Escúchenos en línea

Gobierno ecuatoriano recomienda a Suecia avanzar en defensa de derechos humanos

Quito. Agencia PL. | 27 de Enero de 2015 a las 12:00

Ecuador recomendó a Suecia avanzar en la defensa y protección de los derechos humanos, en particular por el caso del fundador de Wikileaks, Julian Assange, asilado en la embajada ecuatoriana en Londres desde 2012, informó este martes la cancillería.

Según el Ministerio ecuatoriano de Relaciones Exteriores, las recomendaciones están encaminadas a solucionar las dificultades del sistema de justicia sueco que han impactado negativamente en el goce de los derechos fundamentales de Assange, sobre quien pesa una acusación por presuntos delitos sexuales cometidos en el país europeo.

Entre las propuestas presentadas por la embajadora María Fernanda Espinosa ante el Consejo de Derechos Humanos están limitar el tiempo de prisión preventiva o situación equivalente de privación de libertad, sin formulación de cargos.

La representante permanente de la nación suramericana ante Naciones Unidas en Ginebra también recomendó a Suecia agilizar los mecanismos de cooperación internacional en los órganos judiciales y de la fiscalía, para garantizar el debido proceso, específicamente cuando la persona afectada esté protegida por una decisión de asilo o por el estatuto de refugiado.

Con estas recomendaciones, el gobierno ecuatoriano promueve el pleno respeto de los derechos humanos de Assange, quien enfrenta un proceso judicial iniciado por la Fiscalía sueca y una orden de prisión preventiva, desde hace dos años y medio, a pesar de que no ha sido formalmente acusado de cometer ningún crimen y tampoco ha tenido acceso a las pruebas utilizadas contra él, aclaró la cancillería en un comunicado.

El texto agrega que la propuesta presentada por Ecuador en el Segundo Ciclo del Examen Periódico Universal de Derechos Humanos del Reino de Suecia fue respaldada por Argentina, Cuba, Uruguay, Nicaragua y Eslovaquia.

Assange, en cuyo portal digital Wikileaks se publicaron miles de documentos secretos de la diplomacia estadounidense que pusieron en aprieto a la Casa Blanca, se refugió en la legación ecuatoriana en Londres en junio de 2012, para evitar ser extraditado a Suecia.

El periodista australiano considera que el pedido de la justicia sueca es una estratagema para enviarlo a Estados Unidos, donde podría incluso ser condenado a la pena de muerte por revelar información confidencial.

Ante la negativa de las autoridades británicas de otorgarle un salvoconducto para viajar a Ecuador, el presidente Rafael Correa ha asegurado que Assange podrá permanecer todo el tiempo que quiera en la embajada ecuatoriana, aunque ha dejado claro que su reclusión atenta contra los derechos humanos y el derecho a la movilidad de las personas.


Descarga la aplicación

en google play en google play