Escúchenos en línea

Asocian sismos con erupción en los volcanes inactivos

Washington. Agencia PL. | 20 de Abril de 2016 a las 10:53
Asocian sismos con erupción en los volcanes inactivos

Más del 90 por ciento de las erupciones en volcanes inactivos están precedidas por sismos volcánico-tectónicos mayores de 3,0 grados en las fallas cercanas, concluye este jueves un informe del Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS, en inglés).

La investigación, presentada en la reunión anual de 2016 de la Sociedad Americana de Sismología que tiene lugar en Reno, Nevada, revela que las oleadas de actividad sísmica de baja frecuencia se producen cuando el magma se introduce en la roca e interactúa con las diferentes partes de la corteza terrestre.

Para llegar a esta conclusión, los científicos analizaron más de 35 erupciones de 24 volcanes inactivos durante los últimos 20 años.

El estudio también incluye la búsqueda de patrones más grandes de actividad sísmica para comparar con erupciones anteriores con el fin de determinar cuándo un volcán puede entrar en erupción.

Durante los últimos diez años, se han colocado varios sismógrafos en volcanes con el objetivo de encontrar señales de erupción a partir de terremotos pequeños, explicó uno de los geofísicos del USGS, Weston Thelen.

En los volcanes Monte St. Helens en el estado de Washington y el Little Sitkin en las islas Aleutianas occidentales de Alaska, los investigadores estudian en detalle los pequeños terremotos conectados que parecen anteceder a muchas erupciones.

Para estas exploraciones los científicos desarrollaron una herramienta de código abierto llamada REDPy ('Repeating Earthquake Detector in Python') que detecta los enjambres en el volcán en tiempo real; con el cual se calcula la relación entre el número y tamaño de los grupos de terremotos relacionados con el tiempo de la erupción.

En 2014 un enjambre por debajo de Mammoth Mountain en California permitió a integrantes de la USGS rastrear la compleja relación entre el movimiento del fluido y la activación de la falla en el domo de lava fuertemente vigilada.

De esta forma se localizaron con precisión un conjunto de más de 6 mil sismos que ayudó a trazar una onda de propagación de terremotos a lo largo de múltiples fallas durante la secuencia del enjambre.

El estudio aparece en el contexto de los movimientos telúricos de la semana pasada que tuvieron lugar en Ecuador y Japón, y dejaron alrededor más de 500 y 50 muertos respectivamente y miles de heridos.

A ello se suman las constantes lluvias y consecuentes inundaciones en Uruguay y Chile y el incremento de las actividades del volcán mexicano Popocatépetl.


Descarga la aplicación

en google play en google play