Escúchenos en línea

Los nicas no trabajan porque no quieren, dice el presidente del Banco Central

Agencia AFP. Desde Managua. | 27 de Noviembre de 2006 a las 00:00
Un millón de nicaragüenses aptos para laborar se encuentran en la desocupación porque "no quieren trabajar" o reciben remesas de familiares en el exterior, afirmó este lunes el presidente del Banco Central (BCN), Mario Arana. Las estadísticas registran un desempleo abierto del 5,6% y un subempleo del 13% pero "hay un sentimiento de que hay más gente desocupada", dijo Arana en rueda de prensa. Según Arana, "hay gente que no anda buscando empleo y esta desocupada, y puede andar por un millón de personas" que son parte de la Población Económicamente Activa (PEA), comentó Arana. De este segmento de la PEA "algunos reciben remesas" de familiares en el exterior y otros "no quieren trabajar", sostuvo Arana. La PEA incluye unos dos millones de nicaragüenses mayores de 18 años. Estudios independientes estiman que el desempleo (abierto y subocupados) en Nicaragua afecta a casi un 50% de la población. Miles de nicaragüenses emigran cada año a países vecinos, principalmente a Costa Rica, para emplearse como jornaleros en actividades agrícolas, domésticas, vigilantes, ante la falta de puestos de trabajo en el país. Según círculos sandinistas, el presidente electo Daniel Ortega le ha propuesto a Arana conservar su cargo en el próximo gobierno que asume funciones el 10 de enero.

Descarga la aplicación

en google play en google play