Escúchenos en línea

Ningún candidato presidencial cuestiona el sistema económico. Daniel Ortega dominó foro debate, pese a que no quiso asistir

Agencias DPA, AFP y EFE. Desde Managua. | 14 de Septiembre de 2006 a las 00:00
Cuatro de los cinco candidatos presidenciales ofrecieron, de ganar las elecciones del 5 de noviembre próximo, reformar la Constitución para "despartidizar" el Poder Judicial y prohibir la reelección, durante un foro realizado por la cadena estadounidense CNN la noche del miércoles. Los aspirantes a la Presidencia José Rizo (Partido Liberal Constitucionalista, PLC), Eduardo Montealegre (Alianza Liberal Nicaragüense, ALN), Edmundo Jarquín (Movimiento Renovador Sandinista, MRS) y Edén Pastora (Alternativa para el Cambio, AC), respondieron durante una hora a diversas preguntas, en turnos de un minuto cada uno, sobre temas políticos, económicos y sociales. Excepto Jarquín, en la mayoría de los casos los aspirantes fueron interrumpidos por los que hacían las preguntas, tras vencerse el minuto que tenían para responder y en otros casos tuvieron dificultades para contestar a re-preguntas sobre los mismos temas en 30 segundos. Los cuatro participantes coincidieron en que el sistema de justicia es inoperante y está desprestigiado, y ofrecieron impulsar una reforma a la Constitución para "despolitizar" el Poder Judicial, cuyos cargos directivos ocupan funcionarios de tendencia liberal y sandinista. La no reelección absoluta fue otro punto de coincidencia en el foro, en el que los candidatos prometieron modificar la Carta Magna para impedir que un ex mandatario vuelva al poder. "Las instituciones del Estado están capturadas por Daniel Ortega y (el ex mandatario liberal) Arnoldo Alemán, y yo voy a emprender una lucha a fondo contra la corrupción para desmontar ese pacto", dijo el economista Edmundo Jarquín y cuya participación en el foro fue destacada por analistas. Los candidatos también explicaron qué harían para reducir la pobreza, resolver la crisis energética, la emigración y el desempleo, y contrastaron el tratado comercial CAFTA (firmado entre Centroamérica y Estados Unidos) con la Alternativa Bolivariana de las Américas (ALBA) promovida por Venezuela. "El CAFTA es el mejor acuerdo para Nicaragua, el ALBA es un experimento intervencionista que sólo apoyan (los presidentes) Hugo Chávez, Fidel Castro, Evo Morales y Daniel Ortega", dijo categórico el banquero Montealegre, de la disidente Alianza Liberal Nicaragüense. Los cuatro aspirantes defendieron el sistema presidencialista en Nicaragua, y Pastora, que ocupa el último lugar en las encuestas, ofreció "un gobierno nacionalista y socialdemócrata, que defienda el capital nacional y la empresa privada". El liberal José Rizo, por su parte, prometió combatir la corrupción a través de "un gobierno de manos limpias", marcando distancia del líder de su partido y ex presidente Arnoldo Alemán, condenado a 20 años de cárcel por lavado de dinero y otros delitos contra el Estado. Al "Foro Presidencial Nicaragua 2006", transmitido en vivo por CNN y el Canal 2 local, no asistió el candidato del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) Daniel Ortega, cuya ausencia fue criticada por sus adversarios, que la atribuyeron a un supuesto temor del ex mandatario a perder su posición de favorito en las encuestas de opinión. Este fue el primer debate realizado en Nicaragua con los candidatos a la presidencia desde que comenzó, el pasado 18 de agosto, la campaña para las elecciones legislativas y presidenciales del 5 de noviembre. Ortega declinó asistir al debate presidencial alegando que ambas televisoras pretendían "favorecer a la derecha y al gran capital", y perjudicar al Frente Sandinista. El líder sandinista, de 60 años, prefirió asistir a un foro con líderes de movimientos ambientales transmitido en vivo por Canal 4 de Televisión y una cadena de radios nacionales y locales, paralelo al debate con los otros aspirantes presidenciales en otro punto de la capital. Carlos Montero, de CNN y Joel Gutiérrez, del canal 2, también preguntaron a los candidatos su opinión en torno a la ausencia de Ortega. Ortega "no acepto (venir) por temor a que yo le demostrara que él no tiene propuestas para la solución de los problemas de Nicaragua y que por el contrario su gobierno nos llevaría a una nueva situación de inflación, pobreza, mas desempleo" e incluso un nuevo conflicto internacional", criticó Jarquín. "Por el contrario, agregó, un gobierno de Ortega nos llevaría a una nueva situación de inflación, de más pobreza, más desempleo y nos arriesgaría a un conflicto internacional y a una confrontación entre los nicaragüenses". "Ortega es como un fantasma, porque inspira temor y él tiene miedo de exponerse sus ideas", manifestó por su lado Rizo, del PLC. Edén Pastora señaló que Ortega no llegó al debate porque no respeta a Montealegre, Rizo y Jarquín, sino que sólo a él. "Al único que Daniel va a respetar en el futuro es a Edén Pastora porque sabe que yo hablo el idioma que él habla y si no me deja gobernar, como lo hizo con Violeta Chamorro, con Arnoldo Alemán y a Bolaños, sabe que yo llamaré al pueblo y va a contestarle a Ortega", advirtió Pastora. Consideró que Ortega "ha cambiado y quiere tener una oportunidad de gobernar sin guerra". Montealegre dijo que Ortega no puede pretender gobernar el país ausentándose de los foros y gobernando desde abajo como lo ha hecho desde que abandonó el poder en 1990. "No sé por qué Ortega no está aquí, yo estoy porque no tengo ningún miedo y tengo la valentía para darle la cara a todo un pueblo y porque quiero defender mis ideas y porque se que la democracia se construye discutiendo", dijo Montealegre.

Descarga la aplicación

en google play en google play