Escúchenos en línea

Comienza a extenderse rebeldía popular en Puerto Rico

None | 3 de Diciembre de 2005 a las 00:00

Por Jesús Dávila, corresponsal en San Juan del Diario La Prensa de New York

Un intento gubernamental por borrar un mural en recordación del jefe clandestino Filiberto Ojeda en un proyecto de vivienda pública levantó un frente de rebeldía popular y puso de manifiesto que una controvertible canción de protesta violenta en música "rap" parece haberse regado de manera subterránea por barrios y caseríos.

"Lucha, lucha, como lucha libre, por la libre, viva Puerto Rico libre, hay mucho tiburón en el Caribe, 100 x 35 es el calibre", dice en una parte la canción que será interpretada hoy por el grupo Residente Calle 13 en el momento culminante de una protesta en el "Residencial Manuel A. Pérez", donde se han alzado los vecinos en defensa del gigantesco mural que denuncia la muerte de Ojeda a manos del FBI y otras instancias represivas.

La confrontación con el Estado se produce luego de que los vecinos conocieran de las intenciones del Departamento de la Vivienda de eliminar el mural, que cubre todo un lado de uno de los edificios. El periódico El Nuevo Día informó que el administrador de Vivienda Pública, Carlos Laboy, aseguró no estar al tanto pero fue claro en que "las paredes de los edificios no son tablones de expresión pública. Recuerda que estas son propiedades que se reglamentan por disposición federal (de Estados Unidos)".

Hasta hace apenas unos años el propio gobierno promovía que los vecinos de los proyectos de vivienda pública pintaran murales en las paredes exteriores de los edificios.

Los vecinos, por su parte, defienden su derecho a tener obras de arte público que recuerden la historia y denuncien temas tales como los ataques de la Guardia Nacional a los trabajadores, la muerte de Ojeda y la instalación de cámaras de vigilancia en los vecindarios. Por lo menos media docena de grupos musicales han aceptado la invitación a participar en la protesta, que se llevará a cabo hoy al anochecer.

Pero dentro de todo el cuadro, lo que surgió a la superficie fue que la canción "Querido FBI" -probablemente la canción protesta más rebelde producida en los últimos 25 años- estaba recorriendo la ruta que sus autores plantearon. La canción hace un llamado a "que se activen" los vecindarios pobres, las barriadas, "urbanizaciones y caseríos" porque "el FBI se ha metido en un lío… está jodío" y "ahora voy a explotar con estilo en el nombre de Filiberto Ojeda Ríos".

Se trata de un fenómeno en medio de un ambiente controlado por empresas distribuidoras y difusoras del material discográfico, pues luego de su presentación como mera noticia a días de la muerte del Comandante del Ejército Popular Boricua-Macheteros, la canción no apareció más en las programaciones comerciales.


Descarga la aplicación

en google play en google play