Escúchenos en línea

Partido Colorado pierde Asunción

Asunción. Agencia PL. | 16 de Noviembre de 2015 a las 08:59

Cambio es la palabra más utilizada este lunes en Paraguay para caracterizar las elecciones municipales del domingo, debido a la derrota del gubernamental Partido Colorado (PC) en esta capital y todo el departamento Central.

Esos resultados encienden la roja luz de alarma para la organización política en el poder, la Asociación Nacional Republicana (ANR-PC), con vistas a los comicios generales de 2018.

Un bastión inamovible de los colorados desde 2001, la importante intendencia capitalina, será dirigido en el próximo lustro por el opositor Mario Ferreiro, un periodista devenido político postulado por la concertación Juntos Podemos.

El revés del aspirante del PC, Arnaldo Samaniego, quien pretendía un tercer mandato consecutivo, fue un duro golpe para las filas coloradas, pues en todo momento fue apoyado por el presidente Horacio Cartes en cuanta actividad proselitista hizo.

El 51 por ciento de los votos (114 mil 332) conseguido por Ferreiro dio la medida del respaldo de los asuncenos a la efectiva campaña de una coalición de 14 organizaciones, encabezadas por el Partido Revolucionario Febrerista y el Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA).

Samaniego, quien celebró anticipadamente un éxito que según él le daban los errados cómputos a pie de urna, acumuló el 40,56 por ciento (90 mil 942) de las boletas válidas, en un sufragio al cual acudió más del 55 por ciento de los posibles votantes.

Tan potente como esa fue la derrota sufrida por las huestes coloradas en todo el departamento Central, donde se ubica la capital y las ciudades periféricas integrantes de la zona metropolitana del Gran Asunción.

En términos electorales ese territorio registra en su conjunto la mayor cantidad de votantes a nivel nacional, un millón 74 mil 162, de los casi cuatro millones habilitados hasta ayer en el padrón.

De las 19 intendencias municipales del departamento, en 13 se impuso el PLRA y el resto quedó en manos de la ANR-PC, otra muestra del cambio en la correlación de las fuerzas políticas.

En ambos casos se trató del llamado voto de castigo al trabajo desempeñado por candidatos colorados que iban por la reelección y otros nuevos involucrados además en casos delictivos, sobre todo por corrupción, señalan analistas.

La ANR-PC logró sostenerse en la segunda urbe del país, Ciudad del Este, cabecera del departamento de Alto Paraná, de enorme peso en el comercio por estar ubicada en la llamada triple frontera, compartida por Argentina, Brasil y Paraguay.

También los colorados mantuvieron el dominio en la conocida como capital turística de esta nación, Encarnación, cabecera del departamento de Itapúa.

No obstante, allí hubo que esperar por un recuento de las boletas al finalizar la jornada con un empate técnico entre el intendente colorado Joel Maidana (45,43 por ciento) y el opositor Luis Yd (45,28), de la Alianza Encarnación al Frente.

En estos comicios los electores definieron las autoridades en los 250 distritos: intendentes (alcaldes) y dos mil 640 concejales titulares e igual número de suplentes de las Juntas Municipales, para un periodo de cinco años.


Descarga la aplicación

en google play en google play