Escúchenos en línea

Prosiguen actos póstumos al patriota boricua Rafael Cancel

San Juan. Prensa Latina | 7 de Marzo de 2020 a las 14:16
Prosiguen actos póstumos al patriota boricua Rafael Cancel

El pueblo patriota puertorriqueño manifestó de diversas formas su admiración al combatiente Rafael Cancel Miranda, cuyos restos serán trasladados este sábado a su natal Mayagüez (occidente) para ser sepultados mañana domingo.

El féretro del héroe nacionalista fallecido el pasado 2 de marzo a los 89 años de edad, estuvo expuesto en la víspera en la sede del Colegio de Abogados y Abogadas de Puerto Rico, en el sector capitalino de Miramar, y en el Ateneo Puertorriqueño, en el Viejo San Juan.

Al salir del Ateneo para una misa en la catedral de San Juan, a cargo del arzobispo metropolitano Roberto Octavio González, el grupo feminista Las Lolitas, inspiradas en la heroína nacionalista Lolita Lebrón, le rindió un emotivo tributo ocupando la vía principal vestidas a la usanza de la compañera de luchas de Cancel Miranda y portando una falsa pistola con un clavel rojo insertado en el cañón.

En ambos actos, donde hubo guardias de honor, se leyeron mensajes y expresiones de dirigentes del exterior, como los presidentes de Cuba, Miguel Díaz-Canel Bermúdez; de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, y de Nicaragua, Daniel Ortega.

También expresaron sus condolencias la vicepresidenta de Nicaragua, Rosario Murillo, y el ministro cubano de Relaciones Exteriores, Bruno Rodríguez Parrilla, además de dirigentes políticos y organizaciones diversas, como el Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP), que dirige Fernando González Llort, quien como Cancel Miranda padeció las prisiones imperiales de Estados Unidos.

El paso a la inmortalidad de Cancel Miranda se produjo un día después de cumplirse 66 años de atacar a tiros, el 1 de marzo de 1954, junto a Lolita Lebrón, Irving Flores y Andrés Figueroa Cordero el Congreso de Estados Unidos para alertar de la farsa del Estado Libre Asociado (ELA), establecido en 1952.

La caravana partió hacia Mayagüez, donde nació el 18 de julio de 1930 en el seno de una familia profundamente nacionalista, donde sus compueblanos podrán presentarle su respecto en el Museo Casa Grande de esa occidental ciudad.

El domingo, el arzobispo Álvaro Corrada del Río oficiará una misa de cuerpo presente en la Catedral Nuestra Señora de la Candelaria, desde donde el cortejo fúnebre de Cancel Miranda saldrá hacia el cementerio Vivaldi, con una breve parada en el Cementerio Municipal de Mayagüez, donde se encuentran los restos de su señora madre.

El duelo será despedido por el presidente del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP), Rubén Berríos Martínez, quien expresó en declaraciones escritas que para siempre nos acompaña, más allá de las puertas del misterio, un grande de la patria, don Rafael Cancel Miranda, quien por tantos años me honró con su amistad .

Para el exsenador, presidente de honor de la Internacional Socialista, fue un patriota sin mancha, íntegro y perseverante dio a respetar a Puerto Rico ante el mundo y Puerto Rico agradecido lo respeta y lo honra.

Distintas personalidades de la política puertorriqueña, como la alcaldesa de San Juan, Carmen Yulín Cruz, asistieron al velatorio, al igual que los senadores Eduardo Bhatia, del Partido Popular Democrático, y Juan Dalmau Ramírez, del PIP, el diputado Denis Márquez Lebrón, del PIP, así como el excongresista estadounidense Luis Gutiérrez.

Igualmente, exprisioneros políticos de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN), como Oscar López Rivera, las hermanas Lucy y Alicia Rodríguez, Edwin Cortés, Luis Rosa, Elizam Escobar y Adolfo Matos y del Ejército Popular Boricua-Macheteros, cuya bandera estaba en un costado del féretro.

Su viuda María de los Ángeles Vázquez y su hijo menor Rafael Cancel Vázquez agradecieron las muestras de admiración hacia el combatiente puertorriqueño, a quien en sus años de activismo desde que salió de prisión, chicos y grandes reverenciaban.

El luchador independentista pasó 27 años en prisiones de Estados Unidos, dos por haberse negado a servir a las fuerzas armadas de la nación norteña para, como solía decir, 'ir a matar coreanos en su propia tierra', y 25 años por el ataque al Congreso, al igual que sus compañeros de comando, luego de que se le conmutara la cadena perpetua en 1979.

Esto se consiguió después de intensas campañas en Puerto Rico, Estados Unidos y otros países por la excarcelación de los nacionalistas, incluido a Oscar Collazo, que el 1 de noviembre de 1950 atacó la Casa Blair, residencia provisional del presidente Harry S. Truman, junto a Griselio Torresola, quien cayó en la acción.


Descarga la aplicación

en google play en google play