Escúchenos en línea

Cónsul tico traficaba con personas desde Nicaragua

San José. Diario La Nación. | 29 de Febrero de 2008 a las 00:00
El diario costarricense “La Nación” informó en la edición de este viernes que el cónsul de Costa Rica en Managua, Víctor Láscarez, es objeto de una investigación en la Cancillería de su país, por su participación en el ingreso un libanés y jordano a través del paso fronterizo de Peñas Blancas, Guanacaste. La Cancillería y el ministro de la Presidencia, Rodrigo Arias, confirmaron ayer (jueves) la confección de un informe sobre los actos del Cónsul, pero declinaron dar mayores detalles. La Policía nicaragüense también recoge información, informó el comisionado Alonso Sevilla. Láscarez ayudó, por separado, a los árabes de apellidos Ziad y Owadely en sus gestiones fronterizas, según un informe policial en poder de la Cancillería. Aunque los dos ingresaron por separado, lo hicieron el mismo día: el 13 de septiembre del 2007. Ese día, Láscarez llegó con su vehículo a la frontera. El libanés estuvo en Nicaragua en condición migratoria irregular, según el informe en poder de Relaciones Exteriores. Ese documento se basó en reportes de la Policía nicaragüense, que tomó nota de la intervención del cónsul para el ingreso a Costa Rica de los dos foráneos, uno de los cuales está casado con una ciudadana costarricense. Láscarez pidió visa para ellos ante la Dirección General de Migración y Extranjería (DGME), que las autorizó porque ambos extranjeros carecían de irregularidades en su historial migratorio, confirmó ayer (jueves) el director, Mario Zamora. Consultado ayer por La Nación, Láscarez declinó hacer comentarios, pues adujo no estar autorizado para hacerlo al margen de la oficina de Prensa de la Cancillería. El canciller, Bruno Stagno, dijo posteriormente que no existía prohibición alguna, por lo que autorizó al cónsul hablar con la prensa. Después, Láscarez expresó, por teléfono, que es una decisión propia no brindar declaraciones si no es mediante la Cancillería. En este Ministerio se informó, mediante la oficina de Prensa, de que el informe pasa a manos de la Presidencia de la República, pero el ministro Rodrigo Arias evitó ahondar sobre el caso. “La Cancillería responsablemente está en las últimas etapas de una investigación respecto de este asunto. Tenga la seguridad que actuaremos como corresponda apenas tengamos el resultado de dicha investigación”, respondió Arias por correo electrónico. Láscarez es cónsul general en Nicaragua desde julio del 2006 y ha enfrentado dificultades para atender la alta demanda de trámites consulares, en especial visas. Su nombramiento fue cuestionado por el diputado opositor Alberto Salóm, ya que tenía una causa abierta en el Juzgado Penal de San José por el delito de estafa, según el expediente 97-2093-212-PE. El consulado tico en Managua es el de mayor actividad, por la cantidad de visas y otros trámites para ticos residentes ahí. Además de las quejas por sus dificultades para enfrentar la alta demanda de trámites en el consulado de Managua, Láscarez fue reprendido el año pasado pro sus superiores porque desacató dos veces la orden de su gobierno de no cobrar en el valor de las visas y autenticación de documentos ante la carencia de timbres fiscales.

Descarga la aplicación

en google play en google play