FAO está interesada en potenciar cooperación Sur-Sur

La Habana. Agencia PL | 13 de Febrero de 2018 a las 11:58

El representante de la FAO en Cuba, Marcelo Resende, ponderó este martes la producción cubana de biofertilizantes y manifestó el interés de extender esta experiencia a otros países mediante la cooperación Sur-Sur.

En entrevista exclusiva con Prensa Latina, a pocos días de comenzar a desempeñar esa responsabilidad en la isla, el funcionario de la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) también refirió la importancia de aprovechar los conocimientos de Cuba en el desarrollo de la agricultura urbana, suburbana y familiar.

Brasileño de nacionalidad, Resende señaló que el apoyo a Cuba es prioridad de la FAO, cuya cooperación con este país tiene dos temas centrales: el cambio climático y la resiliencia - teniendo en cuenta los riesgos con el paso de huracanes y los problemas del suelo- y la producción de alimentos.

Al respecto indicó que el gobierno cubano y la FAO con ese propósito implementan en este país un proyecto financiado por el Fondo Verde para el Clima por un monto de 30 millones de dólares, relacionado con el tema del cambio climático y la resiliencia.

También se gestiona con el Fondo Verde el apoyo para el desarrollo de un proyecto dedicado al fomento de moringa, dirigido a la producción de proteína animal.

Queremos apoyar fuertemente el aumento de la producción agrícola, un asunto al que Cuba da gran prioridad, aseguró.

Destacó que este país sobrecumplió con creces todos los indicadores de los los Objetivos de Desarrollo del Milenio.

En opinión de Resende, en el mundo la producción de alimentos es siete veces superior a las necesidades de cada persona, por lo cual el hambre es un problema de acceso, de justa de distribución y sobretodo de la voluntad política de los gobiernos.

Consideró que América Latina está en condiciones de erradicar el hambre en 2025, pero son necesarias políticas gubernamentales de apoyo a programas de protección social.

El futuro de la humanidad dependerá de la agricultura sostenible, que aprovecha los recursos locales respetando el medio ambiente, sostuvo.

Por último, agradeció el compromiso político del gobierno cubano y la cooperación mantenida con la FAO.