Escúchenos en línea

Gobierno argentino confirma negativa a reconocer referendo en las Malvinas

Londres. Agencia PL. | 5 de Febrero de 2013 a las 15:30

El canciller argentino, Héctor Timerman, ratificó este martes ante un grupo de diputados británicos la negativa de su país a reconocer el referendo que se celebrará en marzo sobre el estatus político.

Durante una reunión con el grupo multipartidario argentino-británico, como parte de una visita de tres días a Londres, afirmó que ningún país acepta la soberanía del Reino Unido sobre las islas Malvinas.

La consulta prevista para los días 10 y 11 de marzo, en la que se preguntará a los isleños si desean seguir bajo soberanía británica, no es un asunto de negociación, apuntó Timerman en el segundo día de estancia en la capital británica.

El referendo de autodeterminación no se aplica a las Malvinas, manifestó el canciller al reafirmar la postura de su Gobierno de no reconocer el plebiscito, que se realizará en las islas, ubicadas a ocho mil 700 millas -unos 14 mil kilómetros- del Reino Unido.

No se trata de personas colonizadas, se trata de un territorio colonizado, y ni un solo país en el mundo reconoce la soberanía británica en las islas, remarcó Timerman ante los diputados.

Timerman aseguró a los legisladores su interés en iniciar un diálogo con el Reino Unido lo antes posible, pero insistió en que la disputa por las Malvinas es una cuestión entre los dos gobiernos, en la que un referendo no tiene lugar, refirió el diario The Huffington Post.

De acuerdo con las Naciones Unidas, los habitantes de las Malvinas -cerca de tres mil- no son una población nativa, sino personas que llegaron después de una invasión del territorio, tenemos que respetar los intereses de las personas que viven en la zona, pero no sus deseos, expresó.

El jefe de la diplomacia argentina comparó el enfoque británico en las islas con los asentamientos israelíes en los territorios palestinos ocupados.

Por su parte, el presidente del grupo multiparlamentario, Robin Walker, manifestó a la prensa que consideraba poco probable un cambio en las respectivas posturas de los dos países, tras haberse desarrollado una discusión amplia en la que se abordaron varios asuntos.

Argentina ha dejado su postura muy clara, al igual que los parlamentarios británicos han insistido en que se respete la autodeterminación de los isleños, dijo Walker, quien subrayó que tanto Londres como Buenos Aires coinciden en la utilidad de un diálogo.

La disputa en torno a la soberanía de las islas Malvinas tiene su origen en la ocupación británica de 1833, a partir de la cual Argentina ha realizado sucesivos reclamos sobre el archipiélago, y tuvo su punto más álgido con la guerra desatada entre ambas partes en 1982.


Descarga la aplicación

en google play en google play