Escúchenos en línea

Exigen garantías para quienes dejaron armas en Colombia

Bogotá. PL | 12 de Julio de 2019 a las 09:00

El Movimiento Defendamos la Paz pidió este viernes garantías para quienes dejaron las armas en Colombia, donde han sido asesinados cerca de 140 exguerrilleros de las extintas FARC-EP.

En ocasión de la visita al país de los miembros del Consejo de Seguridad de la ONU, ponemos de presente que los crímenes contra las personas que están en proceso de reincorporación constituyen una de las más serias amenazas contra el proceso de paz, pues buscan minar la confianza en el mismo, y con ello promover el retorno a las armas, subrayó en una declaración divulgada en esta capital.

Si bien reconocemos que el Gobierno ha condenado estos hechos y tomado algunas medidas tendientes a brindar seguridad a los excombatientes, es imperativo que ante la gravedad de esta situación se otorgue la máxima atención a esta ola de violencia, y que en consecuencia se apliquen con eficacia y celeridad todos los mecanismos de garantías y seguridad previstos en el acuerdo final, apuntó.

El Movimiento hizo un llamado a que 'el Estado cumpla con el deber de garantizar la vida y la integridad de quienes han creído en la paz, y emprenden un nuevo camino'.

Según el Registro Nacional de Reincorporación, 10 mil 708 exintegrantes de las otrora Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC-EP) están participando activamente en el proceso de paz y están cumpliendo a cabalidad las responsabilidades adquiridas en el acuerdo firmado en noviembre de 2016 entre el Estado y a exguerrilla.

En tal sentido, en la declaración se hizo referencia al hecho de que muchos de ellos crearon por iniciativa propia programas productivos para suplir los incumplimientos del Estado, comenzaron una vida familiar estable, se vincularon al partido político surgido del acuerdo y a diversas organizaciones sociales y comunitarias.

Estas miles de personas encarnan la mejor demostración de que, a pesar de las vicisitudes, el proceso de paz es una realidad en desarrollo y consolidación, afirmó.

Por eso, añadió, 'el grave incumplimiento de Jesús Santrich (excomandante guerrillero) de los compromisos adquiridos en el acuerdo final, que hemos condenado y no cesamos de lamentar, no puede poner en riesgo la construcción de la paz en los territorios'.

El movimiento Defendamos la Paz registra con gran preocupación la cadena sistemática de violencia contra quienes dejaron las armas en varias regiones del país.

Según las cifras contenidas en el más reciente informe de la Misión de Verificación de la ONU, 123 excombatientes han sido asesinados, 10 desaparecidos y 17 han sido víctimas de tentativas de homicidios.

El partido Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC) informa que, con los últimos casos, son ya 137 los asesinados, y que también se han registrado homicidios contra familiares de estas personas, refiere la declaración.

Como si esto fuera poco, enfatizó el Movimiento, en los últimos días se denunció que existiría un plan destinado a asesinar a los máximos dirigentes de esa fuerza política.

Defendamos la Paz es un bloque plural integrado por exnegociadores del proceso de paz, exministros, exconstituyentes, académicos, congresistas, artistas, juristas y líderes de partidos políticos y de organizaciones sociales y de víctimas del conflicto armado interno.


Descarga la aplicación

en google play en google play