Quienes Somos Trayectoria Programación Escribenos

Escuche la radio en línea



Narcos financian iglesia católica en México

Ciudad de México. Agencia AFP. | 7 abril de 2008

Comentar    
La Iglesia católica de México, el segundo país con más fieles en el mundo, está sacudida luego de que un alto dignatario admitió que los narcotraficantes son "muy generosos" con los pueblos en los que actúan y que algunas veces "construyen" hasta alguna capilla. Las declaraciones del presidente de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), que agrupa a los obispos del país, Carlos Aguilar Retes, el viernes pasado, al clausurar la 85 asamblea plenaria del organismo, sobre el tema de los narcotraficantes y la supuesta labor social que realizan, causaron una infrecuente polémica pública al más alto nivel del Iglesia Católica. Sus afirmaciones volvieron a causar polémica en México, donde desde hace años hay dudas por las reuniones que sostuvieron los hermanos Arellano Félix, líderes del cártel de Tijuana, con el entonces representante del Vaticano en México, Girolamo Prigione. Incluso, la arquidiócesis primada de México, la máxima autoridad católica, manifestó su "rechazo absoluto" a las donaciones de narcotraficantes. El prelado reconoció que algunos narcotraficantes, a los que no identificó, se han acercado a representantes de la Iglesia católica, algunos en secreto de confesión, en busca de consejo porque desean cambiar de vida y encontrar la paz, aunque aclaró que no se recibe ninguna limosna por escucharlos. "Son muy generosos con las sociedades de sus pueblos habituales y, en general, meten la luz, ponen comunicaciones, carreteras, caminos, por cuenta de ellos. Son muy generosos y muchas veces también construyen alguna iglesia o una capilla", dijo Aguilar Retes. Aguilar Retes reconoció que la iglesia ha tenido acercamientos con narcotraficantes y propuso que en México se apruebe una ley similar a la de Colombia, en la que se protege la identidad de los traficantes de droga que quieran cambiar de vida. "Comentando con algunos obispos, podemos decirlo, porque no voy a romper ningún secreto, porque no diré nombres de obispos ni de narcotraficantes. Ha habido quienes se han acercado y pedido orientación sobre cómo hacer un cambio de vida", indicó el líder religioso al término de la reunión anual de la CEM. Aguilar Retes defendió estos acercamientos alegando que "la iglesia católica maneja una relación personal, totalmente confidencial, bajo secreto, que es la confesión". "El dinero que obtiene el narcotráfico es dinero sucio que de ningún modo se 'purifica' con actos piadosos", agregó, de su lado, el arzobispado mexicano en un comunicado. La Arquidiócesis de México condenó las acciones del narcotráfico, que "conducen cada año a la muerte de miles de personas en todo el mundo", y reiteró que para la Iglesia católica el dinero producto de esa actividad "es malhabido, por tanto no se lava en obras de caridad". En un comunicado, el vocero de la institución, Hugo Valdemar Romero, ratificó la postura de la Arquidiócesis y, en general, de la Iglesia católica, en el sentido de que "el narcotráfico es un pecado grave", cuyas ganancias son producto de "una larga cadena de muertes que mancha la conciencia de innumerables personas". La Arquidiócesis de México insistió, como lo ha hecho en otras ocasiones, en que el narcotráfico es "un grave pecado social", y que las diferentes actividades que involucra la producción y comercialización de drogas generan muerte, y atentan contra el quinto mandamiento. Por su parte, la Procuraduría General de la República rechazó el domingo investigar a los curas que aceptaron las contribuciones de los traficantes de droga. "El servicio que prestan es una cuestión similar al secreto profesional que ejerce un abogado", dijo un alto funcionario de la procuraduría al periódico La Jornada. Por su parte, un sacerdote de la arquidiócesis consideró este domingo que "la limosna que se coloca en las alcancías de la iglesia siempre es anónima, sí podríamos decir que algún narcotraficante podría dejar ayuda económica en una alcancía, pero es imposible saber quién fue". Las dudas sobre la relación de representantes de la iglesia mexicana con los capos de la droga surgieron en 1993, cuando el cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo murió en medio de un confuso enfrentamiento armado en el norte del país entre el cártel de Tijuana y el de Joaquín 'el Chapo' Guzmán, actualmente prófugo.


Mostrar comentarios [2]

Comentar     Arriba

PROGRAMAS EN AUDIO

Síguenos en

Facebook

Twitter

Blogs

Día para celebrar. Mañana, a seguir luchando

Publicado el 17 diciembre de 2014

RADIO LA PRIMERISIMA CUMPLE 29 AÑOS

Publicado el 16 diciembre de 2014

El Dominio Eminente del estado soberano de Nicaragua

Publicado el 12 diciembre de 2014

Pensamiento Crítico

Otra vez Fidel tuvo razón

Nadie sabe más que el pueblo cubano a la hora de enfrentar a un Imperio. Por eso esta victoria ...

Cuba-EEUU: Del canje humanitario al fin del bloqueo

Finalmente sucedió: Estados Unidos y Cuba llegaron a un acuerdo humanitario que permitió la ...

Completa: Rueda de prensa de Putin sobre Ucrania (Vídeo)

El presidente ruso, Vladímir Putin, ha ofrecido este martes una rueda de prensa en la que ha ...