Escúchenos en línea

Sigue juicio por lavado de dinero contra Alemán en Estados Unidos

None | 2 de Abril de 2006 a las 00:00

Un tribunal estadounidense abrirá una acción civil al ex presidente nicaragüense Arnoldo Alemán con relación al origen de unos 700.000 dólares en certificados que había depositado en bancos de Estados Unidos y que le fueron congelados por sospechas de lavado de dinero.

El dinero confiscado permanece congelado en el Terrabank de Coral Gable, Florida. El origen del dinero fue investigado por la Agencia de Aduanas de Estados Unidos, sobre la base de operaciones financieras realizadas con supuesto dinero estatal por Byron Jerez –ex director general de Ingresos del gobierno de Alemán– a favor del entonces presidente y varios miembros de su familia. Entre los titulares de los certificados están los hijos de Alemán: María Alejandra, Arnoldo José (ya fallecido), María Dolores y Carlos Miguel.

La vocera de la embajada de los Estados Unidos, Preeti Shah, dijo que el juez que lleva la causa citó la audiencia para el próximo 17 de abril, pero podría realizarse unos días después. El caso será conocido por un jurado en una Corte de Distrito del Sur de la Florida y el juez Federico Moreno, quien ordenó la confiscación del dinero en marzo de 2003.

Una de las hijas de Alemán, María Alejandra, dijo al diario La Prensa que no han recibido notificación de la apertura del juicio, pero manifestó alegría "porque ya nos van a devolver la plata".

El abogado de Alemán en esta capital, Mauricio Martínez, dijo que los papeles en custión son "siete viejos certificados a plazo fijo que han ganado muchos intereses". Agregó que las autoridades estadounidenses ya han entregado varios certificados a la familia Alemán.

Alemán fue condenado a 20 años de cárcel por un tribunal nicaragüense por fraude al Estado y lavado de dinero, pero goza de libertad condicional por razones de salud. Aún mantiene una apelación ante un tribunal de la materia. También el ex presidente es acusado por la Fiscalía Anticorrupción de Panamá por supuesto lavado de unos 50 millones de dólares.

Alemán dice: «soy un ladrón, pero del corazón de los nicaragüenses»

El reo Arnoldo Alemán declaró que no está preocupado ni teme a la justicia panameña, que en los próximos días decidirá un posible juicio por lavado de capitales.

"No estoy preocupado porque, quien no las debe, no las teme", afirmó el ex mandatario tras visitar al cardenal Miguel Obando, en la sede de la Universidad Católica, a las afueras de Managua. Alemán dijo que la orden de captura internacional que la Fiscal Anticorrupción de Panamá, Mercedes de León, solicitó el jueves en su contra ante un juez panameño es como enviarle "una carta al niño Dios".

Alemán y cinco de sus allegados quedaron el jueves a las puertas de un posible juicio en Panamá por el delito de lavado de capitales por valor de 58.2 millones de dólares del erario público nicaragüense.

El juez suplente del Juzgado Tercero de Circuito Penal de Panamá, Adolfo Mejía, dijo tras la audiencia preliminar del jueves que se acogerá a los términos legales de 30 días, más un día adicional por cada 100 páginas del voluminoso expediente, para decidir si enjuicia o no a los seis acusados.

La fiscal anticorrupción de Panamá, Mercedes de León, acusó de lavado de dinero a Alemán; a su esposa María Fernanda Flores de Alemán; al padre de ésta, José Antonio Flores; al ex director de Ingresos de Nicaragua Byron Jerez, a su esposa Ethel González, y a la hija de ambos, Valeria Jerez. De León pidió al juez que los acusados sean "llevados a juicio" y se dicte "detención preventiva" contra ellos.

Además, solicitó el "sobreseimiento provisional" del ex ministro de Hacienda de Nicaragua Esteban Duque y de otros cinco nicaragüenses investigados por este caso, abierto en el 2002 por la Fiscalía Anticorrupción de Panamá.

El pedido de la fiscal panameña sobre la posibilidad de que Nicaragua extradite al ex presidente Alemán no procede, dijo su abogado. El abogado Mauricio Martínez señaló que entre ambos países centroamericanos no existe un tratado de extradición.

Martínez dijo al respecto que "no hay pruebas, no existe ninguna orden escrita ni orden verbal del ex presidente Alemán para que se hicieran transferencias de fondos a Panamá".

Pero De León aseguró en Panamá que Alemán ordenó el cierre de las cuentas cuando supo de las investigaciones.

Las autoridades panameñas mantienen congelados en bancos de ese país 9.1 millones de dólares, en valores y propiedades que fueron adquiridas con fondos que salieron supuestamente de las arcas del Estado de Nicaragua.

A Alemán se le vincula con la supuesta desviación de 58 millones de dólares de la Tesorería General de Nicaragua a través de 25 cuentas bancarias en una decena de bancos panameños para lo que utilizaron unas 60 sociedades anónimas creadas en Panamá, aseguró la fiscal.

Alemán dijo que la Fundación Democrática Nicaragüense (FDN) recibió fondos de supuestos donantes extranjeros para financiar la campaña electoral del Partido Liberal Constitucionalista (PLC) que llevó al poder al presidente Enrique Bolaños, en el 2001.

"Deberían ir a preguntar al presidente actual, a los embajadores de Taiwán que nos brindaron apoyo para la democracia, para la capacitación" para el PLC, sostuvo Alemán, principal líder de este colectivo. Agregó que su partido actualmente tiene un ejército cívico de personas que sabe defender el voto.

El ex mandatario dijo que él lo único que le ha robado al pueblo nicaragüense ha sido su "corazón", y acusó a los medios de prensa y a sus adversarios políticos de tacharlo de "ladrón" desde que inició el 2 de mayo de 1990 su carrera política como alcalde de Managua. "Sigo siendo un ladrón porque sigo robando el corazón de mi gente y de mi pueblo", dijo el ex gobernante.

Alemán fue condenado en diciembre del 2003 en Nicaragua a 20 años de prisión por lavado de dinero y desde hace seis meses cumple la pena en régimen de convivencia familiar en su hacienda El Chile por ser un reo valetudinario.


Descarga la aplicación

en google play en google play