Escúchenos en línea

Derogan decretos que provocaron la matanza de indígena

Lima. La Voz.com. | 18 de Junio de 2009 a las 00:00
El congreso derogó este jueves dos decretos que generaron las protestas de indígenas amazónicos que dejaron 33 muertes y una dirigente de los nativos anticipó que pondrán fin a la movilización en defensa de sus tierras ancestrales. Tras un debate de más de cinco horas el pleno del congreso aprobó la derogatoria con 82 votos a favor, 14 en contra y cero abstenciones. La bancada del partido conservador Unidad Nacional votó en contra, mientras que las bancadas del oficialista APRA, del Partido Nacionalista y Alianza por el Futuro, del ex presidente Alberto Fujimori, votaron a favor. El anuncio oficial de la derogatoria generó aplausos entre los 50 representantes de la Asociación Interétnica de Desarrollo de la Selva Peruana (AIDESEP), la principal organización indígena, que asistían al debate parlamentario en el hemiciclo. "Este es un día histórico para los indígenas porque demuestra que nuestras demandas y nuestras luchas fueron justas. Ahora pedimos que se acabe con el estado de emergencia que el gobierno decretó en Bagua y que la hostigación de los dirigentes nacionales se terminen", dijo Daysi Zapata, vicepresidenta de AIDESEP, en conferencia de prensa en el mismo congreso. Zapata añadió que "hoy día mismo AIDESEP estará llamando a las bases" de su organización, que se encuentran en paro desde el 9 de abril en diversas zonas de la selva, para "decirles que levanten las medidas (de protesta)". "La lección que queda para el gobierno es que antes de imponer un decreto este debe ser consultado para que la historia trágica de la ciudad de Bagua no se vuelva a repetir", dijo la congresista del opositor Partido Nacionalista, Marisol Espinoza, en conversación por teléfono con la AP. La zona selvática de Bagua se encuentra 730 kilómetros al norte de Lima. El legislador oficialista Mauricio Mulder indicó que el APRA votó "por la derogatoria de los decretos 1090 y 1064, no porque los decretos eran inconstitucionales ni porque afecten los derechos de propiedad de las comunidades amazónicas, sino por estrictas razones de estado". Por el contrario, el congresista Raúl Castro del partido de derecha Unidad Nacional, sostuvo que votaron "en contra de la derogatoria porque los decretos eran un arma poderosa de lucha contra la tala ilegal de la madera, contra la explotación de la fauna silvestre". El Partido Nacionalista y AIDESEP, la principal organización indígena, se opusieron desde junio de 2008 a 11 decretos dentro de un paquete de 102 normas publicadas por el gobierno para adecuar la legislación peruana y poder implementar el tratado de libre comercio (TLC) firmado con Estados Unidos. En agosto del 2008, luego de protestas en diversas zonas de la selva, se derogaron dos polémicos decretos y quedaron nueve aún en discusión. El jueves se derogaron dos decretos más y según el vocero del Partido Nacionalista, Freddy Otárola, "faltan eliminar todavía otros siete decretos". La noche del miércoles, el presidente Alan García reconoció una "sucesión de errores" en el manejo de la protesta amazónica, la falta de consulta a los jefes de la comunidades nativas y pidió al congreso derogar los decretos. "Es mejor una rectificación valerosa que una torpe obstinación", sostuvo en mensaje televisado a la nación. El líder indígena Alberto Pizango, acusado por el gobierno de haber provocado el levantamiento, viajó el miércoles al exilio en Nicaragua. Las autoridades acusaron a Pizango como presunto responsable de los graves hechos de violencia registrados en Bagua el 5 de junio, cuando enfrentamientos entre policías y nativos dejaron 24 agentes muertos y nueve civiles, cinco de ellos indígenas. Los dirigentes nativos, sin embargo, aseguran que decenas de los suyos han muerto aunque no tienen pruebas que corroboren sus afirmaciones.

Descarga la aplicación

en google play en google play