Escúchenos en línea

«El Señor de los Cielos », un nica pájaro de alto vuelo

Tegucigalpa, Honduras. La Prensa.hn | 10 de Noviembre de 2017 a las 09:30
«El Señor de los Cielos », un nica pájaro de alto vuelo

La ruta estaba trazada y el punto estratégico que definió para recibir los cargamentos de droga que llegaban de Colombia fue la isla de Santa Elena, en el municipio de José Santos Guardiola, Islas de la Bahía en Honduras.

En este lugar, Ruadán Osmar Zamora Valerio o José Luis Oliva Meza, montó una estructura, seleccionó su gente de confianza y tuvo inclusive a personas de influencia en la isla para que al recibir la carga la trasladaran a La Ceiba.

Socia del “Señor de los cielos” ocultó al “Chapo” en Copán

“Llevar los cargamentos a tierra firme era parte de las actividades que estableció Zamora en Islas de la Bahía, donde incluso se blindó con una banda de sicarios que opera en Diamond Rock y Port Royal”, explicó un agente antinarcóticos.

Desde agosto de 2011, el “Señor de los cielos”, como se hace llamar, huyó de Costa Rica y montó desde Gracias a Dios, Islas de la Bahía, Colón y Atlántida, un corredor para el paso de droga que explotó por seis años.

Bajo perfil

La doble identidad del nicaragüense más buscado en Costa Rica le permitió manejarse con bajo perfil y para encubrir su operar en el país, en noviembre de 2012, a un año de estar prófugo de la justicia, obtuvo una cédula de identidad hondureña con la que se registró con otro nombre: José Luis Oliva Meza.

“Se investiga cómo es que obtuvo documentación hondureña, quién le facilitó la identificación con la que estuvo en el anonimato, porque eso le facilitó que continuara con el operar ilícito y estableciera su propia estructura. Al inicio, de la mano de Wilter Blanco, pero luego montó su estructura”, agregó el agente.

Con esa identidad, las autoridades informan que Zamora adquirió varios bienes, y a él lo vinculan con la plantación de marihuana y amapola que fue encontrada en Olancho este año.

Así como de dos narcolaboratorios donde procesaba pasta de coca, uno localizado en Balfate, Colón, y el otro en Esquipulas del Norte en Olancho.

Proceso

En Honduras, el “Señor de los cielos” enfrenta un proceso por los delitos de almacenamiento de munición de uso prohibido y por uso de documentos falsos; esos delitos lo tienen en la cárcel tras que un juez de jurisdicción nacional le decretara auto de formal procesamiento el martes anterior. Zamora fue capturado la semana pasada en La Ceiba. Hasta que culminen los procesos abiertos en Honduras es que Costa Rica haría efectivo el trámite para que Zamora sea extraditado a ese país, tal como ha manifestado la Oficina de Asesoría Técnica y Relaciones Internacionales (Oatri) en la nación tica.

La justicia costarricense quiere iniciar las gestiones para que el “Señor de los cielos” sea extraditado a ese país, para afrontar los cargos que se le imputan aquí por narcotráfico, posesión agravada y transporte de drogas sin autorización legal, tentativa de homicidio calificado, resistencia agravada a la autoridad y tenencia de arma no permitida.

“La Oatri está coordinando con la Fiscalía Adjunta de Limón, el Tribunal Penal de la zona y demás autoridades competentes, el pedido de extradición contra el imputado para que este enfrente la causa penal que se le sigue en Costa Rica, bajo el expediente 11-202551-0472-PE”, informó la oficina de prensa del Ministerio Público de Costa Rica.

Zamora fue capturado en Limón cuando trasegaba 1,122 kilos de marihuana jamaiquina en una lancha el 30 de julio de 2011. A Zamora se le consideraba el líder de una banda que se dedicaba a la importación y comercialización de drogas desde Panamá a Honduras.

TEGUCIGALPA. La ruta estaba trazada y el punto estratégico que definió para recibir los cargamentos de droga que llegaban de Colombia fue la isla de Santa Elena, en el municipio de José Santos Guardiola, Islas de la Bahía.

En este lugar, Ruadán Osmar Zamora Valerio o José Luis Oliva Meza, montó una estructura, seleccionó su gente de confianza y tuvo inclusive a personas de influencia en la isla para que al recibir la carga la trasladaran a La Ceiba.

“Llevar los cargamentos a tierra firme era parte de las actividades que estableció Zamora en Islas de la Bahía, donde incluso se blindó con una banda de sicarios que opera en Diamond Rock y Port Royal”, explicó un agente antinarcóticos. Desde agosto de 2011, el “Señor de los cielos”, como se hace llamar, huyó de Costa Rica y montó desde Gracias a Dios, Islas de la Bahía, Colón y Atlántida, un corredor para el paso de droga que explotó por seis años.

Bajo perfil. La doble identidad del nicaragüense más buscado en Costa Rica le permitió manejarse con bajo perfil y para encubrir su operar en el país, en noviembre de 2012, a un año de estar prófugo de la justicia, obtuvo una cédula de identidad hondureña con la que se registró con otro nombre: José Luis Oliva Meza.

“Se investiga cómo es que obtuvo documentación hondureña, quién le facilitó la identificación con la que estuvo en el anonimato, porque eso le facilitó que continuara con el operar ilícito y estableciera su propia estructura. Al inicio, de la mano de Wilter Blanco, pero luego montó su estructura”, agregó el agente.

Con esa identidad, las autoridades informan que Zamora adquirió varios bienes, y a él lo vinculan con la plantación de marihuana y amapola que fue encontrada en Olancho este año.

Así como de dos narcolaboratorios donde procesaba pasta de coca, uno localizado en Balfate, Colón, y el otro en Esquipulas del Norte en Olancho.

Proceso. En Honduras, el “Señor de los cielos” enfrenta un proceso por los delitos de almacenamiento de munición de uso prohibido y por uso de documentos falsos; esos delitos lo tienen en la cárcel tras que un juez de jurisdicción nacional le decretara auto de formal procesamiento el martes anterior. Zamora fue capturado la semana pasada en La Ceiba. Hasta que culminen los procesos abiertos en Honduras es que Costa Rica haría efectivo el trámite para que Zamora sea extraditado a ese país, tal como ha manifestado la Oficina de Asesoría Técnica y Relaciones Internacionales (Oatri) en la nación tica.

La justicia costarricense quiere iniciar las gestiones para que el “Señor de los cielos” sea extraditado a ese país, para afrontar los cargos que se le imputan aquí por narcotráfico, posesión agravada y transporte de drogas sin autorización legal, tentativa de homicidio calificado, resistencia agravada a la autoridad y tenencia de arma no permitida.

“La Oatri está coordinando con la Fiscalía Adjunta de Limón, el Tribunal Penal de la zona y demás autoridades competentes, el pedido de extradición contra el imputado para que este enfrente la causa penal que se le sigue en Costa Rica, bajo el expediente 11-202551-0472-PE”, informó la oficina de prensa del Ministerio Público de Costa Rica.

Zamora fue capturado en Limón cuando trasegaba 1,122 kilos de marihuana jamaiquina en una lancha el 30 de julio de 2011. A Zamora se le consideraba el líder de una banda que se dedicaba a la importación y comercialización de drogas desde Panamá a Honduras.


Descarga la aplicación

en google play en google play