Escúchenos en línea

Valencia apoya acceso a medicinas en 22 pueblos nicas

Europa Press. Desde Valencia. | 14 de Enero de 2008 a las 00:00
Un total de 22 municipios nicaragüenses han comenzado a desarrollar, con la ayuda económica de la Diputación de Valencia, un proyecto para vender medicamentos, cuyo objetivo es mejorar la gestión de su salud comunitaria y obtener a cambio ingresos para la población, según informó la corporación provincial en un comunicado. Este programa, puesto en marcha por la ONG “Farmacéuticos Mundi”, cuenta con el respaldo de la Diputación de Valencia, quien ha aportado para su desarrollo una subvención de 38,555 euros, procedente de los programas de financiación a proyectos de cooperación internacional al desarrollo. Según indicó el diputado de Cooperación Municipal, responsable también de estos programas internacionales, Juan José Medina, “se trata de consolidar redes de salud comunitaria y comisiones de salud en los municipios de Villa El Carmen y Tipitapa, ampliando la cobertura de la Red de Ventas Sociales de medicamentos en 22 municipios pobres de nueve departamentos de Nicaragua”. Las áreas de intervención se centran, exactamente, en los departamentos de Managua, León, Granada, Nueva Segovia, Madriz, Estelí, Jinotega, Boaco y Río San Juan, consideradas como zonas de “extrema pobreza” y con una dotación de servicios básicos de salud “muy precaria”. “Si conseguimos que estas zonas vendan medicamentos de primera necesidad a las comunidades vecinas, estaremos apostando por que tengan un medio de vida y unos ingresos económicos, pero también, que mucha gente mejore su salud y, a corto y medio plazo, reduzca su morbi-mortalidad, porque dispondrán de medicinas de forma inmediata”, concretó el diputado Juan José Medina. Según el estudio elaborado por “Farmacéuticos Mundi”, la población que se beneficia de la gestión de este proyecto asciende a 295,216 personas, de las cuales 150,560 son mujeres. De ellas, un total de 124,051 adultos, 63,266 mujeres y 60,785 hombres, son beneficiarias directas. Las zonas en donde se ubica el proyecto se caracterizan por estar habitadas por una población de escasos recursos económicos, en algunos casos las familias sobreviven de la agricultura y de la pesca artesanal para el autoconsumo. Además, las zonas de intervención se encuentran en una situación epidemiológica con una elevada tasa de mortalidad general, sobre todo entre la población infantil, y una prevalencia importante de enfermedades transmisibles y parasitarias. Por este motivo, dijo Juan José Medina, “decidimos colaborar en esta iniciativa, ya que vimos que era la mejor manera de garantizar el abastecimiento de medicamentos y el mantenimiento de la red de salud comunitaria y hacer viable la autogestión y el funcionamiento coordinado y concertado de las organizaciones de salud de las comunidades”. Este proyecto tendrá un periodo de ejecución que durará hasta el próximo verano.

Descarga la aplicación

en google play en google play