Escúchenos en línea

El contrato que firmó el Estado con Fenosa es nulo, porque perjudica los intereses del país, declara la Contraloría

Con información de Prensa Latina. | 24 de Agosto de 2006 a las 00:00
La Contraloría General de la República (CGR) declaró este jueves nulo el contrato empresarial con el consorcio español Unión Fenosa, a quien acusa por la grave crisis energética que padece el país y la resolución ya fue notificada a la Procuraduría General de la República y al Instituto Nicaragüense de Energía (INE), para que estudien las acciones a realizar. Según la CGR, la transnacional europea (cuyo socio en Nicaragua es Carlos Pellas, el hombre más rico del país) ha incumplido de manera sustantiva el convenio de distribución eléctrica firmado con el gobierno nacional en el año 2000. El dictamen de la Contraloría afirma que Unión Fenosa es responsable por informalidades reiteradas en relación con sus obligaciones ante el sector energético nicaragüense. El presidente de la CGR, Guillermo Arguello, dijo este jueves en rueda de prensa que decidieron anular el contrato "porque es evidente el incumplimiento del contrato por parte de Unión Fenosa", empresa española encargada de distribuir la energía eléctrica en Nicaragua desde el año 2000. Agregó que la CGR "se basó en una auditoría operacional" que practicó el Instituto Nicaragüense de Energía (INE) y que la nulidad declarada "es sin perjuicio de las acciones que pueda ejercer ese ente regulador". Argüello Poessy explicó que la trasnacional no ha hecho las inversiones establecidas en el contrato y está repartiendo utilidades cuando supuestamente enfrenta problemas financieros. Agregó que la empresa se comprometió a aumentar la cobertura del servicio gradualmente cada año y no lo ha hecho. Así como tampoco ha garantizado el servicio de energía eléctrica las 24 horas. El contralor explicó que la CGR posee informes de que el contrato con Fenosa "es dañino para el país" y afirmó que "la ley confiere a la Contraloría facultades para anularlo porque en el mismo están comprometidos recursos públicos. La ley dice que podemos anular los contratos cuando perjudiquen o puedan perjudicar al Estado y sus instituciones por ser contrario al interés público". Agregó que ha enviado el texto de la resolución, aprobada por unanimidad por los cinco miembros de la CGR, al procurador general de la república, Alberto Novoa, para que ésta sea aplicada. También se enviará copia de la resolución al presidente Enrique Bolaños, y al presidente de la Asamblea Nacional en funciones, René Núñez. Arguello reconoció que "estamos claros" que Novoa no va a emprender ningún juicio civil para hacer cumplir esta resolución, "porque el Gobierno responde a intereses distintos a los de la población". La disposición aprobada se basa en lo establecido en el artículo 177 de la Ley Orgánica de la Contraloría, que faculta a esta institución a denunciar de nulidad cualquier contrato que haya suscrito el Estado y que afecta los intereses de la población, explicó el contralor. Unión Fenosa aún no ha reaccionado en relación a la resolución de la CGR. Durante varias semanas este país ha padecido racionamientos de electricidad y agua de hasta ocho horas diarias, agravados por la desconexión o fallas de generadoras privadas y estatales. Los expertos de la CGR argumentaron su veredicto con datos suministrados por el Instituto Nicaragüense de Energía, ente regulador estatal, que también abrió un juicio contra la firma ibérica. Por su lado, Unión Fenosa ha subrayado las culpas del gobierno del presidente Enrique Bolaños por la lamentable situación nacional. La corporación, con varias sucursales en América Latina, recordó que la coyuntura crítica también fue provocada por las faltas de pago de las autoridades oficiales. El caos energético se debe a que el gobierno de Bolaños no cumple sus compromisos con la distribuidora, y por ende nuestra firma se llena de deudas con las generadoras, comentaron voceros de Fenosa.

Descarga la aplicación

en google play en google play