Escúchenos en línea

PLC ratifica a Rizo como su candidato

None | 23 de Abril de 2006 a las 00:00

El Partido Liberal Constitucionalista (PLC) ratificó el domingo la candidatura presidencial de José Rizo Castellón, quien marcha cuarto en las encuestas de intención de voto. La ratificación fue realizada por la unanimidad de los más de 1,500 liberales que participaron en una convención con ese propósito por solicitud del primer vicepresidente del PLC, Wilfredo Navarro.

"Voy a ganar con el Partido Liberal y sus aliados", dijo Rizo, quien fue escogido candidato presidencial del PLC el pasado 2 de abril en elecciones primarias. Advirtió que "un gobernante sin partido jamás podrá gobernar bien y Nicaragua no puede darse el lujo de esperar más tiempo para resolver las grandes tareas pendientes".

Rizo nombró como su Jefe de Campaña al banquero Gilberto Wong, quien fue Secretario de Comunicación Social y Director de Zonas Francas durante el gobierno de Alemán, y en este último cargo también lo mantuvo el presidente Enrique Bolaños durante sus primeros años de gobierno.

Asimismo, Rizo nombró como Director Financiero de su campaña a Guillermo Potoy Angulo, ex Contralor General de la República y Presidente del minúsculo Partido Socialdemócrata de Nicaragua. Antes de ingresar a la política, Potoy fue hombre de confianza de la familia Pellas.

El PLC es la fuerza mayoritaria en la Asamblea Legislativa y sus miembros ocupan plazas en varios poderes del Estado, pese a que el actual mandatario Enrique Bolaños abandonó las filas de los liberales que lo llevaron al poder.

Según un encuesta Cid-Gallup publicada la semana pasada, el candidato disidente liberal Eduardo Montealegre está levemente adelante en las preferencias para las elecciones presidenciales de noviembre al obtener 22% de las intenciones de voto.

En segundo lugar figura el disidente sandinista Herty Lewites con 18% de las simpatías, seguido de cerca por el aspirante del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) Daniel Ortega con 16% y más abajo viene Rizo con 13%.

Rizo señaló al presidente Bolaños de ser el responsable del fortalecimiento de los sandinistas. Según Rizo, el mandatario tuvo la "torpeza política", en su lucha anticorrupción, de dejar a Alemán "en manos" de la justicia controlada por los sandinistas, por su "obsesión" de quedarse con el liderazgo del PLC.

Según el calendario electoral, el 11 de mayo próximo vence el plazo para inscribir alianzas para los comicios generales de noviembre. El gobierno de Estados Unidos, e influyentes empresarios nicaragüenses y centroamericanos, diplomáticos y diversos sectores políticos han presionado a los dos candidatos presidenciales liberales –Montealegre y Rizo– a unirse para enfrentar a Ortega.

Alemán a la ofensiva

Durante la convención del PLC fue difundida una grabación con un mensaje del ex presidente Arnoldo Alemán, quien a pesar de haber sido condenado a 20 años de prisión por delitos de malversación de fondos públicos sigue manejando los hilos del partido opositor.

El mensaje de Alemán dirigido a apoyar la candidatura presidencial de Rizo y a fustigar a los disidentes de su partido fue antecedido por el tema musical "Jefe de jefes" de los Tigres del Norte.

Alemán defendió el acuerdo que suscribió en 1999 y ratificó en 2005 con el líder sandinista Daniel Ortega, que permitió a ambos controlar los poderes de Estado de este país. Señaló el arreglo con Ortega fue por "necesidades de gobernabilidad" y "para poder sobrevivir como Gobierno".

El ex mandatario liberal agregó que el acuerdo o "pacto", como es llamado por sus adversarios, era inevitable por "debilidades de la democracia". Alemán anotó que gobernó con mayoría en el Parlamento, pero sin suficientes votos para reformar la Constitución.

Ortega y Alemán juntaron en dos ocasiones sus votos en el Parlamento para hacer enmiendas a la Carta Magna en beneficio de sus grupos políticos. Primero, entre 1999 y 2000, y luego entre 2004 y 2005.

Las primeras reformas permitieron al PLC y al FSLN controlar el Poder Judicial, Poder Electoral, Ministerio Público, Contraloría General de la República, la Procuraduría de Derechos Humanos y otras instituciones públicas.

En las reformas del 2005, liberales y sandinistas en el Parlamento ratificaron otras reformas constitucionales que trasladan facultades del Ejecutivo al Legislativo. Pero estas enmiendas quedaron en suspenso hasta el 20 de enero de 2007 al aprobarse un acuerdo marco que las dejó sin efectos por este período gubernamental, tras fuertes presiones de la sociedad civil nicaragüense que salió a las calles a protestar.

Alemán llamó "ingenuos" a sus críticos por creer que se puede gobernar este país "sin tener después que negociar para poder sobrevivir como gobierno".

Arremete contra Montealegre

"Muchos pollos que apenas nacieron ya se quieren pelear con el gallo. Si pudieran estar a mi altura, pues tendrían que pasar muchos años y no pienso dejarles el puesto. (…) Hay quienes andan gritando por ahí que tienen derechos hereditarios de la corona presidencial. Aún a ellos les decimos que las puertas están abiertas para sumar, para producir algo más que unos pocos cuantos votos de pequeñas y viejas oligarquías innobles y perturbadoras. Que necios son los que sin ir unidos para ganar con gran mayoría, creen gobernar sin tener después que negociar para poder sobrevivir como gobierno", dijo Alemán en clara alusión a las posiciones del disidente liberal Eduardo Montealegre.

Y luego advirtió: "si los necios de hoy se empecinan en dividir el voto democrático, para evitarlo luchemos por denunciar la división del voto democrático, luchemos en cada rincón del país, para que los necios que viven de los sueños de viejas innobles y perturbadoras ideas del ayer no tengan lugar en nuestros corazones liberales, cada voto que divide y perdemos frente a nuestros verdaderos adversarios, pero al mismo tiempo seamos gestores de unidad y pidamos a nuestros amigos, a nuestros vecinos, a nuestros familiares que busquemos sumar y no restar y busquemos la reconciliación entre nosotros mismos. (…) Debemos rechazar la continuidad de este gobierno, rechacemos los planes de seguir intentando la destrucción de nuestro partido por quienes insisten en las mentiras y en las calumnias en contra de nuestros líderes".

Alemán denunció que Eduardo Montealegre pretende dividir "el voto democrático" para facilitar el triunfo de los sandinistas en las elecciones de noviembre próximo y pidió a sus seguidores ir a "cada rincón" del país a denunciar a Montealegre. "Luchemos por denunciar la división del voto democrático" que propicia Montealegre, pidió Alemán.

El objetivo será persuadir a los nicaragüenses de que sólo el PLC y su candidato pueden derrotar al FSLN, indicó el ex mandatario. Alemán pidió a los liberales rechazar a Montealegre porque a su juicio representa la "continuidad de este Gobierno" que preside Enrique Bolaños. Agregó que si Montealegre gana la Presidencia seguirá "intentando la destrucción" del PLC que, según dijo, inició Bolaños hace cinco años.

"Hagamos la tarea de convencer a nuestros hermanos que no vale la pena seguir luchas entre nosotros y tener la mira hacia al futuro con una victoria del presente", anotó.

El líder liberal minimizó la fortaleza de Montealegre, favorito a ser presidente de Nicaragua, según las encuestas. Según Alemán, Montealegre es un "tren" que no tiene vía para llegar a la Presidencia, en alusión a ALN-PC, una coalición de pequeños partidos que nació hace dos años. "La única vía es el PLC", agregó.

Alemán estimó que el PLC y Rizo darán al sandinismo "la más grande apaleada de la historia", pero para lograrlo, admitió, los partidos de derecha deben unirse. Consideró que las próximas elecciones generales son las "más importantes de las últimas décadas", por lo que abogó por la unidad de "las fuerzas democráticas".

Al evento político del PLC asistieron embajadores, funcionarios de diferentes poderes del Estado, monseñor Eddy Montenegro, aliados, el presidente de la empresa privada, Erwin Kruger, y otros.


Descarga la aplicación

en google play en google play