Escúchenos en línea

Minsa investiga a brigada médica de EEUU que dejó ciegos a tres ancianos de Estelí

Agencias Associated Press (AP) y France Press (AFP)- | 30 de Julio de 2006 a las 00:00
El Ministerio de Salud (Minsa) investiga el caso de un grupo de ancianos que fueron operados de cataratas por una brigada médica estadounidense y ahora padecen de infección y varios de ellos han quedado ciegos, informa el sábado la prensa. "Investigamos el caso. Una de las medicinas que apareció estaba con fecha vencida', dijo a la prensa local, el doctor Norman Jirón, director de Regulación de Establecimientos de Salud del Minsa. "Es difícil saber, incluso a nosotros como médicos nos cuesta saber dónde estuvo la falla. La responsabilidad se va a determinar de acuerdo con los medios que existan', agregó. Reconoció que el Minsa autorizó el arribo de la brigada, pero aclaró que "la responsabilidad penal o civil, tendrá que determinarla la justicia'. Los ancianos fueron operados de catarata recientemente por una brigada médica estadounidense denominada "Manos que Ayudan'. Los ancianos afectados han sido llevados al hospital San Juan de Dios de la ciudad de Estelí. El oftalmólogo estadounidense George Birenbaum, miembro de la brigada pidió a las autoridades de salud por medio de una carta información sobre el caso. El doctor Jorge Alí López, delegado del Minsa en esa ciudad, dijo que al menos 15 de 35 operados por la brigada han resultado con infección postoperatoria. Agregó que la brigada médica norteamericana realizo 170 intervenciones de cirugía plástica, cirugías generales, ortopedia y oftalmología. Todos los pacientes son de escasos recursos y no tienen dinero para tratarse con médicos particulares, por lo que el Minsa se ocupa de los casos. Al menos 3 perdieron la vista Al menos tres de 46 ancianos nicaragüenses que fueron operados de cataratas por un grupo de médicos voluntarios estadounidenses, perdieron la vista tras contraer una grave infección una semana después de la intervención, informaron este viernes fuentes médicas. La tragedia ocurrió en el hospital San Juan de Dios de la ciudad de Estelí, donde la brigada médica civil de Estados Unidos "Manos que ayudan" realizó del 10 al 15 de julio pasado operaciones gratuitas a personas del campo y la ciudad afectados por cataratas. El director de Regulación de Establecimientos de Salud del Ministerio de Salud (Minsa), Norman Jirón, dijo en rueda de prensa que de los 46 pacientes intervenidos por la brigada médica, 11 contrajeron la bacteria, pero solo a tres se le extrajo uno de sus ojos. "Solo a tres se les tuvo que nuclear el ojo porque la infección fue muy severa", indicó. A otros tres se les controló a tiempo la infección y cinco se mantienen bajo observación, a la espera de ser operados o dados de alta si evolucionan satisfactoriamente, explicó Jirón. El funcionario dijo que realizarán una auditoría médica para determinar las causas del accidente, que se presume pudo ser originado por contaminación de seudomona (orden de bacterias) en el hospital, durante el período postoperatorio, a través de algún instrumente médico o por medicinas vencidas. "Efectivamente una de las medicinas que apareció y que trajo la brigada estaba con fecha vencida" y fue suministrada a uno de los afectados, reveló Jirón. No obstante, consideró que es poco probable que el medicamento vencido, que según las fuentes se trataba de un anti-inflamatorio, haya causado la infección. Anunció que el Minsa tomó medidas sépticas en el hospital de Estelí para evitar posibles nuevos contagios con esta bacteria. La brigada estadounidense llegó a Nicaragua procedente de Arizona, en el marco de la asistencia que realizan en varios países del mundo desde hace ocho años. "Estamos totalmente anonadados por esta situación ya que no es nuestra intención, no está en nuestra ética profesional que cosas como estas sucedan", afirmó el coordinador de la brigada, James Tillinshast, en una carta que envió al Minsa, tras conocer la noticia. La misiva señala que "el cirujano oftalmólogo (que practicó las operaciones) no tiene palabras para expresar su asombro, tristeza e incertidumbre, porque en sus innumerables años de práctica jamás le había ocurrido algo similar a sus pacientes". La brigada realizó más de 2.000 intervenciones en diferentes especialidades a nicaragüenses de escasos recursos, incluidas las 46 operaciones oftalmológicas. La brigada abandonó Nicaragua el pasado 22 de abril, pero se puso a la disposición del Minsa para ayudar "a aliviar esta situación". Los familiares de los ancianos afectados anunciaron que demandaron judicialmente a título personal a la brigada por daños y perjuicios.

Descarga la aplicación

en google play en google play