Escúchenos en línea

Develan mentiras del «inescrupuloso» Cuarezma y La Prensa en el caso Sinaloa

Managua. Radio La Primerísima. | 17 de Septiembre de 2009 a las 00:00
Tres magistrados de la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia emitieron este jueves la resolución sobre el caso de seis mexicanos, dos guatemaltecos y diez nicaragüenses del cartel de Sinaloa, en la que confirman la sentencia inicial a 22 años de prisión, y develaron la manipulación del diario La Prensa y del magistrado "inescrupuloso y cobarde" Sergio Cuarezma. Además, ordenan al Ministerio de Gobernación que continúe con el trámite de traslado a los reos mexicanos David Alvarado Zazueta, José Juvenal Mendoza González, Jesús Javier Flores Vega, Arturo Ramón Gaspar Rubio, Luis Ángel Valle Serrano y Juan Rosales Castañeda, en base al tratado que tienen Nicaragua y México, y el envío de dos reos guatemaltecos a su país de origen en base a la convención firmada con esta nación. Desde la semana pasada, el diario La Prensa inició una campaña señalando el supuesto "interés" de los magistrados sandinistas de la Sala Penal para pronunciarse sobre el caso y ordenar el traslado de los reos mexicanos a su país de origen, insinuando además que "por debajo" había millones de dólares. La Prensa en sus publicaciones no citó jamás una fuente oficial sobre el caso en el que siempre resaltaba el "interés" de los magistrados sandinistas, y hasta reveló que el diputado y presidente del Partido Liberal Constitucionalista (PLC), Jorge Castillo Quant, le pidió a su correligionario Cuarezma que impidiera la repatriación de los narcos mexicanos, porque uno de ellos era casado con una su sobrina en segundo grado. Líder del PLC aboga por narco Castillo Quant abogó por el mexicano Carlos Cisnado Pasos, jefe del transporte marítimo de la base que el cartel de Sinaloa intentó establecer en Nicaragua, pero además le levantó "la imagen" al magistrado Cuarezma, quien le habría respondido al jefe de su partido que fallaría el conforme a la ley, y por razón de su pedido. El presidente de la Sala de lo Penal de la Corte Suprema de Justicia, magistrado Armengol Cuadra, denunció la manipulación que los grandes medios de comunicación han hecho sobre el caso de los acusados por narcotráfico del cartel de Sinaloa. Cuadra, acompañado por los magistrados Rafael Solís, vicepresidente del Poder Judicial y Juana Méndez, también miembros de la Sala de lo Penal, ofrecieron una conferencia de prensa para explicar el trabajo que se había realizado para llegar a una resolución definitiva del caso. La Sala de lo Penal, que para el caso del cartel de Sinaloa se integraba con los magistrados Armengol Cuadra, Rafael Solís, Juanita Méndez y Sergio Cuarezma, había sido convocada para la mañana de este jueves, a la que no asistió el magistrado liberal, aunque los cuatro conocieron del caso desde la primera audiencia del juicio de casación. A la reunión de la Sala Penal estuvieron como observadores los magistrados liberales Antonio Alemán y Gabriel Rivera, quienes integran la Sala, pero no conocieron del caso. Advertidos por las autoridades de la peligrosidad de los reos mexicanos y guatemaltecos que integraban el cártel de Sinaloa, el doctor Cuadra dijo que se propusieron sacar una sentencia que fue frenada en los últimos dos años por el temor del magistrado Sergio Cuarezma. Miedo al cartel en México Explicó que el magistrado Cuarezma había expresado su miedo a ser víctima de los narcotraficantes mexicanos si eran enviados a su país de origen, puesto que él constantemente viaja al país azteca en representación de su instituto jurídico. Agregó que primero Cuarezma había solicitado la reducción de la pena para el procesado Carlos Cisnados Pasos, pero se le hizo ver que eso estaba fuera de la ley y que luego, cuando el nuevo Código Penal entró en vigencia, lo que cabía era la adecuación de la pena. Posteriormente Cuarezma se opuso al traslado de los mexicanos a su país de origen, asumiendo que no se les había consultado a los reos si ese era su deseo, lo cual tampoco cabía en el proceso. Después de transcurrir dos años el caso estaba en la Sala de lo Penal del supremo tribunal, sus miembros consideraban necesario tener una sentencia, particularmente porque había tres personas detenidas ilegalmente, añadió. "Hay argumentos suficientes sobre el atraso, y el único fin que existe entre nosotros, es cumplir con la ley, con la Constitución Política de la República y con la política de estado y ser duros contra la narcoactividad", agregó. “No nos vamos a seguir prestando al juego del doctor Cuarezma, vamos a confirmar las sentencias, en primera y segunda instancia, y mantenemos lo del tratado (de los reos mexicanos” dijo el doctor Cuadra enfatizando en que “no tenemos ningún interés como dice el medio amarillista y manipulador”. Según el magistrado Cuadra, presidente de la sala penal de la CSJ, la sentencia es legal porque tiene la firma de la mayoría, ya que el quórum se forma con la mitad más uno y en este caso firmaron tres, cumpliendo con el quórum de ley. Cumplir con la ley El vicepresidente de la Corte Suprema de Justicia, doctor Rafael Solís, dijo sentir que estaba cumpliendo con su deber, con la ley y la responsabilidad que como magistrado tiene de apoyar la política de estado con respecto al narcotráfico. “Estas personas se tienen que ir a México, no tiene Nicaragua porqué cargar con ellos, ni estar gastando miles de dólares en comodidades, alimentación y en vigilancia especial”, dijo el doctor Solís. De igual manera dijo que hace años existe un tratado con México para aligerar los trámites con los mexicanos pero que ya existía la convención interamericana que regulaba la posibilidad de mandar a los detenidos a sus países de origen. No hay ninguna decisión política, lo que le manifestaba al doctor Cuarezma es que es una política de estado, el Poder Judicial no está en esto solo, está acompañado por el poder legislativo, la fiscalía, la procuraduría y la Policía Nacional. Cobarde e inescrupuloso El magistrado Sergio Cuarezma "es sumamente cobarde, que encubre su cobardía, su falta de responsabilidad, su falta de entereza, diciendo mentiras, manipulaciones legales, irrespeto, denigrándonos, y nunca nos podría probar que tuviéramos interés alguno en el caso en resolución", expresó su colega sandinista Juana Méndez. "Lo hemos estado complaciendo, al extremo para satisfacer cualquier expectativa de legalidad que él pudiera tener. Hemos sido pacientes. Incluso yo he presionado mucho al doctor Solís y al doctor Cuadra, diciendo que nosotros somos mayoría, aprobemos esto, que no vamos a estar al vaivén de él, no vamos a dejar que él siga manipulando esta situación", indicó. "Hasta que por último se fue a apuñalearnos, en el sentido de que a nuestras espaldas, sin habernos hecho conocer todo ese montón de manipulaciones y mentiras que dijo en La Prensa, y que La Prensa las explotó, haciendo énfasis de que somos sandinistas. El enfoque de La Prensa, es un enfoque lleno de odio politizado, sin ningún respeto por la objetividad. No tomaron en cuenta nuestro criterio", señaló. "Sigo manteniendo que estos reos tenían derecho a una adecuación de pena, y que nosotros sólo estamos mandando, por ahora, a confirmar esa sentencia para no darle más largas a ese asunto y estamos ordenando que se hagan todos los trámites, respetando las condiciones que dice el mismo tratado para que se traslade a estos señores a su país de origen, pero no quiere decir que fuese ilegal adecuar las penas, es completamente legal, y nosotros estamos dejando dicho en la sentencia que queda abierto ese derecho y que lo tramiten ante la autoridad que corresponda, ya sea ante el juez de primera instancia o ante el juez de ejecución (de sentencia)", apuntó. "Y se está dejando así, seguramente, para que queda develada la mentira, la manipulación del diario La Prensa, coludido con el inescrupuloso y cobarde magistrado Sergio Cuarezma", aseveró la magistrada Méndez. El magistrado Sergio Cuarezma dijo a través de terceros que no brindará declaraciones sobre un asunto en el que de previo se dijo que se resolvería sin su firma. Para el magistrado Cuarezma utilizar al diario La Prensa o a El Nuevo Diario para esos fines no es nada nuevo, ya que el año pasado armó todo un berrinche, revelando supuestas irregularidades en la Sala Penal, donde según denunció se pelean por fallar determinados casos en los que hay dinero de por medio, sólo para que lo nombraran presidente de la Sala, que no consiguió.

Descarga la aplicación

en google play en google play