Escúchenos en línea

No negociamos de rodillas, advierte Ortega

Managua. Radio La Primerísima. | 8 de Marzo de 2009 a las 00:00
El presidente Daniel Ortega aseveró este sábado que su Gobierno no busca "de rodillas" destrabar la cooperación internacional, suspendida por Estados Unidos y la Unión Europea, ni negocia la institucionalidad del país, durante un acto en conmemoración del Día Internacional de la Mujer. Desde la ciudad de Matagalpa, 135 kilómetros al norte de Managua, el líder del Frente Sandinista dirigió un mensaje a las mujeres, en el que también volvió a advertir que Venezuela y Ecuador están amenazadas por una eventual agresión militar de parte de los altos mandos de Colombia. Ortega anunció que su gobierno jamás negociará "la dignidad del país ni los resultados de los comicios municipales del pasado 9 de noviembre" y en cambio dijo que exigirá "respeto a la institucionalidad del país". En torno a especulaciones sobre que su gobierno va «de rodillas» a solicitar el descongelamiento de la ayuda internacional, el líder sandinista dijo que "debe estar claro para todo el pueblo de Nicaragua que ningún funcionario del gobierno de Nicaragua puede o intentar si quiera ir de rodillas ante los cooperantes para destrabar la cooperación para Nicaragua". "Los funcionarios del gobierno de Nicaragua tienen que promover el diálogo con todos aquellos que estén dispuestos a cooperar con Nicaragua, sin imponer condiciones de ningún tipo al pueblo nicaragüense. La única condición que nosotros admitimos de parte de la cooperación internacional es que esos recursos vayan en beneficio de los pobres", agregó. "Otro tipo de condiciones, negociar la institucionalidad del país, eso no se negocia; negociar los principios, la dignidad de nuestro país, eso no se negocia; negociar los resultados electorales del año pasado eso no se negocia", exclamó Ortega. "No podemos permitir que nuestro país se hunda en la anarquía, tenemos que defender la institucionalidad que está establecida, así como a nosotros no nos quedó más que aceptar esta institucionalidad y el robo electoral en 1996 y en el 2000, ahora que se han realizado elecciones totalmente limpias, donde no ha habido fraude electoral", señaló. Resaltó que actualmente todos los alcaldes, vicealcaldes y concejales electos de los diferentes partidos, tanto en noviembre de 2008 como en enero de 2009, asumieron sus cargos, y la Asamblea Nacional reanudó su trabajo después de seis meses de bloqueo opositor, "eso se llama gobernabilidad, estabilidad". Señaló como los que "no quieren la gobernabilidad, la institucionalidad, a sectores de la oposición "enemigos de los pobres, esos son los que se alegran cada vez que se anuncia que se retira una determinada cooperación", los que llamó "malvados" porque se le quieta cooperación al pueblo, no es a la persona de Daniel". Ortega manifestó que "a nosotros nos irrita, nos subleva, nos lleva a la protesta esta actitud de entreguismo y de maldad", y los señaló de imponer el sistema neoliberal en el país durante 16 años, hasta el 10 de enero de 2007, y dijo que "no merecen ser nicaragüenses, son vende-patria como los llamaba Sandino". El gobernante sandinista dijo a las mujeres nicaragüenses que "nosotros estamos totalmente comprometidos en la lucha por sus derechos, y han sido las mujeres del Frente Sandinista las que de manera más firme han luchado por los derechos de la mujer", y citó a parte de las guerrilleras que contribuyeron al derrocamiento de la dictadura somocista. "Tenemos que luchar por la unidad de todos los nicaragüenses y en primer lugar de las nicaragüenses, víctimas de una política segregacionista, no pueden estar sometidas a eso porque las debilita, serán más fuertes en tanto más unidas se encuentren", indicó. "No se puede olvidar que sin la participación de la mujer no hay revolución, no hay defensa de la soberanía, no hay defensa de la libertad, por eso hoy más que nunca en homenaje a las mujeres debemos comprometernos los hombres a asumir el reto defender los espacios y los derechos de la mujer", añadió. Ortega saludó a las mujeres cubanas, centroamericanas, latinoamericanas y caribeñas, y en especial a las venezolanas y ecuatorianas, "que hoy se encuentran amenazadas por la política de agresión, terrorista, que están promoviendo los altos mandos de Colombia". Expresó "nuestra solidaridad con las mujeres y el pueblo ecuatoriano, con las mujeres y el pueblo venezolano, y con el presidente Hugo Chávez y con el presidente Rafael Correa". Recordó que esta conmemoración se realiza cuando en el mundo hay grandes "terremotos, tsunamis de orden financiero", y resaltó que la mujer es la mejor en conocer los problemas económicos y contrarrestar los efectos de la crisis que se ha originada en la primera potencia económica del mundo. Culpó de la crisis a quienes "se aferrando al espíritu egoísta, individualista, al capitalista, que el Papa Juan Pablo II llamó el capitalismo salvaje", que además se multiplica en Europa y otros países, "que se creen dueños de la verdad absoluta y han olvidado el principio cristiano de compartir el pan con los semejantes". Ortega afirmó que "la crisis no se vence pidiendo limosna, echándose a llorar, con lamentaciones, se vence con dignidad, con firmeza, con orgullo, que es lo que más tenemos y lo que más le sobra a las mujeres nicaragüenses".

Descarga la aplicación

en google play en google play