Escúchenos en línea

Ahora la Iglesia mexicana pide no renegociar TLCAN

LaJornada. Desde México. | 21 de Enero de 2008 a las 00:00
La Arquidiócesis de México consideró este lunes que no es momento para renegociar el capítulo agropecuario del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), porque “se pondría en riesgo algunos beneficios alcanzados y la problemática del campo no se debe totalmente” a ese acuerdo con Canadá y Estados Unidos. Sin embargo, en el editorial de su periódico, Desde la Fe, se pronunció porque sociedad y gobierno trabajen de manera conjunta para superar la situación de los productores y porque el Ejecutivo encabece una labor diplomática y política más “incisiva” para solucionar la problemática de la migración. En el texto “Crece el número de inmigrantes”, la Arquidiócesis manifestó que en la agenda de México no puede dejarse de lado que entre las prioridades está el conflicto de los indocumentados, que “afecta cada vez más a nuestro país”. Resaltó que como primer efecto de ese fenómeno está el abandono del campo, principalmente de jóvenes, con lo que “no sólo se resiente en México la falta de mano de obra y el talento para el trabajo, sino que, lo más grave, se quedan pueblos asolados y familias divididas, en las que aumenta el número de madres solteras e hijos sin padres”. Cuestionó que mientras eso ocurre en el campo mexicano, en Estados Unidos los migrantes son cada vez más rechazados y maltratados. En ese sentido, se preguntó “con asombro” por qué desde el principio no se dio mejor equilibrio entre las tres naciones firmantes del TLCAN para evitar conflictos sociales y favorecer el desarrollo de la población. “La macroeconomía puede arrojar números positivos, pero hay muchas zonas en México donde los campesinos necesitan ayuda especial. Es cierto que no es el momento para una renegociación, que pondrá en riesgo algunos beneficios alcanzados, y que la problemática del campo mexicano no se debe totalmente a este tratado, pero también que todo puede ser mejorado.” Insistió en que “no podemos conformarnos, como si se tratara de un fatalismo insuperable ante la situación generada por ese tratado; hay muchas cosas sobre las cuales sociedad y gobierno deben seguir trabajando”.

Descarga la aplicación

en google play en google play