Escúchenos en línea

Dice ministro de Hacienda que pronto habrá acuerdo «satisfactorio» con la ESSO

Varias agencias. Desde Managua. | 24 de Agosto de 2007 a las 00:00
El ministro de Hacienda y Crédito Público, Alberto Guevara, afirmó el viernes que está en el camino de alcanzar pronto un acuerdo con la Esso "que a las partes les va a satisfacer", mientras la trasnacional demanda la devolución de bienes embargados. Guevara así lo aseguró cuando periodistas le preguntaron como marchan las negociaciones entre el gobierno de Managua y la Esso, cuyas instalaciones fueron embargadas hace una semana. "Nosotros estamos satisfechos del avance de las negociaciones", dijo el titular de Hacienda, que también negó que en el país hayan problemas de desabastecimientos de combustibles a causa del enfrentamiento con la Esso, que este sábado cumple ocho días. El ministro dijo que la tarde del viernes el equipo negociador le informó de que "estamos mas pronto de llegar a un acuerdo común y que nos gusta al gobierno de Nicaragua y a la Esso, que resuelva este caso". Guevara ofreció estas declaraciones tras firmar en el edificio del Banco Central de Nicaragua la carta de intenciones para solicitar un acuerdo económico y financiero con el Fondo Monetario Internacional (FMI), e insistió que el abastecimiento de los derivados del crudo "es normal" en el país. El alto cargo dijo que el cobro de impuestos a la Esso lo consideraba algo normal porque si una persona hace una inversión en Estados Unidos y olvida pagar una parte de los impuestos "muy seguro que se los van a cobrar". Las declaraciones de Guevara se produjeron poco después que la compañía norteamericana insistió en exigir a las autoridades la devolución de tanques de almacenamiento de petróleo que le fueron embargados en Corinto, principal puerto del Pacífico de Nicaragua, para responder por pago de impuestos a importaciones supuestamente no declaradas.

DGI defiende acciones de embargo

El titular de la Dirección General de Ingresos (DGI, Hacienda) Walter Porras defendió el viernes el embargo preventivo aplicado hace una semana a la Esso Standard Oil, y advirtió que no cederá hasta que la transnacional petrolera pague al Estado impuestos rezagados por al menos 4,6 millones de dólares. Porras dijo que el gobierno "actuó apegado a la ley" al embargar el plantel de la Esso en Puerto Corinto, acción que provocó la queja de Estados Unidos. Indicó que, según los registros oficiales, la firma norteamericana dejó de pagar al Estado 85 millones de córdobas (unos 4,6 millones de dólares) en los últimos 10 años en concepto de impuestos de diversa índole. Alfredo Fernández, gerente de asuntos públicos de la Esso, aseguró en Managua que la firma "no debe impuestos de ningún tipo" a Nicaragua ya que la ley establece exenciones a la importación de crudo y ciertos beneficios en el pago del impuesto sobre la renta. El conflicto inició el pasado 17 de agosto cuando una jueza nicaragüense ordenó embargar de manera preventiva los siete tanques de abastecimiento, oleoductos internos y oficinas de la Esso, para cubrir una deuda de tres millones de dólares promovida por la Dirección General de Aduanas (DGA). Con el apoyo de la policía, la juez prohibió a Esso entrar a sus instalaciones para operar y entregó su control a un funcionario de la DGA, violando disposiciones legales que permiten "al dueño mantener la posesión del bien", como depositario, hasta que concluya el juicio, dijo Fernández. En el conflicto intervino de inmediato el embajador de Estados Unidos en Managua, Paul Trivelli, quien advirtió que lo ocurrido puede "dañar seriamente las relaciones comerciales" con Nicaragua y pone en duda "el clima de clima de inversión en el país". Según Trivelli, inversionistas extranjeros de distintas expresas "vieron con horror cómo el gobierno se apoderó de una instalación privada", en alusión al embargo de la instalación de Esso. El caso se agravó el jueves, cuando el ministro de Energía, Emilio Rapaccioli, admitió que el gobierno ha hecho uso de siete tanques propiedad de la Esso en Corinto para almacenar combustible procedente de Venezuela, debido al costo de mantener los hidrocarburos en puerto. "Cada barco venezolano cobra 100,000 dólares diarios por esperar anclados frente a Corinto, y esos tanques estaban en desuso", alegó el ministro. Dijo que el uso de los depósitos fue "autorizado" por directivos de la Dirección General de Aduanas, entidad que solicitó el embargo. Los tanques de la Esso en Corinto, principal puerto del Pacífico de Nicaragua, ahora almacenan cerca de 120,000 barriles de petróleo que arribaron al país en un barco procedente de Venezuela, el mismo día que dictaron el embargo, anotó Rappaccioli. Nicaragua recibe periódicamente crudo y combustibles enviados por Venezuela conforme un acuerdo firmado entre los presidentes Daniel Ortega y Hugo Chávez al amparo de la Alternativa Bolivariana para la América (ALBA). El ministro de Energía y Minas señaló que esos depósitos están siendo alquilados por la estatal Petróleos de Nicaragua (Petronic), encargada de distribuir en este país centroamericano el petróleo que proviene de Caracas. Mientras, el titular de la DGA aseguró que los tanques de la Esso estaban vacíos al momento de su intervención y por ello decidieron alquilarlo a Petronic, para almacenar el crudo venezolano. Agregó que si la trasnacional "tuviera algún tipo de combustible, no se le está poniendo ningún obstáculo en sus operaciones" para que los almacenen en sus depósitos. Asimismo, el funcionario aduanero afirmó que especialistas del Instituto Nicaragüense de Energía (INE, ente regulador del sector) ya certificó que es seguro el manejo del petróleo venezolano en el plantel de la Esso en Corinto. El conflicto surgido tras el embargo a la transnacional Esso es objeto de negociación entre funcionarios del gobierno y representantes de la petrolera, con la mediación del presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), Erwin Krueger. La compañía Esso exigió la devolución de tanques. "Estamos pidiendo a las autoridades que nos devuelvan el terreno y los tanques del plantel" que fueron ocupados a la Esso en Puerto Corinto, 150 km al noroeste de la capital, demandó el gerente Fernández, en declaraciones a la AFP. La transnacional hizo la petición al gobierno, a fin de que "interceda" ante la justicia para que les restituya "el total control" de sus instalaciones portuarias, que considera que fueron intervenidas de manera "irregular". "La DGA constató que había tanques en desuso y se los ofreció a Petronic", informó el jueves el ministro de Energía, Emilio Rappaccioli, tras admitir tácitamente que el gobierno estaba molesto con la Esso porque no quería alquilarle los tanques que necesitan para guardar su combustible. Queda claro que "este incidente se relaciona con el deseo (del gobierno) de persuadir a la Esso a que acepte ese producto (venezolano)", señaló el embajador norteamericano Paúl Trivelli La Esso denunció que después del embargo, la DGA contrató, sin su consentimiento, personal no calificado para soldar las tuberías en los tanques de crudo, poniendo en peligro la seguridad de la zona. La DGA por su parte justificó el embargo aduciendo que la empresa no pagaba el impuesto de importación y luego porque estaban pagando sólo el 25% del 30% del Impuesto sobre la Renta (IR). La firma desestimó las acusaciones al señalar que las petroleras están exentas del impuesto de importación, y que la ley de Inversiones Extranjeras establece que ellos sólo deben cancelar el 25% del IR desde 1990. El ex director de Fisco del gobierno anterior, Róger Arteaga, confirmó que la Esso siempre ha pagado sus tributos a tiempo, y que la nueva administración sandinista actúa con "ignorancia o con mala intención". La intervención de la Esso levantó fuertes críticas contra el gobierno y preocupación en el sector privado, políticos de oposición, la sociedad civil, y el mismo embajador estadounidense, quien afirmó que la acción contra la Esso "puso seriamente en duda el buen clima de inversión en Nicaragua". "Y no hablo sólo de Esso, sino de los muchos otros posibles inversionistas que vieron con horror cómo el gobierno se apoderó de una instalación privada", afirmó el diplomático.

Descarga la aplicación

en google play en google play