Escúchenos en línea

China comprueba efectividad de fármaco japonés contra Covid-19

Beijing. Prensa Latina | 17 de Marzo de 2020 a las 10:25
China comprueba efectividad de fármaco japonés contra Covid-19

China informó este martes que concluyeron los ensayos clínicos del antiviral japonés favipiravir y demostraron su efectividad en el tratamiento al Covid-19, causada por un nuevo coronavirus.

De acuerdo con Zhang Xinmin, jefe del Centro Nacional de Desarrollo Biotecnológico, el medicamento se administró en la ciudad de Shenzhen a 80 pacientes y acortó de 11 a cuatro los días de recuperación en casos moderados y leves de la enfermedad.

También se comprobó que redujo la duración de la fiebre de cuatro a dos días y medio, sin dejar efectos secundarios significativos.

El fármaco es una versión genérica del anticatarral fapilavir, el mes pasado la Administración Nacional de Productos Médicos dio el visto bueno para su comercialización y luego la empresa Hisun Pharmaceutical, asentada en la provincia de Zhejiang, comenzó a elaborarlo a gran escala.

Se sometió a ensayos clínicos junto al fosfato de cloroquina, empleado contra la malaria; y el remdesivir, creado para combatir el ébola. Todos inhibieron el desarrollo del virus a nivel celular y se percibió mejoría en los pacientes que se les administró.

Pero reportes indican que el segundo provoca efectos secundarios.

Por otro lado, se informó la aprobación gubernamental de las pruebas clínicas de una vacuna recombinante desarrollada por un equipo médico del Ejército Popular de Liberación, pero se desconoce cuándo comenzarían.

La inyección se obtuvo sobre la base del proceso seguido para crear la del ébola y, según los expertos, cumple con las leyes nacionales, estándares internacionales y saldrá pronto al mercado si resulta exitosa.

Científicos dentro y fuera de China trabajan a contrarreloj en múltiples proyectos para obtener una vacuna efectiva contra el nuevo coronavirus, pero la Organización Mundial de la Salud indicó que tardaría unos 18 meses en ver la luz porque el patógeno es nuevo y aun rodeado de incertidumbres.

Pero el gigante asiático hace unos días anunció planes de someter a ensayos clínicos su primer candidato el mes próximo.

De hecho en Shanghái se experimentan con monos una vacuna desarrollada con la tecnología mRNA para determinar el nivel de toxicología y efectividad, y otra aplicada a ratones generó anticuerpos que podrían ayudar a combatir la afección respiratoria.

Mientras tanto, el país combina la medicina tradicional con fármacos occidentales y equipos de oxigenación, productos derivados del plasma sanguíneo y células madre en las terapias del coronavirus.

La necesidad de hallar una cura cien por ciento eficaz apremia porque hay incertidumbres sobre la erradicación del Covid-19 con la llegada del verano y su transformación en una enfermedad estacional.


Descarga la aplicación

en google play en google play