Escúchenos en línea

Penetración de narcos en la política dominicana

Santo Domingo. Agencia PL. | 7 de Diciembre de 2008 a las 00:00
Un juez de la Junta Central Electoral denunció que el sistema político dominicano está cercado por el narcotráfico e instó a la sociedad a evitar por todos los medios que se profundice. José Angel Aquino, de la Cámara Administrativa de la JCE, calificó de alarmante “la penetración que (han) logrado en la sociedad dominicana la delincuencia internacional y las drogas” y acusó un deterioro del discurso político y las ideologías. El magistrado propuso la regulación de financiamiento de las campañas electorales “para evitar que la política siga siendo elitista” y circunscriba las posibilidades de elección “a aquellos que tienen dinero legal o ilegal”. La cuestión del tráfico de drogas y su creciente presencia en Dominicana es una preocupación social creciente tras el asesinato de siete narcos colombianos en la provincia de Baní, en agosto último. Un senador, Wilton Guerrero, denunció que autoridades de alto nivel en esa provincia actúan en colusión con capos del narcotráfico y dijo que los arrestados por la matanza son sólo la punta del témpano. Varios oficiales de la Marina de Guerra y algunos civiles guardan prisión preventiva acusados de lo que ha dado en llamarse la Masacre de Paya, por el nombre del paraje donde fueron ultimados los contrabandistas. Hasta el presente ha resultado imposible determinar el destino de los mil 200 kilos de coca pura y 15 millones de pesos dominicanos (unos 500 mil dólares) involucrados en la operación. Las formulaciones de Aquino coinciden con la aprobación del presupuesto nacional, en el cual están incluidas las partidas que el Estado asigna a los partidos políticos para su funcionamiento. En Dominicana las agrupaciones políticas reciben fondos en concordancia con el número de votos que logran en los comicios, asignación que rige hasta las siguientes elecciones presidenciales. Cuando una organización recibe menos del cinco por ciento de los sufragios pasa a la categoría de minoritaria, lo cual implica un recorte sustantivo de recursos. La semana pasada, empleados del Partido Reformista Social Cristiano (PRSC) denunciaron que llevan 45 días sin recibir sus salarios y anunciaron que a algunas de sus oficinas le han sido cortados los servicios de agua, luz y teléfono. El PRSC, fundado por el difunto ex presidente Joaquín Balaguer, obtuvo 4,5 por ciento de los votos en los comicios presidenciales de mayo último.

Descarga la aplicación

en google play en google play