Escúchenos en línea

Gobierno informará a FMI sobre cooperación venezolana

Managua. Agencias. | 26 de Febrero de 2008 a las 00:00
El Gobierno que preside el sandinista Daniel Ortega informará a una misión técnica del Fondo Monetario Internacional (FMI), de visita en Managua, aspectos sobre la cooperación de Venezuela, informó este martes una fuente oficial. El titular del Banco Central de Nicaragua (BCN), Antenor Rosales, dijo en rueda de prensa que conversarán con esa misión del FMI, que encabeza Luis Cubeddu, sobre la cooperación que Caracas brinda a Managua en el marco de la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA). Los partidos políticos opositores Movimiento Renovador Sandinista (MRS) y Alianza Liberal Nicaragüense (ALN) señalan al Ejecutivo de no explicar públicamente y malversar la ayuda que recibe Nicaragua procedente de Venezuela. También, acusan al mandatario Ortega de hacer uso discrecional de las ganancias de la comercialización del petróleo de Venezuela, en beneficio de "un proyecto personal". La cooperación venezolana en Managua calculada en 4.700 millones de dólares, principalmente en el suministro de petróleo, no están registrados en el presupuesto de la nación. El presidente del banco emisor del Estado dijo que discutirán con la misión del FMI sobre la cooperación internacional en general y "en particular la cooperación venezolana". "Hemos sostenido con el FMI que es necesario desarrollar cada vez más, nuevos niveles de transparencia, claridad y precisión, y por lo tanto la cooperación en general, y en particular la cooperación venezolana, se le va a informar todo aquello que esté relacionado a la misma, sin ningún tipo de limitaciones", señaló Rosales. Managua y Caracas suscribieron en abril de 2006 un acuerdo que permitirá a Nicaragua importar diez millones de barriles de petróleo de Venezuela al año. Ese acuerdo fue ratificado en enero de 2007 por los presidentes Ortega y Hugo Chávez, de Venezuela. Nicaragua pagará un 60 por ciento de esa compra en un plazo de 90 días y otro 40 por ciento será saldado en 25 años, con una tasa de interés del uno por ciento y con dos años de gracia. Las ventas de petróleo son calculadas en 380 millones de dólares anuales y no están incluidas en el presupuesto nicaragüense. Esos recursos son administrados por la empresa mixta Albanisa, integrada por Petróleos de Venezuela (PDVSA) y la estatal Petróleos de Nicaragua (Petronic), en el marco del ALBA, que integran Bolivia, Cuba, Dominica, Nicaragua y Venezuela. El Gobierno de Nicaragua y una misión del FMI comenzaron el lunes una ronda de reuniones para analizar el acuerdo económico financiero tri-anual firmado entre ambas partes el año pasado. La agenda de estos encuentros, que durarán dos semanas, incluye evaluar los resultados económicos de 2007 y las perspectivas de 2008, entre otros temas como la política fiscal, monetaria y salarial, dijo Rosales.

Sindicatos sandinistas critican injerencia del FMI en política salarial

Unos dos mil trabajadores de la salud, la educación y de otros sectores estatales se manifestaron este martes contra la injerencia del FMI en la política salarial del país, que impide al gobierno mejorarles sus ingresos. Los manifestantes, afiliados a sindicatos del gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), se plantaron ante el edificio del BCN, sede de una reunión entre autoridades económicas nicaragüenses y miembros de una misión de alto nivel del FMI. "Si alguien tiene que decidir la política salarial es el gobierno", protestó el dirigente de la Central Sandinista de Trabajadores (CST), Benito Acevedo. Los manifestantes llegaron hasta el lugar de la reunión en el suroeste Managua en autobuses facilitados por el Frente Nacional de los Trabajadores (FNT), una central sindical afín al gobierno del presidente Ortega. "Que se vaya el FMI" coreaban los manifestantes, mientras en el interior de las instalaciones del BCN se desarrollaba una rueda de prensa sobre los alcances de la visita de una misión de ese organismo que evaluará el desempeño económico de 2007 y las proyecciones para 2008. El presidente del BCN, Antenor Rosales, desestimó los reclamos de los asalariados que le acusaron de ponerse a la par del FMI y en contra de los intereses de los trabajadores. "Nicaragua vive un Estado de derecho, donde todos podemos expresar nuestro pensamiento. Espero que la protesta que está en las puertas sea una expresión de la libertad que gozamos", comentó Rosales. El funcionario recalcó que en materia de política salarial lo que se ha acordado con el FMI es que los salarios deben estar en correspondencia con el crecimiento de la economía. Según el compromiso del gobierno con el FMI, consignado en el presupuesto del 2008, ningún incremento de sueldos puede superar el 12%. Los sindicatos sandinistas reclaman incrementos salariales de más de 30% a fin de neutralizar los efectos de la inflación.

Descarga la aplicación

en google play en google play