Escúchenos en línea

Menores abandonan estudios para trabajar en transporte ilegal

Río de Janeiro. Agencia AFP. | 15 de Febrero de 2009 a las 00:00
Menores abandonan sus estudios para trabajar en el transporte alternativo de Rio de Janeiro, controlado a veces por milicias parapoliciales, provocando una deserción escolar de hasta 20% pero que contribuye al sustento de muchas familias, informó este domingo el diario O Globo. Estos pequeños cobradores tienen a partir de 13 años y en el horario en que deberían estar en la escuela se suben a vehículos de pasajeros para recaudar el dinero de los boletos. Llegan a trabajar diez horas por día, recibiendo centavos por cada pasajero, y en ocasiones vuelven a sus casas con hasta 22 dólares. Según el periódico, algunos padres consienten esta explotación, pues es un modo de sumar dinero a sus pobres economías, muchas sostenidas apenas por algún subsidio gubernamental. Advertida de ello, la secretaría municipal de Educación de Rio procura que el ministerio que otorga esos subsidios se los suspenda a aquellas familias en que se detecte permisividad de los padres. El denominado transporte alternativo consiste en una red de vehículos de pequeño porte que complementan el recorrido de las principales líneas urbanas. Existen indicios de que muchos son controlados por 'milicias', como son llamados en Brasil los grupos fuera de la ley de los que también participan policías. Uno de los nombres más conocidos en relación a esas flotas es Ricardo "Batman" Teixeira, un ex policía, que esta semana apareció en videos en internet en los que, tras escaparse de prisión, declara haberse evadido para, entre otras cosas, retomar el control de esas flotas. "No retomé nada todavía, pero es mi objetivo recuperar algunas líneas de Santo Grande y Santa Cruz", se le escucha declarar en uno de los tres videos colocados en YouTube. Santa Cruz, justamente, es la región abordada por O Globo para dar cuenta del reclutamiento de menores. Allí, según estimaciones del Departamento de Transporte Automotor publicadas por el diario, circulan diariamente entre 1.200 y 1.500 'combis'. La función de los menores es abrir y cerrar sus puertas, cobrar el boleto y anunciar a los gritos el destino y recorrido de las líneas. Se estima que en la ciudad circulan unos 6.000 vehículos de este tipo.

Descarga la aplicación

en google play en google play