Escúchenos en línea

Nuevo gobierno al poder en Bahamas

La Habana. Agencia PL. | 14 de Mayo de 2012 a las 00:00

Los recientes comicios generales de Bahamas posibilitaron el regreso al poder del Partido Liberal Progresista (PLP),la organización que más veces ha conducido la política en esta nación desde las primeras elecciones parlamentarias en 1955.

Con el resultado de las urnas, el pasado 7 de mayo, la agrupación de izquierda, encabezada por Perry Christie, puso punto final al dominio del Movimiento Nacional Libre (FNM, en inglés), bajo la guía del hasta entonces primer ministro Hubert Ingraham.

El PLP conquistó 29 puestos en el Parlamento mientras que dos decenas de asientos menos correspondieron a la fuerza conservadora, cuyo objetivo principal era repetir el éxito de cinco años atrás.

Hace un lustro, el FNM comenzó su tercer mandato pues antes guió a este archipiélago, de 24 islas habitadas y 600 sin esa condición, de 1992 a 2002.

Ahora, la Alianza Nacional Democrática quedó sin ningún lugar en la entidad legislativa de 38 butacas, cuando varios analistas consideraban sus posibilidades de éxito, que eran casi nulas para otros partidos minoritarios y candidatos independientes.

Unos 172 mil 130 bahameses fueron llamados a sufragar, con lo cual se registró la cifra más alta de todos los tiempos, y fue superior en 22 mil al número de los últimos comicios.

Tras conocer el resultado, Ingraham, a quien otra victoria le hubiera significado su cuarto ascenso al poder, reconoció la derrota y elogió la tranquilidad de la jornada, observada por delegados de agrupaciones internacionales y Estados Unidos.

Una vez más, destacó, los bahameses (independientes de Reino Unido desde julio de 1973, aunque la reina británica es su jefa de Estado) han demostrado la vitalidad y fortaleza de su orgullosa herencia democrática.

El político anunció además la dimisión como parlamentario y guía del FNM, y explicó que retomará su vida privada después de gran parte de la existencia dedicado a quehaceres públicos.

Tengan por seguro que en los próximos días y meses serán testigos del cumplimiento constante y sistemático de todo lo que hemos prometido, subrayó Christie ante seguidores al jurar como primer ministro dos días después de las votaciones.

El también ocupante de ese cargo entre 2002 y 2007 comentó que una de las tareas más urgentes es hacer de Bahamas un lugar seguro y próspero para todos sus ciudadanos.

Durante la campaña electoral, un tema recurrente fue la explotación de los recursos petrolero del país, aunque Ingraham afirmó en abril pasado que su administración no permitiría la perforación del llamado oro negro.

Bahamas lleva adelante estudios, pero carece de un plan para extraer el hidrocarburo en sus aguas, precisó al diario The Nassau Guardian en un contexto en el cual la Compañía de Petróleo de la nación había anunciado sus intenciones de excavar un pozo en abril de 2013.

Esa entidad inició hace siete años negociaciones con el Gobierno de Christie para tener licencias y permisos en las labores de exploración.

Según el analista Wayne Johnson, el aprovechamiento de la industria petrolera bahamesa proporcionaría un importante impulso económico al país y la reducción de los gastos energéticos.

Citado a inicios de abril último por el referido medio de prensa, Johnson manifestó que resulta necesaria la educación masiva sobre el potencial existente en la nación y la manera de beneficiarse del hidrocarburo.

En opinión del experto, un componente clave para contar con una próspera industria del petróleo en Bahamas radica en el desarrollo de una estrategia nacional que incluya el establecimiento del Ministerio de Recursos Naturales y Energía.

De esa manera, agregó, el Gobierno tendrá las políticas y procedimientos en el lugar adecuado, y los bahameses podrán recibir los beneficios correspondientes.

Por otra parte, Christie prometió gobernar "de forma merecedora de la confianza de la ciudadanía" en la cual se refuerce la economía, se logre la justicia social y se mantengan valores sólidos y el respeto de la ley y del orden.

La organización vencedora pretende además aumentar la inversión en educación y formación, y colaborar con el sector privado para impulsar un plan de revitalización del crecimiento económico.

Otro de los objetivos del PLP, expuestos en un comunicado, es trabajar por proteger las fronteras nacionales en aras de acabar con la inmigración ilegal, el tráfico humano y el contrabando de armas y drogas.

Al mismo tiempo, impulsará una reducción de impuestos en el ámbito inmobiliario y de la construcción para favorecer el desarrollo superior de ambos sectores.

 


Descarga la aplicación

en google play en google play