Escúchenos en línea

Defalco millonario en Uruguay: una larga madeja por dilucidar

Montevideo. Agencia PL. | 29 de Marzo de 2017 a las 11:45

El destape de un defalco millonario en la casa de Cambio Nelson, departamento de Maldonado, se supo cómo comenzó pero todavía son muchas las interrogantes por dilucidar en un proceso que ya impactó en el sistema político uruguayo.

Un sorpresivo cartel con la escritura 'cerrado por reorganización empresarial. Hasta después del carnaval', que Prensa Latina pudo constatar en la sucursal de Punta del Este, destapó la caja de Pandora y generó una serie de conjeturas y desconfianzas en varios departamentos del país. Los anuncios en las distintas filiales levantaron las sospechas de que algo turbio acontecía cuando numerosos clientes comenzaron a quejarse de que no fueron informados del cierre y otros llamaban por teléfonos sin obtener respuestas del otro lado, como informó la prensa de esa localidad.

Se dice que Cambio Nelson estaba asociado a RedPagos y Western Union, y recaudaba impuestos nacionales y locales, además de recibir depósitos de empresas y particulares, sobre todo en Punta del Este, a cambio de interés, en incumplimiento de lo estipulado por el Banco Central.

Este suceso adquirió mayor connotación al ser Francisco Sanabria el propietario de esa casa de cambio -con once sucursales y otras poderosas empresas- y secretario general del Partido Colorado (PC) en Maldonado.

De acuerdo con el periódico El País, entre los acreedores de Cambio Nelson están compañías de transporte de las provincias de Rocha, Maldonado y Canelones, varias inmobiliarias y estaciones de servicio en esta última localidad.

También comercios en el Chuy (Rocha), casas de cambio en Montevideo y hasta la Liga Mayor de Fútbol de Maldonado, entre otros.

El ahora prófugo de la justicia desde finales de febrero, cuyo paradero se desconoce, era justamente el suplente en la Cámara de Diputados del actual secretario general del PC en Uruguay, Germán Cardoso, miembro del sector Vamos Uruguay y mano derecha del senador y excandidato presidencial Pedro Bordaberry.

REACCIONES DESDE EL OFICIALISMO

Acostumbrados a soportar todo tipo de campañas desde la oposición, la reacción no se hizo esperar desde los sectores del oficialismo y comenzaron a levantarse voces para atizar aún más lo que el analista político Hugo Acevedo calificó de 'descomunal latrocinio'.

Uno de los primeros en denunciar fue el ministro uruguayo del Interior, Eduardo Bonomi, quien aseguró 'existen intereses políticos' para evitar la difusión de la problemática surgida tras el cierre de Cambio Nelson.

Interrogado por la prensa sobre el tema, el funcionario apuntó que en otros casos hubo más comentarios y llamó la atención que el silencio ahora es más evidente en los medios de comunicación que en las redes sociales.

'Supongo que habrá intereses políticos para que esto suceda', subrayó, y recordó que en otras situaciones 'se manejan de forma muy repetida'.

El titular de Trabajo y Seguridad Social, Ernesto Murro, por su parte, cuestionó el 'silencio político' en torno al caso y calificó de 'muy graves los hechos', que entre sus secuelas dejó consecuencias laborales severas en empresas vinculadas con los negocios inmobiliarios, rurales y del transporte.

Para el vicepresidente uruguayo, Raúl Sendic, fue 'una verdadera inmoralidad' lo ocurrido con el empresario, al considerar que era alguien vinculado al sistema político.

Es absolutamente despreciable la actitud que tomaron en relación a mucha gente y 'me parece espantoso desde el punto de vista ético y moral', subrayó

También la senadora del Frente Amplio (FA) Lucía Topolansky, llamó la atención sobre la necesidad de investigar y aclarar, porque se trata de un tema 'turbio y vidrioso'.

El FA, como fuerza política de gobierno, fijó su posición en una declaración y expresó su absoluto respaldo a la justicia para esclarecer 'hasta sus últimas consecuencias y conocer los implicados' de la estafa millonaria.

La Mesa Política de la colación manifestó su sorpresa por 'el llamativo silencio' de los hechos de pública notoriedad, e hizo alusión a 'los referentes políticos' de Vamos Uruguay, a quienes considera socios 'estratégicos del intendente Enrique Antía', expresados en los 12 cargos de dicho sector en el gobierno departamental.

El texto expresó su solidaridad con los trabajadores afectados por los hechos que se investigan y rechazó con firmeza los 'ataques políticos' contra la presidenta del Frente Amplio en Maldonado, Susana Hernández.

Medios de prensa como El Popular, del Partido Comunista, señaló que las deudas del empresario ascendían a 16 millones de dólares y fueron el resultado de la desaparición de cuentas que la casa de cambio administraba, a pesar de no contar con la habilitación.

El semanario indicó que, según Interpol, Sanabria se encontraba en Estados Unidos, en Miami, luego de este afirmar que estaba cerca de Montevideo, a donde regresaría y todavía es esperado.

Si desde al principio se manejó que el defalco del empresario y prófugo de la justicia era de esa cifra, luego se divulgó que el adeudo total era de unos 8,7 millones de dólares, de los cuales Sanabria estaría dispuesto a pagar la mitad en un plazo de 48 meses.

MÁS LEÑA AL FUEGO: PROPUESTA DEL MPP

El diputado del Frente Amplio Daniel Caggiani echó más lecha al fuego con su propuesta de crear una comisión preinvestigadora para indagar a fondo el escándalo del defalco millonario.

La iniciativa, salida del Movimiento de Participación Popular (MPP), busca averiguar a fondo, 'caiga quien caiga', todos los engranajes políticos que contribuyeron a la creación del imperio del dirigente colorado.

Caggiani indicó que la intención no es solo analizar el escándalo de Cambio Nelson, que 'dejó un tendal de damnificados en todo el país, sino también investigar e ir a fondo cómo se construyó ese imperio'.

Para el diputado del MPP resultará valioso indagar cómo un hombre que comenzó de productor lechero, terminó en el 'selecto grupo de las 120 personas más ricas del Uruguay'.

Queremos saber cómo se originó ese imperio, cuáles fueron los vínculos políticos que le permitieron llegar a tener empresas que facturaban cientos de millones de dólares y que no solo están vinculadas con el cambio Nelson sino también con empresas de transporte, constructoras e inmobiliarias, expresó.

Caggiani aseveró que será fundamental determinar el autor intelectual 'de toda esta maniobra' al existir grandes sospechas de que puedan estar también involucrados 'altos referentes políticos'.

El mensaje del Parlamento 'debe ser claro' porque no puede permitirse que ciudadanos se amparen en privilegios políticos para escapar del país sin hacerse cargo de los desastres económicos y financieros que dejaron en varios departamentos.

La iniciativa del MPP tuvo favorable acogida y la bancada del FA decidió crear la comisión preinvestigadora para analizar el desfalco de la casa de Cambio Nelson y sus posibles vínculos con el sistema político.

Ahora la colación política de izquierda deberá definir cómo llevar adelante el proceso y presentar una denuncia para poder habilitar la comisión.

Maniobra la derecha colorada

La propuesta de la bancada del FA fue recibida con cierta suspicacia por los legisladores de la oposición al manifestar su apoyo a la iniciativa, pero si también se investigan otros hechos en los que se presume estuvo vinculada la fuerza política de izquierda.

El secretario general del PC, Germán Cardoso, dijo estar de acuerdo con investigar, 'pero no de manera selectiva' y destacó que su partido actuó como ningún otro 'en hechos de similares características'.

Para el dirigente político, los hechos de Sanabria acontecieron 'en el ámbito privado y no cometió un daño a lo público', en tanto el partido, opinó, hizo 'lo que tenía que hacer' con la propuesta del Comité Ejecutivo Nacional de expulsar a Sanabria de las filas de la nucleación.

En igual sentido se expresó el diputado colorado Ope Pasquet, quien señaló que si la propuesta es sincera de investigar todo, 'seguramente puedan contar con nuestro voto'.

También el legislador del Partido Nacional Jorge Gandini no descartó apoyar la investigadora aunque admitió que le gustaría que no estuviera limitada a un solo caso.

En medio del proceso judicial, que continúa su curso con interrogatorios a 22 presuntos implicados del sonado caso, el presidente del Banco Central Mario Bergara reconoció ante el Parlamento que 'hubo intencionalidades de fraude' e 'indicios de lavado de dinero'.

Asimismo, luego de doce horas de deliberación y por unanimidad, la Cámara de Diputados aprobó la creación de una comisión investigadora sobre el financiamiento de las campañas electorales desde el año 2009 al 2015, su vinculación con determinadas empresas, directores y accionistas.

El analista Acevedo apuntó que por más que los delitos que se le imputan a Sanabria fueron cometidos en el ámbito privado, se sabe que con su fortuna personal participó 'en la financiación de las campañas electorales en el ámbito departamental y tal vez en otras actividades proselitistas de su fuerza política'.

Se trata, a todas luces, de un golpe terminal para el ya devaluado Partido Colorado, que, aunque sus dirigentes se hagan los distraídos y anuncien su expulsión de filas partidarias, tiene una innegable responsabilidad, remarcó.

* Corresponsal de Prensa Latina en Uruguay.


Descarga la aplicación

en google play en google play