Escúchenos en línea

FMI se opone a incrementos salariales y a los subsidios al transporte y el consumo de energía eléctrica

MiPunto.com. Desde Managua. | 7 de Junio de 2007 a las 00:00
Los planes de combate a la pobreza que el gobierno de Daniel Ortega incluyó en las conversaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI) "no son aceptados" por esa entidad, según declaraciones este jueves del presidente del Banco Central de Nicaragua, Antenor Rosales. "De nada nos sirve cumplir con las metas de desempeño en materia macroeconómica si no se tiene una expresión real en el resultado de reducción de la pobreza", dijo Rosales. "Hemos sido flexibles porque no incluimos todos los factores de orden social, sólo escogimos ocho porque el programa con esa institución internacional no es el plan nacional de desarrollo, ni la estrategia de reducción de la pobreza. Pero hasta la fecha el Fondo no ha aceptado que incorporemos las metas ligadas al ámbito social como parte del programa (económico)", apuntó. Además: Rosales: vamos a renegociar la deuda interna Posición del Banco Central sobre deuda interna, «es la misma de Bolaños» "Queremos que nos evalúen, no sólo el FMI, sino que la comunidad internacional y nosotros mismos los nicaragüenses. En la medida que garantizamos la estabilidad macroeconómica, debemos también lograr objetivos reales de reducción de la pobreza y que están ligados a educación, salud, cobertura de agua, analfabetismo, mortalidad materna, pero el FMI ha dicho que no", explicó Rosales. El FMI aduce que sólo les compete el desempeño macroeconómico del país y que lo social es del ámbito de otros organismos, pero "nosotros decimos que el desarrollo de Nicaragua es integral en lo económico y lo social", declaró Rosales. Según el funcionario, "hay muchas preocupaciones" en el equipo negociador del FMI sobre el tema de incrementos de salarios, el subsidio al transporte y a la electricidad. Rosales dijo que en lo que no se han alcanzado puntos de coincidencia con el FMI es en aspectos relacionados con incrementos de salarios de los trabajadores del sector público devengan bajos sueldos y los subsidios de transporte y energía para las clases más pobres. Una tercera ronda de negociaciones tendrá lugar a partir del lunes en Washington, a donde viajará un equipo técnico nicaragüense al que se unirá luego el 14 de junio Rosales, según apuntó. "Va a llegar el momento que se va a firmar (un acuerdo) con el Fondo y espero que sea pronto; esta ronda va a ser definitiva" para conocer la propuesta del FMI sobre los temas que Nicaragua planteó, añadió. Nicaragua entregó al FMI a finales de abril una propuesta de 12 puntos de la que ocho son temas sociales relacionados con la cobertura de salud, educación, servicios de agua y vacunación. El programa financiero, elaborado por el gobierno del sandinista Daniel Ortega, se compromete a garantizar la estabilidad macroeconómica con metas de crecimiento que van de 4,2% para 2007; 4,7% para 2008 y 5,2% para 2009.

Descarga la aplicación

en google play en google play