Escúchenos en línea

Titular del BCN a EEUU a promover confianza en títulos valores de Nicaragua

| 12 de Enero de 2008 a las 00:00
El presidente del Banco Central de Nicaragua (BCN), Antenor Rosales, anunció este sábado que viajará a Miami, a participar en una convención empresarial, en la que aprovechará para promover la confianza del capital internacional en los títulos valores de nuestro país. Rosales reiteró a los periodistas locales que el Estado de Nicaragua le pagará, como corresponde, a los tenedores de Certificados Negociables de Inversión (CENI), porque eso es un compromiso asumido como nación. Según el presidente del banco emisor, el BCN tiene previsto pagar, el próximo 15 de abril, 48.4 millones de dólares en CENI, de los cuales casi 16 millones de dólares corresponden a intereses. Ese dinero adeudado por los CENI será distribuido entre el Banco de Crédito Centroamericano (Bancentro) y el Banco de la Producción S.A. (Banpro). La gira del titular del BCN ratifica la voluntad del gobierno del presidente Daniel Ortega de generar confianza entre los tenedores de títulos valores emitidos por las autoridades de Nicaragua, ante la campaña desatada después que el jefe de Estado anunciara el jueves pasado que “no se pagarán los CENI”. Rosales señaló que “hay negociaciones” en marcha con los funcionarios de los bancos a los que se les adjudicaron los CENI, las que aún no concluyen ni se vence todavía el plazo de pago a esos títulos valores, por tanto de momento no hay nada que pagar. Las negociaciones entre una comisión especial del gobierno de Ortega y los bancos poseedores de CENI se efectúan desde hace más de un mes, y giran especialmente en torno a los onerosos intereses de esos títulos. La emisión de los primeros CENI se efectuó bajo el gobierno del ex presidente Arnoldo Alemán (1997-2002), cuando el BCN era presidido por Noel Ramírez, hoy diputado al Parlamento Centroamericano, en un acción que la Contraloría General de la República denunció “de nulidad” absoluta. La justificación para emitir los CENI fue garantizar con fondos estatales la plata que el pueblo tenía depositada en cuatro bancos privados quebrados en forma fraudulenta, y además Ramírez les autorizó una tasa de interés de hasta el 21%, un 25% más de lo que pagaba el BCN por esos títulos en ese tiempo. De acuerdo con Rosales, las negociaciones con Bancentro y Banpro, buscan el mecanismo para que ambas entidades financieras reduzcan la tasa de interés “facial” que tienen los CENI en su poder, y además que el Estado pueda pagar ese dinero a un plazo mucho mayor. Explicó que la propuesta gubernamental es “que (esos bancos) nos compren títulos” valores. Apuntó que el objetivo es que los títulos valores del Ministerio de Hacienda y del Banco Central sean reconocidos por su fortaleza, y precisamente en aras de eso voy a ir, incluso, a una reunión el lunes (próximo) a Miami para hacer una exposición de la deuda nicaragüense y convencer a gente de que invierta en los títulos de Nicaragua”. De acuerdo con Rosales, existe voluntad de los dos bancos en que se logre un acuerdo en torno de los CENI, porque “como nicaragüenses todos estamos comprometidos en lograr el bienestar de la nación y estoy seguro de que ellos van a ser consecuentes con ese gran requerimiento, con esa gran necesidad, y van a dar la repuesta que corresponda a esas aspiraciones de todos; todo el mundo está diciendo que busquemos cómo avanzar contra la pobreza, y que parece imprescindible una negociación donde ganemos todos: Nicaragua en primer lugar, el Gobierno y también los bancos”. Los CENI significan un porcentaje altísimo de la deuda interna del país, y en la Asamblea Nacional existe un amplio espectro de diputados que apoyan una renegociación de esos títulos valores, lo que también es una demanda de los diversos grupos de la sociedad civil.

Descarga la aplicación

en google play en google play