Escúchenos en línea

Presidente Alberto Fernández cumple sus primeros 100 días de gestión

Buenos Aires. Prensa Latina | 19 de Marzo de 2020 a las 09:38

El presidente argentino, Alberto Fernández, cumple este jueves sus primeros 100 días de gestión enfrascado en uno de los momentos quizás más complejos que enfrentará en estos cuatro años, salir del impacto de un virus que paraliza al mundo.

Han sido meses duros y desde el primer día, justo el 10 de diciembre, empezó a poner a Argentina en marcha en medio de la recesión y con una deuda externa en torno al 97 por ciento de su Producto Interno Bruto.

Pupilo fiel del fallecido expresidente Néstor Kirchner -a quien recuerda en varias de sus intervenciones- el otrora jefe de Gabinete entró a la Casa Rosada 11 años después a darle frente a una nación en crisis, sin miedo a la 'papa caliente' que heredó de la gestión de Mauricio Macri.

Desempleo, -caídas del PBI del 2,5 y 2,1 por ciento en 2018 y 2019, inflación por encima del 53 por ciento, la más elevada en 28 años, 15,9 millones de pobres, Fernández recibió el país con cifras nada alentadoras y se abocó en primer lugar en ayudar a los más vulnerables y lograr prender la producción.

'Empezar por los últimos para llegar a todos', bajo ese postulado y con la esperanza de dejar atrás la grieta para lograr una 'Argentina unida', ha hecho de todo en busca de mover la economía y su primera prueba de fuego la sorteó con éxito apenas iniciado su gobierno, cuando el Congreso aprobó una ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva.

Desde entonces ha puesto en marcha el plan Argentina contra el hambre, iniciativa a la que se sumaron varios sectores sociales y que abarca la entrega de la Tarjeta Alimentar, consistente en un monto específico para que aquellos con menores recursos puedan comprar productos vitales para la alimentación.

Pilar fundamental y crucial ha sido una de sus fichas más movidas, el ministro de Economía Martín Guzmán, quien con tan solo 35 años es el más joven de su Gabinete y lleva una carga importante sobre todo en la negociación para reestructurar la deuda con el FMI, consistente en 44 mil millones de dólares.

Al respecto, Fernández ha sido claro que no pagarán 'a costa del hambre y la destrucción de los sueños de los argentinos'. Nosotros vamos a cuidar la patria, dijo el 1 de marzo al dejar abierto un nuevo período de sesiones ordinarias del Congreso.

Varias iniciativas como un bono de emergencia para aquellos beneficiados con la Asignación Universal por Hijo y jubilados, doble indemnización para despidos sin causa por 180 días, aumento salarial para empleados privados y estatales y la reducción del ocho por ciento en el precio de los medicamentos, impulsó en estos 100 días.

En medio de la convulsa situación mundial, uno de de los retos que tendrá que sortear en los próximos meses tiene que ver con si se aprueba o no bajo su gestión una ley que piden a gritos las mujeres, la legalización del aborto.

El Congreso, ahora paralizado, está a la espera de que envíe el proyecto de ley de Interrupción Legal del Embarazo. El propio presidente ha señalado que esto es una necesidad imperiosa para las mujeres: 'El aborto sucede. Es un hecho y es solo esa hipocresía que a veces nos atrapa la que nos hace caer en un debate como este', subraya.

Sin imaginar que en este marzo de 2020 el mundo estaría casi paralizado por una pandemia que lejos de ceder aumenta y marcará la vida económica de este 2020, -se calcula que casi 25 millones de personas quedarán sin empleo-, el presidente argentino hace magia para que el impacto de la Covid-19 sea el menor posible.

Cual estratega se le ha visto en estos últimos días tomar medidas urgentes de contención social para darle frente a la situación que van, desde un paquete económico para proteger la producción y el empleo, garantizar el abastecimiento en sectores esenciales y controlar abusos de precios, hasta reforzar la política alimentaria y los planes sociales.

En estos tiempos de contingencia, recibió también el respaldo de todo el arco político opositor a las medidas a las que recurrió en apenas una semana para proteger a los argentinos de la Covid-19, que ya aquí registra 92 casos activos y tres fallecidos.

Cumplido los primeros 100 días, el desafío por delante es grande, sobre todo en este giro de 180 grados que ha dado el mundo por una pandemia que hace crujir todas las economías.

Fernández lucha por levantar Argentina para comenzar a transitar rumbo al desarrollo con justicia social, como prometió en su discurso de asunción en el que insistió en dejar atrás la grieta que divide a la sociedad.

'Quiero ser el presidente de la escucha, del diálogo, del acuerdo para construir el país de todos', así expresó el 10 de diciembre y sobre ese postulado maneja hoy el timonel del país.


Descarga la aplicación

en google play en google play