Escúchenos en línea

Encuesta norteamericana confirma que el 60% de los venezolanos otorgará a Chávez su tercer mandato presidencial en Venezuela

Agencia AP. Desde Caracas, Venezuela. | 23 de Noviembre de 2006 a las 00:00
La mayoría de los venezolanos planea votar por Hugo Chávez en los comicios presidenciales del 3 de diciembre, afirmando que el feroz crítico del mandatario estadounidense George W. Bush ha manejado bien el gobierno y las relaciones internacionales, de acuerdo a una encuesta de AP realizada por la firma Ipsos, que reveló la profundidad de las divisiones entre clases. Cerca de un 59% de los encuestados dijo que probablemente votaría por Chávez para un tercer período presidencial, mientras que un 27% expresó su intención de votar por Manuel Rosales, el principal candidato opositor. Un 13% de los consultados en la encuesta encargada por The Associated Press a Ipsos sostuvo que estaba por decidir o no respondió. La encuesta reveló la marcada diferencia entre las distintas clases sociales. Los potenciales votantes más adinerados apoyan sólidamente a Rosales, mientras que entre los pobres Chávez tiene un respaldo de 70%. En ese último sector Rosales apenas suma 16%. Desde que Chávez fue electo por primera vez en 1998, el presidente izquierdista se ha hecho quizás el jefe de Estado más polémico y franco de América Latina, mientras gana celebridad mundialmente como némesis del gobierno de Estados Unidos. En casa, los resultados del sondeo muestran que los venezolanos están en general contentos con el rumbo del país. De todos los encuestados, 61% expresó que Venezuela se está moviendo en la dirección correcta y 31% considera que está mal encaminada. Más de 63% aprueba la administración de Chávez, aunque 66% dijo que lo ve como un gobernante autoritario. El mandatario venezolano es un cercano aliado del líder cubano Fidel Castro, pero abrumadoramente un 84% se opone a adoptar un sistema político al estilo de Cuba, una opinión que trascendió las diferentes clases sociales. El sondeo fue realizado del 10 al 18 de noviembre entre 2.500 votantes registrados, incluyendo 1.500 personas que fueron denominados como probables votantes por los encuestadores sobre la base de sus respuestas y el nivel proporcional histórico de concurrencia en pasados comicios. El sondeo se realizó con una entrevista cara a cara y en casas. La encuesta tiene un margen de error de dos puntos porcentuales entre los electores registrados, y 3% entre los probables votantes. Pese al estilo frecuentemente rimbombante de Chávez, en que se incluye un reciente discurso en Naciones Unidas en que llamó "diablo" a Bush, 59% dijo que aprueba el manejo de relaciones internacionales del mandatario. La mayoría, 63%, afirmó que tiene una percepción negativa de Bush, mientras que 55% expresó una opinión desfavorable de los Estados Unidos en general. Una minoría, 44%, tuvo una opinión desfavorable de los estadounidenses, comparado con 48% que tiene una visión favorable de los estadounidenses. Una mayoría enorme, 79%, indicó que ve el sistema político venezolano algo o muy democrático, aunque esa percepción era menor entre la clase media y los adinerados que entre los más pobres. Un 46% dijo que ve que hay menos libertad en Venezuela hoy que en el pasado. Chávez ha dominado cada vez más la política venezolana desde que asumió el mando hace casi ocho años. En 1999, impulsó la redacción de una constitución que derivó en nuevas elecciones en el 2000, en la que se amplió de cinco a seis años el mandato presidencial y abrió la posibilidad de una reelección inmediata. De todos, solamente un 44% se mostró muy confiado en que sus votos serían contados con exactitud y solamente 42% confiaba en que el secreto de su voto sería mantenido. Los partidarios de Rosales confiaban menos en el proceso. Del total, un 57% respondió que estaba más o menos preocupado porque la gente podría enfrentar represalias por cómo votan, esa percepción la expresó 79% de los partidarios de Rosales y 46% de los simpatizantes del jefe de Estado. El factor de miedo es una fuente potencial de error en las encuestas, puesto que algunos de los consultados podrían sentirse temerosos de decir a un entrevistador que apoyan a Rosales. La encuesta brindó la oportunidad de contrastar las valoraciones que se tienen de Chávez. Un 60% lo ve como conflictivo, mientras que 48% piensa que puso sus intereses políticos por encima de los de Venezuela. Por otro lado, 64% dijo que soluciona los problemas de las personas y 59% lo describió como un buen administrador. Un número considerable, casi 47%, consideró que el mandatario izquierdista aparece demasiado seguido dando discursos en televisión, casi a diario, los cuales a menudo se extienden por horas. Un 44% que cree que aparece los justo. El gobernante es menos popular en la clase media, ya que 56% de ella lo evaluó positivamente, mientras entre los pobres la aprobación fue de 80%. Chávez recibió una evaluación más favorable por su manejo de la educación y la salud --75% y 74% lo aprobó, respectivamente-- y sus marcas más bajas fueron por su manejo de la corrupción y el crimen, 45% y 34%, respectivamente. Los crímenes violentos son comunes, y los adversarios de Chávez lo acusan de hacer poco en contra la endémica corrupción. La delincuencia destacó entre las mayores preocupaciones de los venezolanos: 67% la catalogó como el problema más importante que enfrenta el país, seguido del desempleo, que ocupó el segundo lugar. La tasa de desempleo está por debajo de 9%, pero las calles de Caracas están atestadas de vendedores ambulantes. Un 23% de los encuestados dijo estar desempleado. Los venezolanos están divididos respecto al futuro de su país: 37% a favor de un sistema económico socialista, 22% está a favor del capitalismo y 33% expresó que prefería una mezcla de lo dos. Aunque Chávez ha buscado estrechar sus lazos con Cuba e Irán, la encuesta indica que esta iniciativa sólo cuenta con un apoyo limitado. La opinión está dividida respecto a Castro, 44% expresó una percepción negativa y 42% favorable. Los encuestados se dividieron uniformemente cuando se les preguntó si veían de forma favorable a Cuba como país. Y solamente 28% tenía una visión favorable de Irán, otro país con el que el mandatario mantiene un estrecho vínculo, mientras menos que el 37% que consideró de manera favorable a Estados Unidos. Un 51% ve a Estados Unidos como una amenaza militar para Venezuela, a semejanza de Chávez, mientras que 44% no. La encuesta encontró un paralelo entre el apoyo de Chávez y los ingresos petroleros que financian sus programas sociales, que brindan desde atención sanitaria gratuita con el apoyo de médicos cubanos hasta tiendas de comestibles fuertemente subsidiadas por el gobierno. Un 68% de los probables votantes, que se han beneficiado de al menos uno de los programas, o conocen a alguien que lo hizo, dijeron que votarán por Chávez, comparado con 23% de ellos que no lo harán. Mientras los pobres son más propensos a recibir beneficios de los programas, la correlación no distingue entre clases sociales.

Descarga la aplicación

en google play en google play