Escúchenos en línea

Diario acusa a congresista de EEUU de no reportar todas sus inversiones en Nicaragua

LaVoz.com. Desde Chicago, Illinois. | 7 de Septiembre de 2007 a las 00:00
El congresista de Illinois Jerry Weller, el cual respaldó un acuerdo de libre comercio con América Central que ayudó a los inversionistas estadounidenses, compró y vendió bienes raíces en Nicaragua sin informar al Congreso de la totalidad de las operaciones, según un diario. Por lo menos en dos ocasiones, el precio de compra declarado por Weller en los registros de propiedad de Estados Unidos fue mucho más elevado del que figura en los registros de Nicaragua, dijo el viernes el diario Chicago Tribune. Los compradores en Nicaragua con frecuencia declaran precios muchos más bajos a los pagados para abonar menos impuestos locales, agregó el diario. La oficina del congresista dijo al diario que Weller no formularía comentarios, y un vocero en la oficina de su distrito, en Joliet, indicó el viernes a The Associated Press que no comentaría al respecto. Weller, cuya esposa es senadora en el Congreso de Guatemala e hija de un general que gobernó el país a principios de la década de 1980, se ha interesado mucho en los temas latinoamericanos. Ayudó además a las empresas de Puerto Rico y entre el 2003 y el 2006 sirvió en el subcomité del hemisferio occidental del Comité de Relaciones Internacionales. Realizó su primer viaje oficial a Nicaragua en el 2002, el mismo año en que comenzó a adquirir bienes raíces en ese país, según el Tribune. Aproximadamente al mismo tiempo, defendió el Acuerdo de Libre Comercio de América Central (CAFTA, por sus siglas en inglés) como forma de ayudar a los empresarios de su distrito de Chicago a vender maquinaria agrícola y alimentos en América Latina. Weller nunca dijo públicamente que tenía bienes raíces en Nicaragua, y en el 2005 el CAFTA fue aprobado con sólo dos votos de diferencia. El mismo año en su declaración legislativa, dijo tener solamente una propiedad inmobiliaria en el país centroamericano, como mínimo siete menos que el número de lotes que muestran los registros de la propiedad en el país centroamericano como vendidos o comprados, según el Tribune. Los congresistas deber reportar conforme a las normas éticas de la Cámara de Representantes todos los bienes raíces que poseen, salvo sus residencias personales. Weller, elegido por primera vez al Congreso en 1994, adquirió varios terrenos en los últimos años, y en el 2006 vendió nueve por 346.000 dólares, dijo el Tribune.

Descarga la aplicación

en google play en google play