados a los Estados Unidos– optaron por no participar en la iniciativa financiera. El acta incluye entre los objetivos del banco, que tendrá su sede en Caracas y sucursales en La Paz y Buenos Aires, "fortalecer la integración, reducir las asimetrías y promover la equitativa distribución de las inversiones" entre los socios de la entidad. El Banco del Sur "tendrá por objeto financiar el desarrollo económico y social" de los países de la Unión Suramericana (UNASUR) que se integren como miembros, "en forma equilibrada y estable, haciendo uso del ahorro intra y extra regional", según el texto del acta fundacional de la nueva entidad firmado por el presidente Néstor Kirchner con sus pares de la región. Con un capital inicial de 7 mil millones de dólares, la institución nace como instrumento para promover y apoyar el desarrollo integral de los países suramericanos, mediante el financiamiento de programas bajo un esquema de cooperación y no de explotación.

Evo Morales

El presidente de Bolivia, Evo Morales, fue el primer mandatario que habló en el acto. Advirtió que la creación del Banco del Sur debe ser el primer paso para nuevos avances en la integración de los países latinoamericanos, entre los que destacó la creación de una moneda única para la región. "Hoy nace una esperanza para nuestros pueblos de América del Sur. Esperamos acelerar su implementación (del Banco) y que sea lo más democrático y transparente. Es el primer paso para que Suramérica tenga una moneda única", dijo el primer mandatario boliviano. "Este el primer paso para que Latinoamérica tenga su propia moneda, una moneda única en Sudamérica", señaló el primer mandatario indígena de América. "No sólo nos dará acceso a un financiamiento que otros nos niegan. Aportará al desarrollo social de nuestros países", aseguró. "El banco será fundamental para realizar la iniciativas de integración física regional. Y nos permitirá superar las limitaciones de acceso al crédito que nos imponen otros bancos multilaterales. Es un banco que no sólo resuelve los problemas económicos, sino también sociales", subrayó el presidente Morales. Manifestó que el Banco del Sur inicia en un momento histórico en el que en Suramérica se gestan democracias liberadoras. "Democracias sometidas a su pueblo y no al imperio, en el que sus Presidentes apuestan a sus naciones", afirmó. Asimismo, dijo Morales que esta nueva institución financiera representa un momento histórico para la economía porque permitirá resolver los problemas existentes en este sentido. "Debe ser un Banco del Sur que no solamente de créditos a Estados, sino a empresas públicas y sociales", demandó. Resaltó que conoce instituciones financieras que nunca se han comprometido a dar créditos a empresas de este tipo, "Por eso, hoy nace una esperanza para nuestros pueblos mediante el Banco del Sur", declaró. "Esperamos acelerar su implementación, su puesta en práctica, y que este Banco sea lo más democrático y transparente que tenemos, es el gran deseo", afirmó Morales. para quien entre jefes de Estado "no debe haber egoísmos ni hegemonismos". "Bolivia es el último país de Suramérica y el penúltimo de América Latina y con esta clase de instrumentos podemos impulsar cierta igualdad entre países", apuntó Morales luego de subrayar la necesidad de "acabar con las asimetrías de país a país".

Lula

El presidente brasileño Lula da Silva subrayó entre aplausos que el Banco del Sur "será el primer banco internacional verdaderamente controlado por los países del continente". Y llamó a los demás países latinoamericanos a que "se junten a nosotros" porque "no existe alternativa individual para ningún país". Lula da Silva advirtió, y convinieron todos sus colegas, "hoy le hacemos un homenaje al presidente y compañero Néstor Kirchner". Luego de elogiar el impulso de Chávez y Kirchner a esta iniciativa, contó que la idea inicial era hacer el festejo en Caracas el 5 de diciembre. "Pero convinimos que nada mejor que rubricar la fundación del Banco del Sur en vísperas de la asunción de la presidenta Cristina". Sostuvo que el Banco significa un paso decisivo para la integración sudamericana. "El futuro de cada uno de nuestros países depende del futuro de los demás", señaló, haciendo votos para que el Banco del Sur "se convierta en patrimonio de toda Sudamérica". Lula señaló "este nuevo órgano económico regional será fundamental para superar las limitaciones de acceso para financiar los proyectos de nuestros países. Y empezará a derrotar la dependencia suramericana frente al sistema internacional, fortaleciendo la autonomía financiera de América de Sur". "Es el primer banco internacional realmente creado por los países de nuestro continente. El banco se transforma en un patrimonio de la región y con su consolidación vamos a profundizar la integración financiera regional. Llegamos a un resultado aceptable para todos nosotros, ahora necesitamos permanecer firmes en este proyecto", apuntó Lula. Dirigiéndose a su colega boliviano, dijo que "Evo Morales es lo más extraordinario que ha ocurrido últimamente en América Latina", en alusión a la lucha de los indígenas de esa nación.

Correa

A su momento, el presidente de Ecuador, Rafael Correa, vaticinó que el Banco del Sur permitirá a América latina liberarse de cadenas financieras. La iniciativa "es un inmenso paso al frente para la integración latinoamericana. Tenemos un pasado común, es hora de buscar un destino común" , dijo el mandatario ecuatoriano. El mandatario ecuatoriano aludió también muy críticamente a la dolarización de la economía ecuatoriana, dispuesta por gobiernos anteriores. Luego de repudiar "el neoliberalismo", al que llamó "deleznable", destacó que Ecuador ha sido "sumiso" a las recetas del FMI. Advirtió que para "resolver este problema" de la dependencia regional de los organismos financieros internacionales, el Banco del Sur "es todavía insuficiente. Es necesario además la creación de un Fondo Monetario del Sur para fortalecer los mecanismos de integración e independencia financiera entre nosotros", acotó. El economista Correa dijo que "necesitamos la creación de un Fondo del Sur, que permita juntar las reservas depositadas fuera de la región" y subrayó que los países latinoamericanos "tienen más de 250.000 millones de dólares depositados en bancos del exterior con el pretexto de la seguridad". "La suma de nuestras reservas (monetarias) permitirá la financiación del desarrollo de nuestros pueblos", insistió Correa. El Banco permitirá a América latina "liberarse de esas cadenas que nos atan a la dependencia financiera", opinó el mandatario. "Los países suramericanos pondrán fin a la inútil dependencia política-financiera que han tenido por años con el modelo neoliberal", dijo. "Un nuevo esquema alternativo de articulación de los bancos centrales latinoamericanos en torno a este Fondo del Sur, como eje central. Esto permitirá la convergencia hacia un esquema monetario común, a partir del desarrollo de un sistema de pagos sustentado en una moneda de cuenta regional", explicó el economista y mandatario ecuatoriano. Correa subrayó que no existen impedimentos técnicos, ni financieros, para lograr los objetivos planteados. "Se trata sólo de una decisión política para superar esa trampa institucional que heredamos de la larga y triste noche neoliberal", indicó. "Nada impide sentar las bases para la creación de un sistema monetario común, mañana mismo podemos tener nuestra propia unidad de cuenta para contabilizar", puntualizó Rafael Correa.

Duarte

Duarte, presidente del Paraguay, recordó que "hace diez años no imperaba el espíritu que ahora nos domina en América del Sur. "Este banco, inspiración de Chávez y Kirchner y el sueño de todos, es un toque de alerta para la historia de los organismos financieros multilaterales, que siempre han subordinado a los países de menor desarrollo a sus criterios y patrones, para la concesión de créditos sin mirar la realidad, la cultura, las costumbres y los procesos de América Latina y América del Sur", agregó el presidente paraguayo. Sostuvo que Suramérica "empieza a impregnarse de sentido social" porque "hay un nuevo signo en la lucha política regional". Según Duarte, la región tiene ahora "una voz mucho más potente, cohesión y poder político" después de que "el poder mediático al servicio del colonialismo" se dedicara "a desacreditar" a los líderes. "El Banco del Sur ha sido demonizado por ciertos comunicadores sociales al servicio del imperialismo y el colonialismo, por el poder mediático arrogante, que sigue pretendiendo colonizar las mentes de nuestros pueblos, desanimar a los líderes y ganarnos por la apatía, es el comienzo de lo que podemos hacer para que América del Sur tenga una voz más potente y seamos regiones con presencia, cohesión y poder político en esta era de la globalización. No se puede forjar la grandeza si no integramos los valores comunes", dijo Duarte. "Tengo mucha fe que las banderas que hoy levantamos en América del Sur para la liberación de nuestros pueblos; ningún poder político, por más poderoso que sea, podrá secuestrarlas de nuestras manos. Desde Paraguay, celebramos este acontecimiento y más aún su sentido: una institución al servicio del desarrollo, la reducción de la pobreza, la optimización de las potencialidades que tenemos y la necesidad de integrar los esfuerzos del sector público y los agentes privados para que tengan responsabilidad social", añadió. Duarte subrayó que con la creación del Banco del Sur se ha integrado de manera serena la pasión con la racionalidad. "Si sólo fuera la pasión, podríamos cometer errores, y si fuera sólo la razón, podríamos terminar en mera retórica".

Chávez

El presidente Chávez comenzó sus palabras dirigiéndose "al querido hermano Néstor (Kirchner), a la querida hermana Cristina (Fernández) y recordó que la firma coincide con un aniversario de la batalla de Ayacucho, librada en 1824, que marcó la derrota definitiva del colonialismo español y garantizó la independencia sudamericana. Audio del discurso Chávez dedicó la mayor parte de su discurso de unos 40 minutos a recordar "las grandes batallas" de la independencia y la lucha de sus próceres "contra las oligarquías" de sus respectivos países e hizo algunas reflexiones sobre la importancia de la verdadera unidad de los pueblos para lograr la libertad, expresando que "seamos libres e iguales porque lo demás no importa nada". Refirió que "el mundo está invertido en materia financiera", según explicó, los países pobres le transfieren a los países ricos 2 mil millones de dólares diarios, "colocando nuestros ingresos en los bancos del Norte". En ese sentido, indicó que el capital de los pueblos están depositados en las entidades financieras de Norteamérica, "cientos de miles de millones de dólares; en bonos del tesoro de los Estados Unidos, en papeles, en Euros o en bienes. Llegó la hora de comenzar a traer esos recursos para acá". Afirmó que el Banco del Sur es un nuevo mecanismo que nació para dedicarle mucha atención y firme voluntad política, "no debe delegarse sólo a los técnicos, hacen falta, pero no son los que deben tomar las decisiones". Coincidió con Correa en que hace falta repatriar "el dinero que es de nuestros pueblos" en referencia a los fondos colocados "en los bancos del norte". "Nace el Banco del Sur, algo impensable hace diez años. Forma parte de una idea, de un conjunto de ideas orientadas a garantizar nuestra independencia. El Banco debe ser el primer paso para traer esos capitales nuestros depositados en el exterior, para poder dedicarlos a inversiones para el desarrollo y para combatir la pobreza y la miseria. Es hora de traer esos recursos para acá", enfatizó el presidente venezolano. Bromeó con que su colega de Brasil, a quien llamó entre risas "el jeque del Amazonas" gracias al hallazgo brasileño de reservas petroleras "gigantescas". Tras calcular que las reservas monetarias de Brasil llegan a unos 200.000 millones de dólares apuntó en broma que Lula "tiene mucha plata", a lo que el brasileño respondió con una sonrisa. Chávez destacó que Brasil "acaba de encontrar reservas petroleras gigantescas" gracias a que Petrobras, controlada por el estado brasileño, "invirtió mucho" en la búsqueda de nuevos yacimientos de hidrocarburos. Lula Da Silva "es el jeque del Amazonas", señaló antes de lamentarse de que el hundimiento "de una plataforma" de exploración en el mar hizo que Petrobras sufriera "un atraso de 10 años" en hallar los nuevos yacimientos. "Nuestros países tienen reservas de petróleo. Pero en muchos casos no podemos sacarlo porque nos falta financiamiento para las inversiones. Esa es la función que cumplirá el Banco del Sur", ejemplificó. El presidente de Venezuela, que tiene las mayores reservas de hidrocarburos de Suramérica, abogó por la "integración energética" de la región. Comentó que espera que Argentina logre aumentar sus reservas de petróleo y matizó que si Bolivia tiene yacimientos de hidrocarburos en territorio vecino al de Paraguay "quizá también allí haya" ese recurso, "como ha dicho" el presidente paraguayo, Nicanor Duarte. Chávez manifestó sentirse muy feliz con el nacimiento de esta institución Suramericana. "Hoy oímos las voces de nuestra patria y nuestro pueblo", resaltó. "Hagamos realidad el Banco del Sur, hagamos realidad la Unión Energética del Sur. Sólo así seremos libres", afirmó el jefe de estado venezolano. En su opinión este banco forma parte de un sistema de instrumentos liberados, conjuntamente con Telesur, Petrosur y Unasur, porque constituyen un desafío para romper los paradigmas. "Solo unidos es que podemos ser verdaderamente independientes, verdaderamente libres (…). Solo unidos seremos libres y grandes, nuestro continente, nuestra Suramérica, nuestra América Latina", insistió. "Gracias, Néstor, por tantas cosas estos años", concluyó diciendo, al recordar que "hace diez años yo me sentía muy solo en la región".

Los Kirchner

Kirchner celebró que la creación del Banco sea también su último acto de gobierno. "Quiero agradecerte, Hugo, por el permanente apoyo de Venezuela a la Argentina, por la permanente solidaridad de tu país. Los argentinos vamos a estar eternamente agradecidos por la solidaridad de Venezuela (…), compartimos el pensamiento y el corazón", dijo Kirchner, dirigiéndose expresamente a Chávez. Kirchner fue luego agradeciendo, uno por uno, a los restantes presidentes y luego, sorpresivamente, invitó a su esposa a hablar. Cristina Fernández fue ovacionada al ocupar el podio. "Me siento absolutamente convencida de que vienen cambios de paradigmas y no hay pueblos, ni sociedades que quieran volver atrás Estamos asistiendo a un cambio de época y de paradigmas", sostuvo ella, al agregar que "depositamos muchas esperanzas en este Banco", empezó su discurso. La futura presidenta argentina se congratuló porque ahora, "por primera vez, nuestros presidentes se parecen a sus pueblos". Y dirigiéndose a Chávez, lo calificó de "militar patriota. Los tiempos que han corrido en la región no es poca cosa encontrar a alguien como usted (Chávez). Rescata las mejores tradiciones de las luchas de la emancipación nacional, donde los hombres de armas antes que militares eran por sobre todas las cosas patriotas, que es lo que necesitamos, patriotas". Reiteró al mandatario venezolano el "eterno agradecimiento y reconocimiento", debido al respaldo que en todo momento ha dado a la nación del cono Sur, "cuando nadie nos ayudaba". Y al dirigirse al presidente brasileño Lula da Silva, Cristina reconoció: "Usted es un hombre clave en América latina". "Este Banco del Sur, en el cual depositamos muchas esperanzas para que sea un instrumento, precisamente, que aborde lo que necesitan los pueblos y nuestras sociedades: financiamiento, inversión para infraestructura, para producción, para trabajo y para mejorar la calidad de vida de nuestros compatriotas. Es por eso que nosotros desde hace mucho tiempo hemos abrazado esta causa política", aseguró Fernández. Cristina Kirchner dedicó unos párrafos a rendir homenaje al "patriota latinoamericano, mariscal Solano López", presidente de Paraguay asesinado en la Guerra de la Triple Alianza en el siglo XIX. "Brasil, Argentina y Uruguay tenemos una deuda histórica con el pueblo paraguayo en lo que fue la guerra de la 'Triple Traición' a la condición latinoamericana", en aquella guerra que destruyó la floreciente economía e independencia paraguaya, dijo.

Temas pendientes

El ministro venezolano de Finanzas, Rodrigo Cabezas, informó a su salida de una reunión con funcionarios de Economía, Hacienda y Finanzas de los países que integran el Banco del Sur que se prevé que en los próximos 60 días pueda acordarse el estatuto de funcionamiento del banco con el fin de que se active su operación próximamente. Cabezas explicó que en el encuentro se expusieron temas concernientes al acta fundacional, capital de inicio y sistema de gobernabilidad. Indicó que respecto al tema del capital existen propuestas de Venezuela y Argentina, las cuales deben ser analizadas y sometidas al consenso. "Es preciso definir el monto del capital social de todo el banco y monto capital subscrito que hagan los países en los próximos 3 y 5 años, así como las alternativas de apalancamiento de financiamiento del banco en el espacio de ese capital suscrito y el capital social total", explicó. Respecto al tema de la gobernabilidad, Cabezas señaló que cada país representará un voto, con el fin de evitar que algún Estado tenga una oposición hegemónica y así diferenciarse de instituciones financieras como el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial. Agregó que el banco se caracterizará por estar conformado por países suramericanos "en igualdad de términos y condiciones", por lo que deja la puerta abierta a una futura adhesión de Chile, Colombia y Perú.


Comentar     Arriba

PROGRAMAS EN AUDIO

Síguenos en

Facebook

Twitter

Blogs

Tomás, Comandante de la poesía

Publicado el 23 noviembre de 2014

El círculo vicioso de la violencia contra la mujer

Publicado el 23 noviembre de 2014

Pensamiento Crítico

¿Cómo se manipula a los yihadistas? ¿Quién lo hace?

Mientras Francia y el Reino Unido descubren con horror que personas normales pueden ser súbitamente ...

Política y diálogo en el contexto de la relección de Dilma Rousseff

La reelección de Dilma Rousseff propicia reflexiones sobre varias formas de hacer política de ...

Integración moral de la sociedad en la Bolivia del Presidente Evo Morales

“La hegemonía es pues una combinación de fuerza y seducción, de victoria (Lenin) y convencimiento ...