Escúchenos en línea

Contabilizan 6,5 millones de alfabetizados con programa cubano en todo el mundo

La Habana. Agencia PL. | 3 de Agosto de 2012 a las 00:00

El método cubano de alfabetización Yo, sí puedo arrancó de la ignorancia en poco menos de una década a unos 6,5 millones de personas, una cifra superior a lo conseguido hasta este viernes por otros programas en el mundo.

Eso no lo ha logrado en el mundo ningún otro procedimiento, explicó en conversación con Prensa Latina José Ricardo del Real, jefe del Departamento de Educación de Jóvenes y Adultos y Alfabetización del Instituto Pedagógico Latinoamericano y Caribeño.

A ello se suma que actualmente en clases hay más de un millón de iletrados, añadió el directivo al referirse a los resultados del sistema probado por primera vez en Venezuela en el 2002 y que se ha aplicado ya en 28 países.

Interrogado acerca de los costos del Yo, sí puedo -que suele desarrollarse entre siete y 14 semanas- Del Real afirmó que el costo es relativo en función de la concepción del programa, pero que como promedio no supera los cinco dólares.

Dependiendo de la concepción del programa y el aseguramiento de los materiales docentes, televisor y reproductor de DVD, alfabetizar a una persona puede costar de cuatro a cinco dólares, estimó.

Con simple aritmética se necesitarían siete mil 590 millones de dólares para eliminar ese flagelo a juzgar por la estadística que sitúa en 759 millones los adultos que a nivel mundial no saben leer y escribir.

El dato se duplicaría si se cuentan los que no tienen el nivel equivalente a la enseñanza elemental (seis grados), añadió.

Nuestro propósito, abundó, fue crear una metodología que asegurara un proceso de enseñanza-aprendizaje con calidad y en corto plazo, y que pudiera implementarse con economía de recursos humanos y financieros.

El sistema nos permite llegar a los lugares más recónditos y no necesita la formación de docentes al emplear facilitadores, por lo general voluntarios, con lo que se disminuyen costos y tiempos de duración, aseguró el académico.

"Ha demostrado que con economía de recursos y de tiempo puede contribuirse a la solución del fenómeno del analfabetismo", argumentó del Real al destacar la prueba piloto que se realiza actualmente en Australia y su aplicación en Ecuador.

 


Descarga la aplicación

en google play en google play