Escúchenos en línea

Venezuela se fortalece para neutralizar nuevos zarpazos

Caracas. PL. | 13 de Abril de 2011 a las 00:00
A nueve años de la derrota del golpe de Estado de abril de 2002 contra el presidente Hugo Chávez, el pueblo venezolano enfrenta las mismas amenazas, pero con mayor organización y fortaleza para neutralizarlas. A propósito de los acontecimientos de entonces y el escenario actual, Prensa Latina conversó con Diosdado Cabello, diputado socialista y testigo excepcional de lo ocurrido. En 2002, Cabello ocupaba el cargo de vicepresidente Ejecutivo de la República, por lo que una vez reinstaurado el hilo constitucional, fue juramentado temporalmente como jefe de Estado en espera del regreso de Chávez, a quien habían secuestrado los golpistas. Prensa Latina: ¿Cuáles son sus consideraciones sobre lo sucedido hace nueve años? Diosdado Cabello: Aquel 11 de abril debemos verlo desde el punto de vista histórico. El golpe de Estado fue mucho más que la avaricia personal de algunos círculos de poder; fue la expresión del imperio norteamericano que actúa cuando ve en peligro sus intereses y utiliza como punta de lanza a las oligarquías o sectores locales. Eso lo estamos viendo hoy en Libia y lo hemos vivido muchas veces en Latinoamérica y el mundo. El 13 de abril ocurrió además un hecho inédito, un pueblo y sus Fuerzas Armadas convertidos en héroes neutralizaron un golpe de Estado del imperio. PL: ¿Continúa vigente ese escenario para Venezuela? Cabello: Washington nos sigue viendo a los venezolanos y a toda la región como su patio trasero. También en lo interno el peligro está latente y no nos cansamos de alertar al respecto. En la Asamblea Nacional quedan muchos de los personajes de entonces, con las mismas intenciones y el mismo odio, exacerbado por la derrota que les propinaron el pueblo y las Fuerzas Armadas en menos de 48 horas. PL: ¿De repetirse la historia cuál considera sería la respuesta? Cabello: Si en abril de 2002 la respuesta fue contundente, hoy lo sería mucho más. Hace nueve años solo teníamos los círculos bolivarianos activados por el comandante Chávez, y un partido fundamentalmente electorero. El pueblo por su parte salió a las calles a defender la Revolución y a su presidente. Hoy contamos con el Partido Socialista Unido de Venezuela que tiene siete millones de militantes y una capacidad de movilización probada. Respecto a la población, posee mayor conciencia política y claridad sobre lo que representa este proceso. PL: ¿Y las Fuerzas Armadas? Cabello: Las Fuerzas Armadas no se parecen en nada a las de aquella época. Imagínate, más de 80 generales y almirantes salieron después del golpe. Ahorita no ocurriría eso, porque nuestras Fuerzas Armadas están cohesionadas y han interpretado el pensamiento socialista. No es casual verlas trabajar junto al pueblo en la construcción de una sociedad diferente, el socialismo a la venezolana. Además, muchos de los oficiales de entonces veían como una quimera formarse en Estados Unidos, donde le inoculaban el veneno. Hasta hace poco tuvimos aquí los batallones antisubversivos, preparados para cazar seres humanos, eso lo aprendían allá. En general, la situación de nuestras Fuerzas Armadas es bien distinta. PL: ¿La cercanía de las presidenciales de diciembre de 2012 pudiera incidir en la repetición de acciones desestabilizadoras? Cabello: Como dije, siguen ahí los mismos actores externos e internos. Para nadie es un secreto que ellos sacan sus cuentas y saben que no pueden en las urnas con el comandante Chávez y el pueblo. En la medida que se acerque la fecha, los peligros aumentan y la locura se desenfrena. También tenemos clara su reacción cuando pierdan en los comicios y comprendan que estará Chávez seis años más. Por eso una prioridad ahora es prepararnos y organizarnos para responder de manera fulminante, en lo político, lo militar y lo movilizativo, si se atreven a otro zarpazo como el de 2002. Nosotros no queremos eso, porque la meta es seguir avanzando y resolver los problemas de la gente, pero ya superamos la ingenuidad. Detrás están los gringos que mandan mucha plata para frenarnos. PL. ¿Un comentario sobre aquel 13 de abril? Cabello: El pueblo y las Fuerzas Armadas fueron los héroes verdaderos, al devolverle a Venezuela el hilo constitucional y su presidente. Todos los demás solo cumplimos con nuestro deber, y pongo mi caso; yo era vicepresidente y mi misión era entregarle la presidencia a Chávez, hacer otra cosa hubiese sido traición a la patria.

Descarga la aplicación

en google play en google play