Escúchenos en línea

Alemana y Francia encabezan la creciente oposición a que Wolfowitz siga como presidente del Banco Mundial

LaVoz.com Desde Washington. | 28 de Abril de 2007 a las 00:00
Paul Wolfowitz enfrentó el sábado una creciente oposición a sus planes de continuar en la presidencia del Banco Mundial, en medio de señalamientos de que demostró favoritismos al arreglar una promoción y un paquete de beneficios para su pareja sentimental. Las naciones europeas, encabezadas por Alemania y Francia, quieren que Wolfowitz renuncie, al tiempo que el apoyo para su permanencia en el cargo ha disminuido en las naciones nórdicas y el resto del mundo, de acuerdo con funcionarios del banco al tanto de los hechos. Sin embargo, Wolfowitz retiene el apoyo de Washington. "Tenemos toda la confianza en Paul Wolfowitz y esperamos que pueda trabajar con el Banco Mundial para resolver estas cuestiones", dijo el sábado el vocero de la Casa Blanca, Tony Fratto. Un comité especial del BM investiga si su presidente violó alguna regla de la institución en su manejo del ascenso de la empleada Shaha Riza a un puesto con mejor salario en el Departamento de Estado en el 2005 y un buen paquete económico. Al respecto, el diario The Washington Post, que citó a fuentes no identificadas, indicó el sábado que el panel determinó que Wolfowitz efectivamente violó las normas éticas del BM al arreglar el paquete económico para Riza. Lo que falta es que el panel decida si recomienda la renuncia de Wolfowitz o no, dice el artículo. Voceros del BM y otros funcionarios de la institución no pudieron confirmar ni negar el informe. La controversia ha provocado exhortaciones de diversas partes para que Wolfowitz renuncie, entre ellas muchos empleados del banco, ex ejecutivos de la institución, grupos de ayuda humanitaria y algunos políticos demócratas. Temen que el asunto haya opacado la reputación de la institución, responsable del combate a la pobreza en el mundo, y que pudiera obstruir los esfuerzos para recaudar miles de millones de dólares con el fin de financiar un programa del Banco Mundial para ayudar a países pobres. Wolfowitz ha reconocido haber cometido un error, ha ofrecido disculpas y ha dicho que no renunciará.

Descarga la aplicación

en google play en google play