Escúchenos en línea

Venezuela se retira del Banco Mundial y del FMI, y Chávez aumenta salario mínimo en 20%

Varias agencias. Desde Caracas. | 30 de Abril de 2007 a las 00:00
El presidente venezolano, Hugo Chávez, anunció este lunes que Venezuela se retira del Banco Mundial (BM) y del Fondo Monetario Internacional (FMI), instituciones cuyas políticas son "mecanismos del imperialismo". "Vamos a retirarnos. Quiero firmar la cuenta (de formalización de salida) esta noche y solicitar que nos devuelvan lo que nos corresponde", dijo Chávez durante un acto con motivo del Día del Trabajador, que se celebra este 1 de mayo. "No nos hace falta estar viajando a Washington y tener que si un gobernador allá, un representante, ni al Fondo Monetario ni al Banco Mundial ni nada (...) yo quiero formalizar la salida de Venezuela del Banco Mundial, del Fondo Monetario Internacional y de todo eso", agregó Chávez, al día siguiente de la Cumbre del ALBA en la que abogó por una integración de los pueblos. Chávez calificó a los organismos financieros multilaterales como "mecanismos del imperialismo" para explotar a los países chicos. "Vamos a salirnos, no queremos ni estar ahí y que nos devuelvan los reales (dinero), porque ahora nos deben", agregó. "Nosotros tenemos allá un depósito, no sé a cuánto llega", que debe ser regresado a las arcas venezolanas "antes de que nos vayan a espalillar (robar), porque son capaces de espalillarnos (...) porque están en crisis; el FMI no tiene ni para pagar los sueldos", manifestó el presidente venezolano. Chávez reafirmó que ordenará el retiro de su país de la Organización de Estados Americanos (OEA), si esta condena a Venezuela por la decisión de su gobierno, que consideró "soberana", de no renovar la licencia de transmisión de la emisora privada Radio Caracas Televisión (RCTV), que vence el próximo 26 de mayo. A mediados de abril, Chávez anunció que su país había pagado anticipadamente la deuda que mantenía con esos organismos, y su ministro de Finanzas, Rodrigo Cabezas, se "despidió" al día siguiente de ambas instituciones financieras. "Señores del Fondo Monetario Internacional, señores del Banco Mundial: chao con ustedes. Venezuela es libre (...) y gracias a Dios, ni los venezolanos de hoy ni los niños por nacer tenemos ya un sólo centavo de deuda con esos organismos (...) dominados por halcones estadounidenses", dijo entonces el ministro. En declaraciones a la emisora estatal VTV, Cabezas detalló que el pago anticipado de una deuda que vencía en 2012 conlleva un ahorro de ocho millones de dólares en intereses, y recordó que cuando en 1998 Chávez ganó por primera vez unas elecciones, el país ya tenía una deuda de 3.300 millones de dólares con los dos organismos. "Cerramos un ciclo histórico de endeudamiento con el FMI y el BM que comenzó en 1989 el ex presidente Carlos Andrés Pérez, al firmar un acuerdo (...) causante del 'Caracazo'", dijo, en alusión a la revuelta popular en rechazo al alza de los precios de las gasolinas exigido a cambio del préstamo. Tras la asunción de Chávez, en febrero de 1999, "se tomó la decisión de no volver a negociar ningún otro crédito leonino, manifestación del capitalismo salvaje", subrayó entonces Cabezas. El ministro dijo que Venezuela seguiría negociando créditos "de forma moderada" con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y con la Corporación Andina de Fomento (CAF), "porque ofrecen financiamiento no condicionado", pero que fundamentalmente concentrará su empeño en el fortalecimiento del Banco del Sur. Argentina, Bolivia, Ecuador y Venezuela impulsan esta nueva institución de crédito, a la que podría sumarse Brasil. La creación del Banco del Sur fue acordada el pasado 21 de febrero por Chávez y el presidente de Argentina, Néstor Kirchner, en una visita a la petrolera Faja del Orinoco venezolana. Ambos mandatarios sellaron la iniciativa para romper la dependencia de otras entidades de crédito. "El memorándum de entendimiento que firmamos para poner en marcha el Banco del Sur determina que se pueden sumar, cuando lo deseen, todos los países (de Suramérica)", dijo Kirchner, tras el anuncio del acuerdo. Chávez, que proponía desde hace tiempo la creación de ese banco, dijo entonces que dependía del Banco Central de cada país que el Banco del Sur captara parte de la Reserva Monetaria Internacional (RMI) de cada uno de los miembros. "¿Dónde están nuestras RMI; dónde tenemos colocadas nuestras reservas? ¡En los bancos y entes financieros del Norte!", manifestó en aquella ocasión, antes de añadir que así se estaba "financiando el desarrollo del Norte". Chávez ratificó que su país se retirará de la Organización de Estados Americanos (OEA) si ese organismo condena a Venezuela por el caso la televisora golpista Radio Caracas Televisión (RCTV). "Hoy lo ratifico, si a nosotros llegan a condenarnos en la OEA o en cualquier otro ente de estos internacionales por un caso como éste, Venezuela se retiraría de la OEA", expresó el mandatario. "Ahora, esa CIDH (...) dice que nos demandan a nosotros por violar las libertad de expresión y los derechos", protestó Chávez ante sus seguidores, todos vestidos de rojo en un auditorio capitalino. En realidad, dijo el mandatario, la causa real es "la decisión soberana que hemos tomado de no renovar la licencia (a partir del 27 de mayo) de un canal de televisión que estuvo 60 años en manos de la oligarquía, ese canal de TV es del pueblo y al pueblo va a devolverse".

Sube 20% salario mínimo

El presidente anunció además este lunes un aumento del 20% del salario mínimo, para elevarlo a 286 dólares, y prometió la reducción de la jornada laboral a seis horas diarias y 36 semanales en 2010. El salario mínimo mensual en Venezuela será de 614.790 bolívares (286 dólares) a partir del 1 de mayo, frente a los 512.325 bolívares actuales, lo que significa un aumento del 20 por ciento, anunció Chávez. El año pasado, el Gobierno aumentó el salario mínimo un 15 por ciento en febrero y un 10 por ciento adicional en septiembre. "Vamos a incrementar el salario mínimo a partir de mañana en un 20 por ciento, y la inflación este año va a estar muy por debajo de 20 por ciento, para que sigamos ampliando (...) la capacidad adquisitiva", dijo el mandatario. En medio de la bonanza económica impulsada por los altos precios del petróleo, la inflación aumentó un 17 por ciento en el 2006, y fue una de las mas altas de América Latina, mientras que la meta del Gobierno para 2007 es de un 12 por ciento. Por otra parte, Chávez, quien habló en un acto previo a la conmemoración del Día del Trabajador del 1 de mayo, también ordenó impulsar las reformas legales necesarias para disminuir la jornada laboral a 6 horas diarias en el año 2010. "Cuando salga el sol del 1 de mayo de 2010 (...) la jornada de trabajo debe ser de 6 horas diarias (...) y 36 semanales. Ese es el lineamiento y el plazo que establezco a la comisión", dijo Chávez e indicó que su vicepresidente lideraría la delegación para lograr las reformas legales necesarias. Según Chávez, la medida contribuirá a aliviar el desempleo en la nación de 27 millones de habitantes. "Entre otras cosas va a permitir, bueno, continuar disminuyendo el desempleo", afirmó. El indicador cerró en un 9,5 por ciento al cierre de marzo de 2007, en el marco de una inamovilidad laboral en el sector público y privado, que se ha prorrogado periódicamente desde el año 2001. La economía del país petrolero acumula 14 trimestres seguidos de expansión. En el 2006 creció un 10,3 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB).

Descarga la aplicación

en google play en google play