Escúchenos en línea

Reconocen esfuerzos para frenar alzas de precios

AFP. Desde Managua. | 7 de Enero de 2008 a las 00:00
La espiral alcista de los precios de alimentos y servicios básicos, empujada por los precios del petróleo, golpea a los nicaragüenses que se las ingenian para soportar la embestida, mientras el gobierno de Daniel Ortega ha prometido tomar acciones para frenarla. El arroz, los frijoles, la leche, el queso, carne o huevos se están volviendo escasos en la mesa de muchos nicaragüenses que aseguran que cada día "tienen que estirar más el dinero" para comprarlos. "Si antes compraba 10 libras de arroz (4,5 kilos) ahora compro ocho, si comía carne, ahora ya no. Tenemos que acomodarnos para sobrevivir. Ese es el objetivo: sobrevivir. Los pobres somos los que más sentimos esta situación", dijo a la AFP Alba Chávez, que labora como doméstica. "Aquí uno sólo espera el trancazo (el alza de precio) en cualquier momento y lo único que dicen es que subió el petróleo (...) es una cuestión que alguien tiene que buscar cómo parar esta alza", declaró por su parte a la AFP José Rodríguez, un comerciante de uno de los mercados detallistas de la capital. El aceite de cocina "pareciera que fuera oro líquido" porque aumentó de 80 (4,23 dólares) a 150 córdobas (7,9 dólares) el galón de (3,8 litros). "Esto ya no se aguanta", se quejó Rodríguez. Los combustibles que lideran la subida de los precios en el mercado se cotizaban este lunes a 4,25 dólares el galón de gasolina súper, mientras que el diesel costaba 3,8 dólares. El gas para cocinar no se quedó atrás y este lunes subió 10 centavos de dólar el cilindro de 11,34 kilos. Transportistas, panaderos o arroceros estudian nuevos incrementos para soportar los costos de producción provocados por el incremento del petróleo, según dirigentes de esos gremios. El gobierno anunció para este año un incremento en la tarifa de agua, en un monto aún no detallado, pero según se dijo no afectará a las familias de bajo consumo; la tarifa eléctrica, que entre diciembre y enero aumentó un 9,06% podría tener un nuevo ajuste a partir de febrero, de acuerdo con autoridades del sector. La experiencia de los consultados es semejante a la de muchas familias que han reducido su consumo de alimentos o se juntan varias personas para asumir los gastos, según dijo una vendedora ambulante que manifestó "yo le doy a mi mamá y ella compra para todos. Sólo ella sabe como lo hace". El alza en el rubro de los alimentos, del 17,61%, es el que más ha incidido en la tasa de inflación del pasado año, que según el Banco Central, se situará entre el 14 y el 16%. La Comisión Nacional de Salario Mínimo del Ministerio del Trabajo estimó el costo de la canasta básica de 53 productos, que incluye los servicios básicos, es de 393 dólares, mientras que el salario mínimo para ocupaciones menores es inferior a los 100 dólares mensuales. El presidente Daniel Ortega en su primer anuncio de 2008 prometió adoptar medidas "inmediatas" para evitar el impacto del alza del petróleo en los alimentos. Según Ortega, aunque suban los precios del petróleo "no van a subir los precios de los alimentos; eso no puede subir, el pueblo no puede ni debe pasar hambre", prometió el mandatario.

Descarga la aplicación

en google play en google play