Escúchenos en línea

Quieren integrar inmigrantes y sus remesas con programas de gobierno

None | 15 de Febrero de 2006 a las 00:00

San Salvador – Expertos y delegados de 11 países de Centroamérica, Norteamérica y el Caribe debaten aquí sobre la importancia de integrar a los migrantes a programas de desarrollo en sus países. El foro, que termina el viernes, "permitirá explorar un enfoque buscando vincular a los sectores privados, la migración y los procesos de desarrollo de los países".

"Articular el funcionamiento y coexistencia de ambos es un reto que se nos presenta a todos", dijo el jueves en su discurso de inauguración la viceministra de atención de salvadoreños en Estados Unidos, Margarita de Escobar. La funcionaria destacó la importancia del tema debido a que así como aumentó la migración del sur al norte de América, aumentó el envío de remesas del norte al sur. Dijo que no hay cifras oficiales sobre migraciones en la región.

En el caso de El Salvador es un claro ejemplo del aumento de la migración hacia Estados Unidos, debido a que las remesas familiares superan mensualmente cifras récord. Según el Banco Central de Reserva, las remesas totalizaron 2.830 millones de dólares en el 2005. La cifra superó los 2.547 millones de dólares en el 2004. Las remesas desde Estados Unidos se han convertido en pilares fundamentales para las economías familiares y en muchos casos ha permitido la creación de pequeñas empresas.

El jefe de la misión de la organización Internacional para las Migraciones en Colombia, Diego Beltrán, explicó que "hablar del sector privado y migración tiene que ver con el impacto económico positivo de los migrantes". "Tiene que ver con la vinculación de los migrantes con sus países de origen a través del turismo, compra de propiedades, tiene que ver con una relación gana, gana", apuntó. Beltrán sostuvo que la vinculación "resulta relativamente novedosa, lo que amerita algunas reflexiones en una actitud abierta e innovadora".

El encuentro denominado "entrelazando comunidades" se realiza en este país, que obstenta la presidencia protémpore de la Conferencia Regional sobre Migración, creada en 1996 en Puebla, México. La Conferencia tiene como eje central la protección de los derechos humanos de los migrantes y crear mecanismos para su desarrollo.

Unión Europea financia proyecto para canalizar remesas de latinoamericanos

Roma - La Unión Europea (UE) financiará un proyecto del Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA) para canalizar las remesas de los emigrantes latinoamericanos que residen en el viejo continente, indicó este miércoles el fondo de Naciones Unidas. La idea de colaborar con los inmigrantes surgió tras un estudio realizado por el FIDA sobre el impacto social y económico que producen las remesas en toda la región.

"La Unión Europea ya aprobó el proyecto y aportará 5 millones de euros", afirmó la dominicana Rosemary Vargas, funcionaria del FIDA y encargada del tema de las remesas enviadas por los emigrantes latinoamericanos desde todo el mundo.

América Latina recibió en el año 2004 cerca de 45.000 millones de dólares en remesas, una cifra que se sitúa apenas por debajo de la inversión extranjera directa, y que se ha convertido en un gran aporte para disminuir la pobreza en la región, según datos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

La mayor parte del dinero procede de Estados Unidos, que concentra el mayor número de emigrantes con cerca 20 millones, mientras en los 25 países de la Unión Europea se calcula que residen cerca de 100.000 emigrantes latinoamericanos, buena parte de ellos en España e Italia.

"De Europa parten cerca de 600 millones de euros al año en remesas hacia América Latina", aseguró Vargas.

Debido a que se trata de "recursos privados", tanto las instituciones estatales como las Naciones Unidas y entidades internacionales se limitan a proponer proyectos de inversión piloto que tengan mayor impacto para el desarrollo local.

El proyecto piloto, que se inició hace dos años, cuenta con la colaboración de entidades como el Banco Interamericano de Desarrollo y el Banco Mundial, y ya fue experimentado en México y en El Salvador, país donde uno de cada cuatro trabajadores vive en el extranjero.

"Con los mexicanos de Zacatecas estamos experimentado la fórmula 4 por 1, es decir que por cada dólar enviado, el estado federal y municipal junto con empresas del sector privado interesadas a entrar en ese mercado aportan 3. Eso permite trabajar en proyectos no sólo de desarrollo agrícola sino también a nivel de empleo rural y turismo ecológico", contó Vargas.

Los envíos de dinero desde el exterior habrían permitido que no menos de 2,5 millones de latinoamericanos salieran de la pobreza, que afecta a 213 millones de personas, equivalentes al 40,6% de la población total, según los datos de Cepal.

Para la nueva directora de la división América Latina y el Caribe del FIDA, la boliviana Isabel Lavadenz, "los cambios políticos, económicos y sociales que experimenta la región representan un desafío enorme para la entidad", cuyo mandato es trabajar con los más pobres.

Yankis construirán muro fronterizo con impuesto a remesas familiares

Phoenix, Arizona, Estados Unidos – El comité de apropiaciones de la cámara baja de Arizona adoptó hoy una resolución que cobra un nuevo impuesto al envío de remesas de migrantes, para construir una barda doble o triple de casi 576 kilómetros en la frontera con México.

La iniciativa HCR 2037, que busca contener la inmigración ilegal, fue presentada por congresistas republicanos que tienen mayoría en ambas cámaras de la Asamblea Legislativa de Arizona, por donde ingresa a Estados Unidos la mayoría de los indocumentados. Impone un nuevo impuesto de 8.0 por ciento a transferencias o giros electrónicos que se envíen desde Arizona a naciones extranjeras, incluyendo las remesas que envían a sus países de origen migrantes en la entidad. publicidad

El proyecto de ley tendría que librar otros dos comités, incluyendo el de reglas, antes de ser puesto a consideración del pleno de la Casa de Representantes de Arizona, y en su caso ser turnado al Senado. Debido a que la resolución sería sometida a consideración de los votantes en forma de plebiscito en los comicios de noviembre próximo, la HCR 2037 no requeriría de la sanción de la gobernadora demócrata del estado, Janet Napolitano, quien se opone a la iniciativa.

La propuesta legislativa de Arizona es independiente del proyecto de ley federal HR 4437 que presentó el diputado republicano, James Sensennbrener, y que adoptó la cámara baja estadounidense en diciembre 2005. Dicho proyecto busca construir cinco secciones de bardas a lo largo de la frontera con México, incluyendo áreas de Arizona, California, Texas y Nuevo México.

La HCR 2037 forma parte de una virtual ofensiva que consiste en un paquete con más de 40 drásticos proyectos de ley dirigidos contra migrantes legales e ilegales, presentados en la Asamblea Legislativa de Arizona en la presente sesión. Entre dichas iniciativas se encuentran la HB 2070 que adoptó esta semana la cámara baja de Arizona para desplegar la Guardia Nacional o grupos milicianos en la frontera con México.

Asimismo otros proyectos de ley adoptados en comités legislativos de Arizona, que avanzan en el proceso correspondiente, incluyen la HB 2582 que permite a policías detener, transportar y deportar a indocumentados en apoyo de autoridades federales. Además les exige tomar huellas dactilares de indocumentados para incluirlas en una base de datos.

Otra iniciativa busca incluso que policías tomen muestras de ADN a indocumentados que detengan, así como crear centros de detención temporal con tiendas de campañas para indocumentados. Las drásticas iniciativas prohíben además rentar casas a ilegales y sancionan a empleadores de ilegales con una multa de hasta cinco mil dólares. Establecen que cualquier ilegal en Arizona incurre en el delito de traspasar propiedad privada o pública y se castiga con prisión. Proponen la adquisición de un sistema de radar de 50 millones de dólares por el Departamento de asuntos militares de Arizona para vigilar la frontera en coordinación con la Patrulla Fronteriza, reservaciones indígenas, y policías locales. Asimismo prohíben al estado otorgar becas o ayuda financiera a estudiantes universitarios indocumentados y exigen que alumnos ilegales paguen cuotas más elevadas en instituciones locales de educación pública superior.

Latinoamérica se une contra el muro de EEUU

Cancilleres de once países de América Latina acordaron impulsar una campaña contra el muro que quiere construir Estados Unidos en la frontera con México y convocaron a una cumbre continental sobre migración.

Esta propuesta surgió en la reunión de los Ministros de Relaciones Exteriores de México, Belice, Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica, Panamá, República Dominicana, Ecuador y Colombia, celebrada en Cartagena, este lunes y martes, durante la cual decidieron formar un frente, para disuadir a EEUU sobre sus intenciones contra los migrantes.

De acuerdo con información de diarios electrónicos, los diplomáticos también acordaron divulgar en Estados Unidos y Europa la importancia de la mano de obra de los indocumentados, principalmente en Norteamérica, donde los latinos sufrirán más persecución si entra en vigencia una nueva Ley Migratoria.

Los cancilleres celebrarán otra reunión en marzo próximo, la tercera del 2006, en Antigua Guatemala, Sacatepéquez, donde definirán con quiénes dialogarán en el Senado y el Congreso de la Unión Americana, para buscar una salida a favor del éxodo, afectado por la nueva normativa.

El Congreso de Estados Unidos aprobó una reforma a la Ley Migratoria en diciembre de 2005, que establece, entre otras restricciones, la construcción de un muro de mil 500 kilómetros de longitud sobre la frontera con México, medida que ha indignado a activistas humanitarios y a autoridades gubernamentales de Latinoamérica.

Colombia llama a EEUU a equilibrar su política migratoria con América Latina

La cancillera colombiana Carolina Barco, hizo un llamado a Estados Unidos a buscar un equilibrio entre su seguridad interna y la inmigración latinoamericana, al abrir una reunión de cancilleres de diez países que buscan una posición común en el tema.

"Nuestra misión consiste en que los movimientos migratorios del siglo XXI estén caracterizados por el respeto al derecho de las personas, la cooperación y la búsqueda de un equilibrio entre las legítimas preocupaciones de seguridad de los Estados y el flujo eficiente de personas y bienes", dijo la ministra.

La funcionaria puntualizó que es en "ese sentido en que abordaremos la situación de nuestros connacionales en Estados Unidos, un país tradicionalmente abierto a la inmigración y donde el aporte de los migrantes de distintas nacionalidades en su desarrollo ha sido fundamental".

"Sin embargo, a raíz de los eventos (ataques terroristas) del 11 de septiembre de 2001, el péndulo parece moverse en dirección contraria y se ve una clara tendencia a mirar con mayor recelo la migración", se quejó Barco, quien instó a sus homólogos a una discusión "propositiva" del tema.

El canciller de Ecuador, Francisco Carrión, dijo que la medida es de "enorme importancia para los ecuatorianos", y por eso su país "quiere aportar para conseguir que haya una posición más comprensiva y sensata por parte de Estados Unidos".

A su vez, el vicecanciller de Panamá, Ricardo Durán, indicó que su país considera que las diez naciones podrán lograr una propuesta "integral" para conseguir de Washington una posición "más flexible". "El problema de seguridad lo tenemos todos, por eso todos tenemos que hacer un esfuerzo" frente a la migración, puntualizó Durán.

Se espera que al término del encuentro los funcionarios emitan un documento de consenso sobre el tema que preocupa al conjunto de la región.


Descarga la aplicación

en google play en google play