Escúchenos en línea

Gobierno de Arias crea comisión de alto nivel para atacar violencia en Costa Rica

Agencia ACAN–EFE. Desde San José. | 26 de Marzo de 2007 a las 00:00
El gobierno costarricense anunció este lunes la creación de una "comisión de alto nivel" integrada por autoridades gubernamentales y judiciales, con el fin de atacar la creciente ola de criminalidad y violencia que azota al país. La Presidencia de la República indicó en un comunicado que esta comisión se reunirá por primera vez el próximo jueves en el despacho del ministro de la Presidencia, Rodrigo Arias, quien la encabeza, para analizar una serie de iniciativas. En el encuentro se discutirá la posible implementación de una ley para la protección de testigos y víctimas en procesos penales, un registro de delincuentes de fácil consulta y la instalación de un centro de escuchas telefónicas. Además, se hablará sobre la posible aprobación de una ley de combate al crimen organizado, un mayor despliegue de policías, la prevención comunitaria del delito y la violencia, y el tratamiento del fenómeno de pandillas juveniles que ha empezado a echar raíces en Costa Rica. "En esta batalla contra los delincuentes el Gobierno no bajará la guardia. El costarricense quiere volver a caminar por la calle con tranquilidad y en eso trabajaremos sin descanso", declaró el ministro Arias, según el comunicado. Por su parte, el presidente costarricense, �“scar Arias, afirmó que "hay un clamor nacional, muy justificado, contra el hampa y la necesidad de combatir la delincuencia". Arias dijo apoyar una reforma al Código Penal, aunque no la conoce a fondo, presentada hoy al Congreso por un grupo de abogados, entre ellos el ex ministro de Seguridad, Juan Diego Castro. Estas reformas buscan, entre otras cosas, hacer públicos los rostros de los delincuentes, acción que está prohibida en el país, y endurecer las penas contra los delitos menores como los hurtos. En la actualidad si el valor del artículo robado es menor a 250.000 colones (500 dólares aproximadamente), es considerado una contravención, por lo que no califica para un juicio y el ladrón queda libre varias horas después de ser detenido. Estas reacciones se presentan en el marco de una ola de violencia y criminalidad que enfrenta el país, luego de que la semana pasada cuatro hombres asaltaran la casa del ex candidato presidencial y ex diputado, Ricardo Toledo, y asesinaran a la empleada doméstica. Además, en los últimos tres días, tres mujeres fueron asesinadas por familiares y compañeros sentimentales a los cuales ya habían denunciado por violencia doméstica. También han sido asesinadas en los últimos meses varias personas que se negaron a entregar a los ladrones teléfonos móviles y hasta zapatos.

Descarga la aplicación

en google play en google play