Escúchenos en línea

Ciudad de México bajo aguas negras

Ciudad de México. BBC Mundo.com | 9 de Febrero de 2010 a las 00:00
Hace cinco días que Ciudad de México padeció las lluvias más intensas en las últimas dos décadas. Y las consecuencias del fenómeno siguen presentes: una amplia zona del oriente de la capital está bajo aguas negras, provenientes de uno de los principales cauces para desalojar los desechos de los ocho millones de habitantes del sector. Más de 6.000 familias resultaron afectadas por la inundación, que según autoridades locales, permanecerá al menos durante un par de días más. El Ministerio de Gobernación declaró zona de desastre natural a la región, que comprende cuatro delegaciones o vicealcaldías del Distrito Federal, y tres municipios del vecino Estado de México. En algunas colonias el nivel del agua supera los 1,5 metros. Las autoridades capitalinas esperan un aumento de enfermedades de la piel y gastrointestinales. "Todas las aguas son negras, estamos hablando de excremento", dijo a medios locales Armando Ahued, secretario de Salud del gobierno local. Hasta ahora, la se ha atendido a unas 10.000 personas, y de éstas 6.000 tenían problemas estomacales. El mayor problema ocurre en Valle de Chalco, al este de la capital, una de las zonas más pobres del país según el Instituto Nacional de Estadísticas (Inegi). La inundación fue causada porque se rompió el dique del Canal de la Compañía, un cauce a cielo abierto que conduce miles de metros cúbicos de desechos líquidos. Hace diez años el canal sufrió una ruptura similar que inundó de aguas negras a la zona hoy afectada. Esa vez, la contingencia duró dos semanas. Un lapso parecido a la situación actual. El gobernador del Estado de México, Enrique Peña, ha dicho que el área afectada en Valle de Chalco tardará 10 días en volver a la normalidad. "Hay un riesgo latente porque los sistemas de desagüe son insuficientes", dijo a medios locales. De acuerdo con especialistas, la capital mexicana no podrá librarse, en el corto plazo, de inundaciones como la que ahora padece. La ciudad se fundó en el lecho de un lago, rodeado por montañas y con 45 ríos que se mantienen activos, explicó Jorge Legorreta, investigador de la Universidad Autónoma Metropolitana. Varios de estos cauces, como el Canal de la Compañía, son utilizados para sacar aguas negras, pero su capacidad de desalojo se desborda con lluvias extremas. Pero además la capital se hunde por la extracción de agua, insistió Legorreta, lo cual provocó que el Gran Canal, la principal vía de salida de desechos, se encuentre ahora cinco metros por encima del nivel promedio de la ciudad. "Hay que bombear el agua hacia los cauces, y a veces hay apagones eléctricos", le dijo a BBC Mundo. Más allá de condiciones naturales, lo cierto es que la emergencia actual también es resultado de la falta de inversión en un mejor sistema para desalojar las aguas negras, afirmó el presidente Felipe Calderón. Un ejemplo ocurrió en el Drenaje Profundo, una serie de túneles para desalojar aguas negras que representa la columna vertebral del desagüe capitalino, y que según el alcalde Marcelo Ebrard permaneció 15 años sin mantenimiento.

Descarga la aplicación

en google play en google play