Escúchenos en línea

Malas noticias: lluvias serán pocas, no caerán en todo el país y empezarán tarde

Agencia ACAN–EFE. Desde Managua. | 7 de Mayo de 2007 a las 00:00
El Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter) recomendó este lunes a los productores del país a que retrasen el comienzo del ciclo agrícola, por el déficit de lluvia que habrá entre mayo y julio próximo. El director de Meteorología del Ineter, Mauricio Rosales, dijo en rueda de prensa que el primer subperíodo lluvioso, que va entre mayo y julio, será irregular y deficitario, por lo que hizo un llamado a los productores a tomar medidas para no perder sus cosechas. Rosales dijo que ya han advertido de esa situación a los productores asociados y sugirió a los agricultores a "mover sus fechas de siembra de una forma más tardía" para reducir el riesgo, además de seleccionar, para cultivar, aquellas variedades que sean resistentes a la sequía. El pronóstico del tiempo del Ineter, según Rosales, indica que las lluvias comenzarán en la tercera semana de mayo, sin embargo no será copioso, sino de forma irregular y deficitaria hasta julio. También explicó que hay pocas probabilidades de que el fenómeno de La Niña ejerza su influencia en el país, al menos en el primer subperíodo, aunque no descartó que a partir de julio, se regularice el invierno (las lluvias) e incluso supere los máximos históricos. Rosales recordó que los expertos internacionales han predicho al menos 17 tormentas tropicales con nombre, de las cuales hasta 9 serán huracanes y quizás uno o dos atraviesen Centro América. El presidente de la Unión de Productores Agropecuarios de Nicaragua (Upanic), Manuel Álvarez, dijo que tomarán en cuenta la recomendación del Ineter, porque en otras ocasiones "hemos pagado los costos por andar de bachilleres sembrando sin contar con los pronósticos del tiempo". El productor adelantó que van a apostar a la siembra de postrera, que inicia a mediados de agosto, después de la canícula (calor), para evitar pérdidas en sus cultivos. El dirigente gremial auguró, sin embargo, alzas en los precios de maíz y fríjol por el déficit de lluvia que habrá durante la siembra de primera, que es cuando más se cosecha. El ciclo agrícola en Nicaragua, que inicia a principios de mayo y culmina en abril de 2008, está compuesto por tres etapas: primera, postrera y apante, esta última es la que se realiza en las zonas altas de los departamentos de Jinotega, Matagalpa y Nueva Segovia favorecidas por las lluvias.

Descarga la aplicación

en google play en google play