Escúchenos en línea

El calor está insoportable por culpa del paso del Sol por el cenit

Terra.es Desde Tegucigalpa. | 25 de Abril de 2007 a las 00:00
Nicaragua y Honduras están experimentando el fenómeno del paso del sol por su cenit que dejará esta semana temperaturas superiores a los 40 grados centígrados, informó este miércoles el Observatorio Astronómico de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH). La directora del Observatorio Astronómico de la UNAH, María Cristina Pineda, dijo que las temperaturas se disparan porque los rayos del sol caen perpendicularmente. El fenómeno que se registra actualmente se repetirá en julio próximo, porque ocurre dos veces al año, según los expertos, que además atribuyen las altas temperaturas al calentamiento global y los daños causados al medio ambiente en el ámbito local. El paso del sol por el cenit desaparecerá el 5 de mayo próximo, en el Caribe. Comenzó a afectar el martes el territorio de Honduras en el sureño departamento de Choluteca –fronterizo con Nicaragua– con una temperatura máxima de 38 grados centígrados, mientras que el jueves se hará sentir en Valle, limítrofe con El Salvador. Entre el jueves y domingo abarcará parcialmente el oriente, centro y occidente del país, mientras que entre el 30 de abril y el 5 de mayo su influencia se centrará en toda la región norte, occidental y oriental, lo mismo que en el Caribe. Según el Observatorio de la UNAH y expertos de Aeronáutica Civil, en algunas regiones del sur y norte del país el termómetro podría llegar a los 42 grados. En Tegucigalpa, la temperatura máxima de mañana y el viernes será de unos 33 grados, informó hoy el titular de Comisión Permanente de Contingencias (COPECO), Juan Carlos Elvir. El gobierno de Honduras inició hoy una campaña en la que recomienda a la población evitar exponerse al sol entre las 10.00 y las 15.00 horas locales. Por su parte, el ministro de Educación, Marlon Brevé, indicó que la próxima semana se le dará seguimiento al fenómeno en la zona norte del país, y que si fuese necesario las clases serían suspendidas. En la zona norte las temperaturas podrían llegar a los 42 grados, lo que ya han experimentado en otros años los pobladores de esa región, lo mismo que los del sur del país, donde el termómetro marcó 43 grados en junio de 1979. Brevé dijo que las temperaturas de 33 grados que se registrarán jueves y viernes en Tegucigalpa y el centro del país, no es razón para suspender las clases, pero que todos los sectores deben atender las recomendaciones del caso, como beber mucha agua y vestir ropa ligera en colores claros. Las autoridades de la UNAH decidieron hoy posponer para otra fecha de mayo una ceremonia de graduación de nuevos profesionales de esa casa de estudios, que tradicionalmente se celebra en un anfiteatro al aire libre.

Descarga la aplicación

en google play en google play