Escúchenos en línea

Ortega denuncia el desarrollo que arrasa con la naturaleza

Varias agencias. Desde Managua. | 18 de Junio de 2007 a las 00:00
Agencia ACAN–EFE. Desde Managua. El presidente Daniel Ortega, arremetió este lunes contra "la concepción del desarrollo que no anda pensando en el mañana, sino que en el ahora para acumular riqueza a la mayor velocidad posible". "Qué les importa el daño que se provoca, si al final de cuentas lo que importa es que el que acumula la riqueza se va a disfrutarla a otra parte", dijo Ortega, durante la clausura de una reunión de ministros de Recursos Naturales y del Ambiente de Centroamérica, Belice y Panamá en León. Cada día que pasa nos estamos acercando más a la destrucción de la humanidad, alertó Ortega, al clausurar la noche de este lunes en León, 90 kilómetros al noroeste de Managua, una reunión de Ministros del Medio Ambiente y Desarrollo de Centroamérica, Panamá y Belice. En su discurso, el mandatario exhortó a los pueblos del mundo a denunciar a los países industrializados en general, y a Estados Unidos en particular, por su responsabilidad en el deterioro ambiental. Tenemos que unirnos en esta lucha, unirnos los pueblos latinoamericanos, los pueblos caribeños, y empecemos por unirnos los centroamericanos, recalcó Ortega. De acuerdo con el mandatario, mientras los países ricos e industrializados fortalecen sus alianzas para continuar depredando la naturaleza, los pueblos subdesarrollados permanecen desunidos. Es hora de pasar de las palabras a los hechos, instó Ortega, quien recordó que científicos norteamericanos y europeos han advertido de la necesidad de realizar cambios profundos en los aspectos tecnológicos para detener el calentamiento global. Cada día que pasa es un día menos de vida para la especie humana, subrayó. El mandatario, que al mediodía del lunes regresó de Venezuela, Libia, Argelia, Irán y Cuba, atacó a los que utilizan toneladas de pesticidas para producir algodón, banano, etanol y otros productos en América Latina, causando grandes daños al medio ambiente. Señaló que los que fabrican esos pesticidas, como el Nemagón, prohíben su uso en las naciones donde los producen, pero los siguen usando en otros países donde originan enfermedades crónicas, como es el caso de los labriegos que levantan la producción de banano. Agregó que actualmente campesinos de Ecuador, Costa Rica, Honduras, Panamá, Nicaragua y otros países deambulan enfermos buscando justicia para atender su salud, ya que los agroquímicos no sólo dañaron su salud sino que también envenenaron las tierras. "Hay que librar esta batalla. Pero lo que quieren es que esta batalla se libre en Estados Unidos, y de ser así no habrá justicia a favor de los trabajadores sino que para los poderosos", añadió el presidente Ortega. El mandatario calificó a Estados Unidos como "el mas grande contaminador del medio ambiente negándose a cumplir con el convenio de Kioto y a aceptar lo que plantean los europeos que también son los primeros contaminadores". "Lo que pasa es que los europeos están asustados porque se han dado cuenta que al paso que van, no sólo vamos a colapsar los países en vías de desarrollo sino que también los países donde están los grandes capitales y las grandes industrias", dijo Ortega en un discurso de casi dos horas.

Rosario Murillo aboga por mayor conciencia

Por su parte, la secretaria del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, Rosario Murillo, abogó en el mismo acto porque se tome conciencia sobre la gravedad que enfrenta el mundo sobre la restauración de los grandes daños que la civilización ha infringido sobre la Tierra. "Tomar conciencia sobre el daño infringido a la naturaleza nos parece el primer paso fundamental para reflexionar profundamente y asumir con seriedad y responsabilidad las tareas para devolver a la tierra sus ritmos esenciales para que podamos sobrevivir como especie humana", dijo Murillo, esposa del presidente Ortega y portavoz del gobierno. Agregó que sobre estas tareas en defensa del medio ambiente hay que trabajar de múltiples formas en todos los países para llegar a un diseño que permita evaluar de forma real la situación que hay en Centroamérica en relación a los recursos naturales y niveles de pobreza. Según Murillo, en las últimas décadas "hemos vivido un modelo consumista, de derroche, de depredación y que ha generado desigualdades profundas en el mundo entero y que ha empobrecido la tierra y los recursos naturales. La continuidad de este modelo en el mundo es absolutamente insostenible, ya que nos acerca a desgracias y catástrofes cada día mas". Abogó por la elaboración de una agenda común para los gobiernos y pueblos de Centroamérica "desde esa toma de conciencia que proponemos y la revisión de las formas cotidianas en que trabajamos y nos vinculamos, y formas en que todos los días los relacionamos con la naturaleza y con el medio ambiente".

Descarga la aplicación

en google play en google play